Conferencia de gobernadores termina con un llamado a reforzar la seguridad

La reunión sostenida en Nuevo México entre gobernadores fronterizos termina con un llamado a reducir la violencia y reforzar la seguridad
EFE. Richardson  Bill Richadson visita a José María Aznar
/
DALLAS, Texas (Notimex) -

La seguridad a lo largo de la frontera entre México y Estados Unidos debe ser responsabilidad compartida, dijeron los gobernadores de las entidades fronterizas al concluir este lunes su reunión de dos días en Santa Fe, Nuevo México.

En una declaración firmada al término de la edición 28 de la Conferencia de Gobernadores Fronterizos México-Estados Unidos, los mandatarios se comprometieron a apoyar “todos los esfuerzos para prevenir la violencia transfronteriza y reducir la tensión a lo largo de la frontera”.

“Apoyamos los esfuerzos de los dos gobiernos para reforzar la seguridad en ambos lados de la frontera como un componente de los esfuerzos binacionales de proteger los derechos de todos los individuos”, precisaron.

“Al mismo tiempo apoyamos las tecnologías que nos permitirán la implementación de medidas de seguridad más eficientes y efectivas”, señalaron los gobernadores.

Reconocieron la importancia de prevenir el tráfico de armas de Estados Unidos a México como un elemento clave en la lucha contra el crimen organizado y celebraron la firma de un acuerdo para que las autoridades mexicanas tengan acceso a bancos de datos electrónicos para rastrear armas.

En la declaración conjunta, los mandatarios estatales apoyaron también las medidas para combatir el lavado de dinero en concordancia con las actividades comerciales formales.

Reiteraron además su reconocimiento de la necesidad de una reforma migratoria integral a nivel federal y la de establecer un proceso de reparación ordenado que tenga como premisa fundamental el respeto de la dignidad y los derechos humanos.

Los gobernadores señalaron la necesidad de destinar planeación y recursos apropiados para mantener y expandir los cruces fronterizos y advirtieron que las largas filas en los puertos de entrada frenan el comercio, afectan la calidad del aire y deterioran las comunidades.

La declaración fue firmada por los gobernadores mexicanos de Baja California, Guadalupe Osuna Millán; Chihuahua, José Reyes Baeza; Coahuila, Humberto Moreira Valdez; Nuevo León, Rodrigo Medina de la Cruz, y Sonora, Guillermo Padres Elías.

Por la parte estadounidense firmaron el documento, Abel Maldonado, representante del gobernador de California, Arnold Schwarzenegger, y Bill Richardson, gobernador de Nuevo México y anfitrión del evento.

El gobernador de Texas, Rick Perry y la gobernadora de Arizona, Jan Brewer, no asistieron al encuentro al no estar de acuerdo en que éste se efectuara en Santa Fe y no en Phoenix, Arizona, como había sido originalmente planeado.

La sede de la conferencia fue trasladada a Santa Fe luego de que los gobernadores mexicanos decidieran en junio pasado boicotear la reunión si se realizaba en Arizona, por la promulgación en esa entidad de la ley de inmigración SB1070.

“Cuando Arizona aprobó esta ley, a la que nos oponemos la mayor parte de nosotros, vi una oportunidad, una oportunidad de convocar a la gente a unirnos”, explicó Richardson.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

“Organicé esta conferencia aquí en Santa Fe para discutir nuestras diferencias, no para aprobar leyes que dividen más a la gente. Esta es una oportunidad para movernos hacia adelante en una forma productiva, como región”, subrayó.

“Creo que obtuvimos lo que veníamos a buscar. Todos somos gobernadores que lidiamos con estos asuntos a diario. Nos corresponde el atender estos asuntos y encontrar formas de superar los obstáculos”, concluyó.

Ahora ve
Vecinos trabajan con sus propias manos para revivir las Cascadas de Agua Azul
No te pierdas
×