Una película 'desnuda' la vida sexual de los matrimonios egipcios

El documentalista Amr Bayoumi produjo una cinta que busca que los egipcios conozcan y hablen más de "sexo normal"
Egipto - matrimonios
Egipto - matrimonios  Egipto - matrimonios
Barry Neild
Autor: Barry Neild
(Reuters) -

A unos segundos de responder el teléfono para comentar sobre su último film, el documentalista Amr Bayoumi opta por hablar sobre orgasmos femeninos.

Aunque puede parecer extraño que un hombre egipcio hable con tanta franqueza de sus asuntos íntimos, Bayoumi es un experto en la materia.

Su cinta Sex Talk, que muestra a sus compatriotas revelando detalles de sus relaciones físicas, es la segunda exploración en un tema que en Egipto generalmente es considerado un tabú.

El aspecto más inusual de su conversación es precisamente su disposición a hablar sobre películas que abordan el sexo o, como insiste Bayoumi, sobre "sexo normal".

"En el 2005 pensé hacer una pequeña cinta de entrevistas a mujeres para que hablaran de sus momentos de placer, de sus orgasmos", dijo.

"En el proceso de investigación intenté encontrar libros o estudios académicos … y descubrí que no existe ninguno en Egipto que se enfoque en relaciones sexuales normales.

"Encuentras material sobre prostitución o abuso a menores, pero nada sobre comportamiento sexual normal".

De esa forma es como, dijo, llegó a filmar Sex Talk, un documental centrado en el sexo matrimonial, en el que varias parejas egipcias divulgan detalles íntimos de sus actividades de alcoba.

La masturbación, la infidelidad, la frustración sexual y la pérdida de la virginidad quedan al desnudo, así como el polémico tema de la circuncisión femenina, una práctica prohibida pero que aún se lleva a cabo de manera general.

La cinta muestra a diversos entrevistados anónimos hablando, con total franqueza, de su vida privada.

Todos las personas que contactó Bayoumi insistieron en permanecer en el anonimato, así que sus rostros fueron oscurecidos. Pero aún así fue difícil encontrar a los voluntarios adecuados, admitió el director.

"No pude utilizar a todos los entrevistados porque cuando se sentaban frente a la cámara, no podía sacarles algo que fuera verdad. Empezaban a darle vueltas al tema", contó.

Las entrevistas se intercalan con opiniones de sexólogos egipcios, así como con imágenes de hombres y mujeres avergonzados que son abordados en la calle para que comenten el tema.

Bayoumi dijo que tomó una decisión consciente de enfocarse en el sexo marital para resaltar las “contradicciones” sociales.

“El sexo dentro del matrimonio es legal y aceptado por la religión, por lo que se supone es libre y sin complicaciones. Pero tiene muchos asuntos complicados, no es un campo libre”.

Él sostiene que su cinta no tiene la intención de exponer lascivamente las conductas sexuales privadas, sino que es un intento de contrarrestar la falta de información que puede llevar al abuso o a aumentar los divorcios en Egipto.

Casi 40% de los matrimonios en Egipto terminan en divorcio, según la Agencia Central de Movimiento Público y Estadística de Egipto. Es el índice más alto en el mundo árabe.

En Egipto hablar de sexo se está convirtiendo lentamente en algo más aceptado; esto gracias a la televisión y a programas de radio. Sin embargo, se necesita hacer más para eliminar el estigma, dice Bayoumi.

Una mujer que de manera activa intenta hacer que las personas hablen más de sexo es la doctora Heba Kotb, una sexóloga líder en El Cairo que aparece de forma regular en la televisión.

Kotb le atribuye el 80% de los divorcios en Egipto a problemas sexuales. “En la mayoría de los casos, las parejas simplemente no saben cómo manejar la sexualidad con su compañero”, dijo. “Yo les doy la información: esto es correcto, esto está mal, deberías hacer esto”.

“Comúnmente es falta de comunicación. La psicología de los hombres no es comprendida por las mujeres y viceversa”, agregó.

Bayoumi está de acuerdo: “El problema principal es la enorme falta de información científica sobre el cuerpo de las personas y sobre la percepción que la gente tiene del sexo; así como sus vínculos con el amor, el matrimonio y tener hijos”.

Pero las cosas podrían estar cambiando: Kotb recuerda que hace ocho años cuando empezó a a ejercer, sólo veía a un puñado de pacientes a la semana. Hoy en día, tiene citas con meses de antelación.

“Ahora la gente piensa que tener problemas no significa el fin del matrimonio. (Ellos piensan) que vale la pena intentar la asesoría”, dijo Knob.

A pesar de la falta de distribuidor, la cinta de Bayoumi ha sido proyectada varias veces en Egipto, normalmente en cooperación con campañas de educación sexual de Organismos no Gubernamentales.

“La reacción ha sido positiva en el sentido que la gente encuentra algo en que pensar y puede ver sus experiencias de una forma diferente”, dijo.

Y aunque admite que su cinta tendrá un impacto limitado, dice que ayudará a provocar un debate sobre temas tales como la circuncisión femenina.

“Las ONG han intentado durante los últimos 10 años crear conciencia sobre problemas sexuales, incluyendo mutilación genital femenina, y educación sexual en las escuelas”, dijo.

“Creo que la película de alguna manera hizo que el tema surgiera nuevamente. No hará una enorme diferencia, todavía necesitamos mayores esfuerzos y centrarnos en el tema”.

Ahora ve
No te pierdas