Estados Unidos creó una red de inteligencia inmanejable, reporta diario

Tras los ataques del 11 de septiembre de 2001, la comunidad antiterrorista y de contrainteligencia de EU creció de forma anárquica
cia
cia  cia  (Foto: )
  • A+A-
Por:
/
(Reuters) -

Los atentados del 11 de septiembre de 2001 en Estados Unidos han creado una comunidad de inteligencia tan grande y tan complicada que es inmanejable e ineficiente, y nadie sabe cuánto cuesta, según una investigación de dos años del diario The Washington Post.

Antes de la publicación, muchos en la comunidad de inteligencia estaban preocupados de que los artículos revelaran mucha información sobre los contratistas y las tareas clasificadas que realizan.

El artículo del Post, que apareció en la edición del lunes, dice que la investigación descubre "un Estados Unidos secreto y oculto del público y que no tiene supervisión rigurosa. Después de nueve años de gasto y crecimiento sin precedentes, el resultado es que el sistema que se estableció para mantener seguro a Estados Unidos es tan grande, que su efectividad es imposible de determinar”.

La investigación del diario encontró que “33 complejos de edificios para labores de inteligencia secreta están construyéndose o han sido construidos desde septiembre de 2002”. Eso equivale a tres Pentágonos.

“Mil 271 organizaciones gubernamentales y 1,931 compañías privadas trabajan en programas relativos al contraterrorismo, a la seguridad nacional y a la inteligencia en cerca de 10,000 lugares a lo largo de Estados Unidos”, según el Washington Post, con un estimado de 854,000 personas con autorización en cuestiones secretas de seguridad.

“Ha habido tanto crecimiento desde el 11 de septiembre que abarcar todo eso es un reto, y no sólo para el director de Inteligencia Nacional, sino para cualquier individuo, como el director de la CIA o el secretario de la Defensa”, le dijo al Post Robert Gates, secretario de la Defensa.

Hemos evitado ataques

“Sabemos que la comunidad de inteligencia creció significativamente y muy rápido después del 11 de septiembre”, le dijo un funcionario del gobierno a CNN este lunes. “Parte de eso fue ineficiente. Estamos observando las ineficiencias. Y recuerden, hemos evitado ataques”.

El Post dijo que su investigación "se basa en documentos gubernamentales y en contratos, descripciones de empleos, registros de propiedad, sitios web de redes sociales y redes corporativas, registros adicionales y cientos de entrevistas con funcionarios de inteligencia, militares y corporativos y ex funcionarios”. Muchos de ellos pidieron anonimato.

Aunque los funcionarios estaban preocupados por el contenido de los artículos del periódico antes de la publicación, lo que más les intranquilizaba era el componente “interactivo” de la investigación, en los que según ellos, se nombran lugares en donde la CIA, la Agencia de Seguridad Nacional y las otras agencias que conforman la comunidad de inteligencia tienen instalaciones.

Muchos de esos sitios no son públicamente conocidos, dijeron algunos funcionarios.

Los funcionarios estaban preocupados por las implicaciones en seguridad de esas revelaciones. Así lo puso uno de ellos: “En primer lugar, algunos lugares son objetivos de ataques… revelar su ubicación preocupa a los encargados de contrainteligencia y el contraterrorismo”.

Los funcionarios dicen que se habló con el Washington Post sobre cambios en la página web. No se supo inmediatamente si de hecho hubo cambios en el sitio, pero el mapa interactivo disponible en la mañana del lunes muestra más de 2,000 ubicaciones del gobierno y casi 7,000 de contratistas privados.

En dos comunicaciones, los oficiales le pidieron al Post no publicar las direcciones, dijo el lunes el funcionario del gobierno.

Se había comentado en Washington por algún tiempo que el Post estaba trabajando en una serie investigativa sobre la comunidad de inteligencia. Pero sólo fue en días recientes que la profunda preocupación de los funcionarios de inteligencia se hizo más evidente.

El diario dijo que tomó medidas para calmar las preocupaciones sobre la seguridad pública.

“Por la naturaleza de este proyecto, permitimos a los funcionarios del gobierno ver la página web hace algunos meses y les pedimos que nos dijeran cualquier preocupación específica. En ese momento no dijeron nada”, dijo el Post en un mensaje publicado en su sitio web.

“Mientras evolucionaba el proyecto, compartimos los avances. De nuevo, les preguntamos sobre algunas preocupaciones específicas. Una dependencia del gobierno objetó cierta información y, al darnos sus razones, la removimos. Otra agencia objetó que toda la información en el sitio web podía ser un riesgo para la seguridad nacional, pero no dio comentarios más específicos”.

Un mensaje del Centro de Apoyo de la Dirección de Inteligencia Nacional, obtenido por CNN, dice a los contratistas: “Los empleados deben ser recordados que nunca deben confirmar ni negar información contenida en esta o en cualquier publicación de medios”.

Y advierte que los servicios de inteligencia extranjeros, los grupos terroristas y los “elementos criminales” podrían querer usar la información.

“Específicamente, recomendamos que las compañías afectadas por esta publicación y por la página web evalúen la situación y tomen medidas para mitigar el riesgo de su fuerza de trabajo, sus instalaciones y su misión”, incluyendo “reforzar la seguridad y las protecciones de contrainteligencia y medidas para aumentar la conciencia del riesgo en los empleados”.

Mensajes similares de los militares y de otras agencias también fueron emitidos.

Ahora ve