EU anuncia una nueva política contra las drogas basada en la prevención

La nueva estrategia, difundida por la Casa Blanca, se centrará en evitar el consumo y en el tratamiento de los adictos
Drogas sintéticas
Drogas sintéticas  Drogas sintéticas  (Foto: )
  • A+A-
| Otra fuente: CNNMéxico

Estados Unidos difundió este martes su nueva política contra las drogas, que a partir de este año se centrará en la prevención y en el tratamiento de los adictos, en lugar de imponer mayores penas de prisión por el uso de sustancias ilícitas.

La nueva estrategia, anunciada por la Casa Blanca, parte de la idea de que la adicción a las drogas es una enfermedad que puede ser tratada, y de que las personas que utilizan sustancias pueden recuperarse.

El cambio pretende fomentar las reformas al sistema de justicia para “detener la puerta giratoria del consumo de drogas, la delincuencia, el encarcelamiento, y el nuevo arresto”.

Gil Kerlikowske, director de programa de Política Nacional para el Control de Drogas, afirmó en un comunicado que “el encarcelamiento masivo de delincuentes” forma parte de “las reliquias del pasado que ignoran la necesidad de un enfoque de seguridad y salud pública balanceado” al problema de las drogas en Estados Unidos.

La nueva política parte de “hechos probados que indican que la adicción a las drogas es una enfermedad del cerebro que puede ser prevenida y tratada”, según Kerlikowske.

Aunque la nueva política del gobierno de Barack Obama se centra en proporcionar tratamiento a los adictos mediante los sistemas de salud pública, la inversión en seguridad y combate a los cárteles de la droga se mantiene, con el incremento de los esfuerzos para asegurar la frontera sur de Estados Unidos.

La Casa Blanca informó que para el año fiscal de 2013, el gobierno planea gastar 10,000 millones de dólares en prevención y tratamiento, y 9,400 millones de dólares en seguridad doméstica y el sistema carcelario, cifras similares a las del año fiscal anterior.

El gobierno también anunció bajas del 40% en el consumo de cocaína, y del 50% en el consumo de metanfetaminas, de 2006 a 2010.

La Casa Blanca recordó que de 2009 a la fecha, se han invertido 31,000 millones de dólares en prevención de adicciones, y 360,000 adictos han sido enviados a tratamientos, en vez de ser encarcelados. Durante el mismo periodo, el gobierno estadounidense desmanteló 8,816 redes dedicadas al tráfico de drogas en Estados Unidos.

El anuncio sobre la nueva política ocurre a dos días de la clausura de la Cumbre de las Américas, realizada en Cartagena, Colombia, durante el fin de semana, en la que líderes del continente acordaron estudiar alternativas para el combate contra las drogas, incluida la creación de un sistema interamericano contra el crimen organizado, cuya sede será México.

La propuesta, aprobada de forma unánime, no se centra en la legalización de las drogas, como llegó a proponer el presidente de Guatemala,  sino que creará una red continental para articular políticas y tener un plan de acción hemisférico contra la delincuencia trasnacional.

Ahora ve