¿Pagaste más por algo? Estas tarjetas te lo reembolsan

Los plásticos te devuelven dinero, si el producto que adquiriste bajó de precio luego de tu compra; las reglas y procesos para reembolsos difieren de una compañía a otra.
tarjeta de credito computadora  (Foto: iStock by Getty Images)
Kathryn Vasel
NUEVA YORK (CNNMoney) -

¿Te gustaría no tener que preocuparte por haber conseguido el mejor precio al comprar algo? Deseo cumplido.

Ya hay tarjetas de crédito que ofrecen a sus clientes programas de protección de precios, donde les devuelven dinero si un artículo bajó de precio después de haberlo comprado. El ahorro puede ascender a miles de dólares por año. Pero como ocurre con la mayoría de los beneficios de las tarjetas de crédito, a menudo no es aprovechado.

"La protección de precios está muy infrautilizada, especialmente si tenemos en cuenta la cantidad de dinero que puedes ahorrar", lamentó Matt Schulz, analista de la industria en CreditCards.com.

Las reglas y el proceso de conseguir un reembolso difieren de compañía a compañía, y algunos son más fáciles que otros. Aquí algunos detalles:

Citi: Price Rewind Citi permite a su titulares  obtener la devolución de hasta 300 dólares en un solo artículo, con un tope de 1,200 dólares al año. El programa pide que los clientes encuentren y registren sus compras en línea. Luego, la compañía realiza un seguimiento a ese artículo durante 60 días. Si el precio baja dentro de ese período, el usuario puede solicitar el reembolso de la diferencia.

El año pasado, Citi emitió 119,000 reembolsos por un total de casi 4 millones de dólares. El reembolso promedio fue de 33.50 dólares.

Discover: Aunque el reembolso máximo de Discover supera al de Citi, el inconveniente es que el proceso no está en línea todavía. Los clientes tienen que llamar a la compañía para reportar el reclamo del reembolso y luego enviar por correo el formulario de reclamación firmado, el recibo de la compra, el extracto de la tarjeta de crédito con la compra y la prueba de un precio más bajo.

El programa Price Protection de Discover permite un reembolso máximo por artículo de 500 dólares dentro de los 90 días posteriores a la compra, con un tope anual de 2,500 dólares por cuenta.

Chase: Varias de las tarjetas de crédito de Chase, entre ellas Freedom, Slate y Sapphire Preferred, ofrecen protección del precio. Los tarjetahabientes deben llamar a la compañía para solicitar un formulario de reclamación y luego devolverlo junto con los recibos originales y la prueba (puede ser un anuncio publicitario) de que existe un precio más bajo.

El precio más bajo debe encontrarse dentro de los 90 días posteriores a la compra original, y los clientes pueden solicitar el reembolso de hasta 500 dólares por artículo, sin sobrepasar los 2,500 dólares al año.

MasterCard: También ofrece protección de precios, pero como  en Discover y Chase, el rastreo de los artículos corre a cargo del propio cliente y el reclamo ha de solicitarse por correo.

Los clientes de las tarjetas estándar de MasterCard pueden hacer cuatro reclamaciones en un período de 12 meses por un máximo de 250 dólares por artículo dentro de 60 días después de una compra.

Para solicitar un reembolso, los clientes deben enviar por correo un formulario de reclamación junto con el recibo original, el extracto de la tarjeta de crédito correspondiente y una copia del anuncio con el precio más bajo.

En general, los compradores que deseen utilizar esta ventaja deben prestar atención a la 'letra pequeña' para obtener el máximo provecho de ella. Por ejemplo, debido a los límites sobre la cantidad de solicitudes permitidas o el monto máximo reembolsado, los compradores deben elegir estratégicamente los artículos por los que desean reclamar.

"La protección de precios por lo general funciona mejor cuando el gasto es fuerte, puede que no valga la pena hacer el trámite para ahorrar un puñado de dólares en un nuevo par de pantalones", dijo Schulz. "Sin embargo, el potencial de ahorro en un nuevo televisor o un lavavajillas sí vale la pena el esfuerzo."

Hay que tener en cuenta que las reclamaciones deben ser presentadas dentro de un cierto período después de la compra, y que no cualquier artículo es elegible para un reembolso. Por ejemplo, boletos, joyas y artículos perecederos no suelen considerarse, tampoco los productos comprados en sitios de subastas.

Según Schulz, Citi ofrece el proceso más eficiente. La automatización del proceso fue un movimiento estratégico para reforzar la lealtad del cliente. "Como consumidor, no presentaría por correo una reclamación incluso si viera un mejor precio", dijo Mary Hines, directora gerente de beneficios, desarrollo de nuevos productos y recompensas globales en Citi.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe los mejores tips para tu ahorro, gasto e inversión.

Los beneficios ayudan a crear lealtad a la marca, por ello las compañías están trabajando para mejorar esas ventajas.

"Cuando los clientes conocen los beneficios asociados a la tarjeta, suelen usarla más", dijo Rich Rozbicki, vicepresidente senior de productos básicos en MasterCard.

Ahora ve
Tesla desvela su prototipo de tráiler eléctrico con conducción autónoma
No te pierdas
×