La detención de migrantes indocumentados se incrementa en Arizona

El incremento es del 6% en el periodo del 1 de octubre al 30 de abril, en comparación al mismo periodo de hace un año
Inmigrantes hispanos esperan el momento oportuno para cruzar la frontera de México con Estados Unidos
Inmigrantes rumbo a EU  Inmigrantes hispanos esperan el momento oportuno para cruzar la frontera de México con Estados Unidos  (Foto: )
  • A+A-
Por:
/
NOGALES (AFP) -

Las detenciones de inmigrantes indocumentados en Arizona se han incrementado 6% del 1 de octubre al 30 de abril, con relación al mismo periodo del año anterior, informó este lunes la Patrulla Fronteriza.

Según esta institución, en total se hicieron 148,232 detenciones, 8,000 más que en ese periodo del año pasado.

La gobernadora de Arizona, Jan Brewer, promulgó en mayo una ley que criminaliza la inmigración ilegal en ese estado, el primero de Estados Unidos con una normativa de este tipo.

La ley, que entrará en vigor a finales de julio, inyecta más temor en los inmigrantes sin documentos que ya están en Estados Unidos, que en los que desean cruzar la frontera a pesar de los peligros.

"¿Qué le vamos a hacer? Que sea lo que Dios quiera", dijo el mexicano Mario Martínez de 36 años, que junto a otros cinco hombres, lleva más de siete días en la ciudad fronteriza de Nogales (Sonora, México) esperando "el mejor momento" para el cruce.

Este grupo ya ha sido detenido dos veces por la Patrulla Fronteriza, la última vez cuando llevaban tres días caminando por el desierto, pero aun así, no han perdido la esperanza de llegar a Tucson (Arizona), donde esperan ser transportados hasta su destino final: Los Ángeles (California).

"Somos gente muy pobre, desde hace un año no tengo un empleo fijo en México y ya no podemos seguir así", dijo el joven padre de dos hijos.

Agregó que sus pocos ahorros los ha invertido en poder llegar "al norte" y ahora lo único que le queda es seguir intentando el cruce.

Para la investigadora del Centro Binacional de Inmigración de la Universidad de Arizona (UA), Raquel Goldsmith, ese estado es el "epicentro" del debate sobre la inmigración ilegal y eso explica que hayan surgido algunas de las leyes más severas en contra de aquellos que no tienen papeles.

La especialista explicó que no es una sorpresa que la aprobación de la ley SB1070 no frene el flujo migratorio, porque "no es la respuesta al problema de la inmigración indocumentada", dijo.

La nueva regulación, que entrará en vigor el próximo 29 de julio, otorga el poder a las autoridades locales para preguntar por el estatus migratorio de aquellas personas sospechosas de estar de manera ilegal en Estados Unidos.

La legislación convierte en un delito solicitar empleo en las calles, tal y como lo hacen los jornaleros y exige a los extranjeros llevar siempre consigo sus documentos migratorios, entre otras cosas.

Goldsmith considera que después de los atentados terroristas del 11 de septiembre de 2001, el debate migratorio se ha dividido entre aquellos que buscan incrementar la seguridad fronteriza con más agentes y mayor tecnología y quienes ven el tema como un asunto económico, que sirve para mantener una mano de obra barata.

"Los inmigrantes indocumentados no dejarán de cruzar la frontera, no importa cuántas leyes más sean aprobadas a nivel estatal en Arizona. Se debe buscar una verdadera solución que permita a las personas venir a trabajar de una forma legal", señaló.

Ahora ve