El voto latino puede superar los 12 millones en las elecciones del martes

La creciente población hispana en EU, su mayor compromiso político y la situación pareja de los candidatos potencian su capacidad decisiva
  • A+A-
Autor: Rose Arce
(Reuters) -

La población de electores latinos en Estados Unidos ha crecido al punto de que los latinos no solo serán una fuerza decisiva en la elección presidencial, sino que probablemente repercutan en el desenlace de las contiendas políticas en directivas escolares, y cámaras estatales y federales, según el último reporte de la Asociación Nacional de Funcionarios Latinos Electos y Designados de Estados Unidos (NALEO).

“El entusiasmo de los electores latinos ha aumentado”, dijo Arturo Vargas, director ejecutivo de NALEO. Una encuesta reciente de la editorial de medios hispanos ImpreMedia y el centro de investigación Latino Decisions confirma ese análisis. Tres cuartas partes de los votantes latinos están involucrados activamente en la elección y el 14% del total de los latinos asegura que trabaja para animar a que la comunidad vote. 

El trámite para votar

El número de latinos registrados ha aumentado en un 26% en los últimos cuatro años: 12.2 millones o el 8.7% del padrón electoral total. Cada 30 segundos, un potencial votante latino cumple 18 años. Actualmente, uno de cada cuatro ciudadanos estadounidenses menores de 18 años es latino, incluida la población juvenil de Texas, dijo Vargas; sin embargo, la asistencia a las urnas se puede ver mermada por los bajos niveles de registro entre los jóvenes y las nuevas leyes que regulan los medios de identificación de los nuevos votantes.

Clarissa Martínez, que trabaja en acción ciudadana para el Consejo Nacional de La Raza, advirtió que el poder del voto latino está obstaculizado por el bajo nivel de registros. “Una vez que se registran, los latinos votan en cantidades tan altas como las de cualquier otro sector”, dijo. Sin embargo, un tercio del total de la comunidad no ha cumplido 18 años, otro 23% no es elegible por su estatus migratorio y sólo 14 millones de los 24 millones de votantes elegibles se han registrado, dijo.

Martínez agregó que no obstante, “ellos no pueden llegar a la Casa Blanca sin el voto latino, al menos no sin una buena porción. Los demócratas necesitan al menos a la mayoría, pero los republicanos no pueden rebasar cierto límite inferior y no han tenido éxito”, lo que significa que los demócratas necesitan que una gran cantidad de latinos vote por ellos y los republicanos necesitan asegurar un límite que aún está fuera de sus manos.

Si los latinos asisten en grandes cantidades a las urnas, su efecto en las elecciones presidenciales podría ser decisivo. Una encuesta de salida efectuada por CNN en 2008, mostró que el 67% de los votantes latinos apoyaron al entonces senador, Barack Obama, contra el 31% que apoyó a John McCain. En una encuesta realizada por NBC News, el Wall Street Journal y Telemundo, entre el 17 y el 20 de octubre, Obama tenía el 70% del apoyo de los posibles votantes latinos y Mitt Romney el 25%.

“El presidente Obama hoy goza de una ventaja en los estados clave, y es gracias al voto latino”, dijo María Cardona, analista demócrata de CNN.

Liderazgo local

Sin embargo, los latinos podrían tener impacto no sólo en las elecciones presidenciales. Vargas dijo que los latinos son líderes a nivel condado, desde directivas escolares hasta puestos que alguna vez estuvieron fuera de su alcance, y desde ahí han ido en ascenso. En 39 de los 50 estados, hay candidatos latinos al Senado y a la Cámara de Representantes. NALEO estima que habrá 10 nuevos senadores estatales latinos para hacer un total de 77. Actualmente hay 190 latinos en las cámaras y asambleas estatales, y NALEO espera que esa cifra aumente a 217, cuando los hispanos gobiernen en estados tan diversos como Arkansas o Maine.

Hay dos candidatos latinos al Senado de Estados Unidos: en Arizona, el ex director general de Sanidad, Richard Carmona, se enfrenta al diputado Jeff Flake. En Texas, los latinos esperan elegir a su primer senador mientras las encuestas muestran que el ex procurador estatal republicano, Ted Cruz, va a la cabeza.

En el Congreso, actualmente hay 24 latinos. Veintidós de ellos buscan la reelección, que probablemente logren.

La influencia electoral de los latinos ha aumentado constantemente durante años. Los latinos fueron de vital importancia para el triunfo del líder de la mayoría en el Senado, Harry Reid. Los republicanos latinos aumentaron de tres a siete sus miembros en la cámara de representantes; el republicano Marco Rubio, de Florida, se unió al Senado; además hay dos nuevos gobernadores latinos.

Un claro ejemplo de la influencia electoral de los latinos en este año es Florida. Ana Navarro, analista republicana de CNN, dijo que la composición del padrón electoral de latinos en Florida ha impuesto un reto a ambos partidos, mientras que la población puertorriqueña y colombiana aumenta en un estado que solían dominar los cubanos. Ambos partidos deben concentrarse en grupos étnicos definidos y en hablar más de los asuntos latinoamericanos, comercio y educación.

“El presidente Obama tiene una ventaja con una cantidad justa de grupos, incluidos los hispanos; la ventaja de la que gozaba hace cuatro años ante el senador John McCain probablemente se ha desvanecido y, si la tendencia continúa, yo diría que el presidente Obama probablemente perderá Florida”, dijo Navarro.

Cardona considera que los cambios en la composición demográfica podrían inclinar las elecciones hacia cualquier lado. “Está muy reñido y creo absolutamente que el voto hispano será decisivo”.

El énfasis de Obama en los electores latinos se evidencia gracias a sus renovados esfuerzos por implementar una reforma migratoria, tema que ha impulsado desde 2008, pero que no ha prosperado. Dijo al Des Moines Register, de Iowa, en una entrevista publicada el miércoles, que esperaba lograr la reforma migratoria el año siguiente. 

“Si resulto electo para un segundo periodo, la principal razón por la que seré electo para un segundo periodo es que el candidato republicano y el partido republicano han alienado al sector demográfico de más rápido crecimiento del país: la comunidad latina”.

Ahora ve