En medio de los enfrentamientos, Grecia aprueba medidas de austeridad

Mientras el Parlamento aprobó un nuevo plan de austeridad, en las calles se registraron duras protestas con incendio en edificios
grecia_protestas_plan
grecia_protestas_plan  grecia_protestas_plan
/
ATENAS, Grecia (Reuters) -

Los legisladores de Grecia votaron la madrugada del lunes la aprobación de más medidas de austeridad con el fin de buscar cambios al plan de rescate de la eurozona en el país endeudado.

El primer ministro griego Lucas Papademos llamó este domingo a la calma mientras los manifestantes y la policía se enfrentaron en las calles antes de la votación clave en el Parlamento sobre nuevas medidas de austeridad.

“Este vandalismo, la violencia, no tienen cabida en una democracia y no será tolerado”, dijo a los legisladores, instándolos a aprobar el acuerdo.

La policía utilizó gas lacrimógeno y granadas aturdidoras contra los manifestantes que se encontraban este domingo en las afueras del Parlamento en Grecia donde en su interior, los legisladores debaten las medidas de austeridad.

Los agentes antidisturbios dispersaron a muchos de los manifestantes, que lanzaron piedras mientras protestaban por los planes para nuevos recortes en el gasto público, los salarios y las pensiones a cambio de un nuevo plan de rescate de la eurozona para el país endeudado.

Varios edificios, incluyendo un banco, cafeterías y una sala de cine, en Atenas, estaban en llamas. Los equipos de emergencia no pudieron llegar a los edificios, porque los manifestantes estaban bloqueando las calles, dijo la policía.

25 manifestantes y 40 oficiales resultaron lesionados en los enfrentamientos que se produjeron en toda la ciudad, indicó la policía. Las autoridades detuvieron al menos a 30 personas.

El paquete incluye medidas fuertes en recortes en el gasto del gobierno, los salarios y las pensiones, lo que allanaría el camino para que los ministros de Finanzas de la zona euro puedan firmar un nuevo acuerdo de rescate por 130 mil millones de euros (172,600,000,000 dólares)

Grecia necesita los fondos para hacer frente a los 14,500 millones de euros para el pago de la deuda en marzo.

“Estamos cumpliendo con nuestro deber para tomar decisiones difíciles y salvar al país”, dijo el ministro de Finanzas griego, Evangelos Venizelos, a los legisladores, instándolos a aprobar el plan de austeridad.

El primer ministro Papademos también instó aprobar el acuerdo, advirtiendo en un discurso la noche del sábado a su equipo de gobierno que en caso de no ratificarse “estallaría el caos social”.

“El Estado no será capaz de pagar los salarios y las pensiones o importar productos básicos”, tales como medicinas y combustibles” advirtió, y agregó que “el desempleo, que actualmente es inaceptablemente alto, aumentaría aún más”.

En la última instancia, Papademos dijo que, si el Parlamento rechaza la oferta, Grecia –ya se encuentra en medio de una recesión prolongada- sería la “salida del euro y la bancarrota”

Pero los manifestantes que critican el plan, se han manifestado durante varios días.

El sábado, algunos enfrentamientos aislados estallaron cuando los manifestantes se congregaron en la plaza Syntagma, frente al edificio del Parlamento, pero el ambiente era más tranquilo durante días previos.

Matthew Chance, Antonia Mortensen, Elinda Labropoulou y Per Nyberg contribuyeron con este reporte

Ahora ve
No te pierdas