La casa del sospechoso de Colorado tenía 30 granadas y litros de gasolina

El departamento del acusado del tiroteo de Aurora contenía trampas explosivas similares a las utilizadas en Iraq o Afganistán
James E. Holmes enfrentará cargos de asesinato
Autor: Poppy Harlow y Ed Payne
(Reuters) -

Un oficial de las fuerzas de seguridad estadounidense que vio el video tomado en el departamento del sospechoso del tiroteo ocurrido en un cine de Aurora, Colorado, dijo el lunes por la noche a CNN que el James E. Holmes preparó trampas explosivas con más de 30 granadas caseras y 40 litros de gasolina.

La sofisticada preparación del departamento escasamente amueblado en el que habitaba el joven de 24 años estaba concebida para hacer daño e incluso matar a cualquiera que entrara, además de poner a prueba las habilidades de los miembros del escuadrón antibombas que se encargaron de desactivarla. “Imaginen la bola de fuego, podría haber habido una explosión que habría derribado las paredes de los departamentos (aledaños)”, señaló el oficial. “El fuego habría consumido todo el tercer piso (del edificio de departamentos). Los bomberos se habrían encontrado con un edificio completamente devorado por las llamas”.

Las granadas estaban conectadas a una caja de control dentro de la cocina, la cual fue desactivada por los técnicos en explosivos con la ayuda de un robot a control remoto que lo roció con agua. "Parecía como espagueti", según el funcionario, quien dijo que se parecía a las configuraciones que se utilizan en Iraq y Afganistán, pero rara vez en Estados Unidos.

La caja de control fue enviada a Quantico, Virginia, para ser analizada en el laboratorio forense del FBI, declaró el oficial, quien agregó que al parecer la caja de control estaba “preparada” para explotar. Se determinará por medio de un “análisis postdetonación” si la caja hubiera explotado.

El combustible estaba distribuido en frascos de vidrio y latas de gasolina para “incrementar el efecto térmico de la explosión”, dijo el oficial. Durante el fin de semana, el jefe de la policía de Aurora, Daniel Oates, declaró a la prensa que había “evidencia de premeditación e intencionalidad” en el ataque ocurrido el viernes en un cine de Denver. 

En los últimos cuatro meses, Holmes recibió entregas en su casa y trabajo, lo que podría explicar cómo obtuvo algunos de los materiales utilizados en el ataque y los encontrados en su departamento, declaró Oates.

La Escuela de Medicina de la Universidad de Colorado, en la que Holmes se había matriculado como candidato al doctorado del programa de Neurociencias para después retirarse, llevó a cabo una investigación para determinar si este había recibido alguno de los supuestos envíos en sus instalaciones mientras se desempeñaba como asistente de investigación en el Centro Médico Universitario Anschutz.

Las autoridades han evitado hablar acerca del probable motivo del ataque, aunque el vocero de la policía Frank Fania dijo a CNN que Holmes se había rehusado a colaborar con las investigaciones y había solicitado un abogado. El complejo de cines en el que ocurrió el tiroteo durante la función de medianoche de la nueva película de Batman, El Caballero de la Noche Asciende, permanecerá cerrado por lo menos hasta el miércoles para permitir que la policía termine la investigación y permita que entre el equipo de defensores del sospechoso el martes.

Mientras tanto, Aurora se prepara para otra semana emotiva durante la cual las familias prepararán los funerales. Aún no se sabe con certeza cuándo el forense liberará los cuerpos.

Holmes compareció ante la corte por primera vez este lunes. Aturdido a ratos, Holmes —quien tras el ataque se identificó ante la policía como el Guasón—llevaba un overol marrón y una camiseta blanca, y no parecía atender al proceso en el que se confirmaría que permanecería preso sin posibilidad de fianza. Luego fue llevado a la Prisión del Condado de Arapahoe en donde se encuentra confinado en aislamiento. Se espera que los cargos formales sean dictados el 30 de julio.

“Los cargos que la corte está considerando incluyen homicidio doloso”, declaró para la prensa la fiscal de distrito del Condado de Arapahoe, Carol Chambers. Dijo que la fiscalía tiene mucho por hacer. “Podría decirse que no existe un caso contundente”, dijo. “Aún tenemos mucha evidencia por revisar”. Agregó que para decidir si se buscará la pena de muerte se debe seguir un largo proceso en el que se toman en consideración las aportaciones de las víctimas y sus familiares. Para obtener dicha sentencia sería necesario determinar la existencia de indiferencia excesiva o intencionalidad, señaló.

Holmes se encuentra detenido en relación con el tiroteo en el que murieron 12 personas y 58 más resultaron heridas. Hasta el lunes por la noche, 15 personas permanecían hospitalizadas —cinco en estado grave— en cuatro hospitales de la región. Entre los muertos se encontraban cuatro miembros en activo del Ejército de Estados Unidos. En su honor, el Departamento de Defensa de estadounidense hizo ondear las banderas a media asta.

En una declaración emitida el lunes, el secretario de Defensa estadounidense, Leon Panetta, dijo: “Estos actos de heroísmo y autosacrificio son la esencia del servicio militar, arriesgar la vida en defensa de la familia americana”.

Mientras tanto, Lisa Damiani, abogada de la familia Holmes, no del sospechoso, dijo que los familiares de este último mantienen su ubicación en secreto. “No creo que quieran que los medios sepan dónde están”, dijo y agregó que temía por su seguridad. “Están lo mejor que se puede dadas las circunstancias”, declaró Damiani a la prensa en su oficina de San Diego, California, en donde reside la familia. “Creo que todos pueden imaginarse cómo se sienten, cualquiera que tenga hijos. La familia ha decidido no discutir por el momento acerca de James o de su relación con ellos”.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

La familia dijo a través de una declaración emitida el viernes que “nos unimos a la pena que embarga a quienes padecieron esta tragedia, y a las familias y amigos de los involucrados”. Agregaron que “aún estamos tratando de entender lo que sucedió”.

Ed Payne, de CNN en Atlanta, escribió esta historia con reportes de Poppy Harlow en Aurora. Josh Levs, Tom Watkins, Dana Ford, Joe Sutton, Ed Lavandera, Nick Valencia, Kathleen Johnston, Drew Griffin, Don Lemon y Susan Candiotti contribuyeron con este reportaje.

Ahora ve
Relámpago cayó en la punta del One World Trade Center de Nueva York
No te pierdas
×