Un alcalde chino se disculpa por las inundaciones del fin de semana

Qi Hong, alcalde del distrito de Fangshan, admitió que la tormenta dejó al descubierto los problemas en el sistema de drenaje
Por inundaciones mueren 37 personas en Beijing
Autor: Hilary Whiteman
(Reuters) -

El alcalde del distrito de Fangshan, el más afectado por la inundación del fin de semana se disculpó con los habitantes afectados por las inundaciones en el área.

“Trasladamos a 65,000 personas a las zonas altas. Pero todavía hay muchos afectados por la inundación. Como el alcalde del distrito, debo disculparme con mis ciudadanos”, dijo el alcalde Qi Hong en una conferencia de prensa emitida por la televisión estatal CCTV.

Para quienes todavía están sacando el lodo de sus casas, la disculpa ofrece poco consuelo.

Mientras el alcalde se disculpaba este miércoles con las 800,000 personas afectadas, se pronosticaba otra tormenta en la capital que terminó golpeando la ciudad de Tianjin, el jueves.

Más de 1,000 rescatistas fueron desplegados en Tianjin, una metrópoli de más de seis millones de personas, donde la inundación destruyó caminos y forzó a cancelar vuelos, de acuerdo con medios estatales.

Las severas inundaciones en Beijing provocaron la muerte de 77 personas el fin de semana, informó el gobierno el jueves.

La campesina Zhang Huishen dijo a CNN hace cuatro días que estaba indignada por la falta de preocupación de los funcionarios por la situación de su familia.

“Nadie se preocupa de nosotros, no hay ningún funcionario en esta casa”, dijo.

Las cifras dadas a conocer por las autoridades sobre las pérdidas económicas molestaron a los locales, de acuerdo con el Global Times.

Cerca de 170,000 animales de granja murieron cuando el agua cubrió cerca de 5,000 hectáreas de campos, lo que provocó pérdidas por 6,100 millones de yuanes (955 millones de dólares), reportó Xinhua, citando un comunicado del gobierno del distrito de Fangshan.

De las 66,000 casas que resultaron dañadas, más de 8,000 fueron demolidas, de acuerdo con el comunicado. Cerca de 50 puentes y 750 kilómetros de caminos también resultaron dañados.

El alcalde Qi reconoció que la inundación sacó a relucir problemas de infraestructura en la ciudad.

“Aprendimos de la tormenta que la infraestructura de la ciudad, especialmente el sistema de drenaje, necesita ser mejorado”, dijo en CCTV.

El vicepresidente chino, Hui Liangyu, también insistió el miércoles en la necesidad de que haya más esfuerzos de socorro.

“Estamos en un periodo crítico de control y cada región y departamento de gobierno debe poner más atención a combatir las inundaciones y dar socorro”, dijo Hui, según Xinhua.

La tormenta del fin de semana es la más intensa en 60 años.

Ahora ve
Mira cómo la tecnología te ayuda a ser más incluyente #DiálogosExpansión
No te pierdas
×