El presidente de Cataluña impulsará su plan soberanista aún sin mayoría

Artur Mas afirmó que a pesar del retroceso de su partido, seguirá impulsando la consulta junto con otras fuerzas políticas
  • A+A-
| Otra fuente: CNNMéxico

El presidente regional de Cataluña, Artur Mas, reafirmó su compromiso de impulsar una consulta popular sobre la relación con España con la suma de otros partidos, luego de las elecciones de este domingo donde su agrupación no logró la mayoría absoluta.

Existe una "suma muy mayoritaria" en el parlamento "a favor del derecho a decidir", por lo que seguirá impulsando la consulta "con las nuevas condiciones de la política catalana", afirmó Mas al ofrecer su primera evaluación de los resultados.

Convergencia i Unió (CiU), la coalición liderada por Mas, perdió 12 diputados al obtener 50 escaños frente a los 62 de los últimos comicios de 2010. Tras CiU se colocaron los republicanos e independentistas de ERC, con 21 diputados; el Partido Socialista con 20 diputados, y el Partido Popular con 19 escaños. El parlamento catalán tiene 135 escaños.

Al reaccionar al resultado, el presidente del ERC, Oriol Junqueras, destacó que dos terceras partes del nuevo parlamento están a favor de convocar a un referéndum sobre la independencia.

Junqueras expresó la voluntad de su partido “de llegar a acuerdos con aquellos partidos que tengan una agenda nacional clara (apoyo a la celebración de un referéndum) y un cambio económico", centrado en "un reequilibrio de la presión fiscal", pero sin gobernar en coalición con CiU, y llamó a los catalanes a “seguir avanzando en el proceso hacia la independencia”.

Sin embargo, para la presidenta del Partido Popular en Cataluña, Alicia Sánchez-Camacho, el que el partido de Mas no lograra la mayoría absoluta debe servir para que “por el bien de Cataluña” reflexione y abandone “su proyecto rupturista”.

Según Sánchez-Camacho, la falta de apoyo al partido de Mas significa que los catalanes “apuestan por la cohesión y la convivencia y quieren que el Gobierno se ponga a trabajar para luchar contra la crisis económica y el paro”.

“El gran perdedor de estas elecciones es Artur Mas, con un liderazgo muy debilitado”, afirmó la líder del partido que gobierna España.

Para el secretario general del Partido Socialista, Alfredo Pérez Rubalcaba, los resultados demuestran que el llamado anticipado a elecciones no estaba justificado, ya que el partido de Mas tenía mayoría, y al final fue víctima del reproche de los ciudadanos que no entendieron dicho adelanto, algo que Pérez Rubalcaba consideró “un error político” del líder catalán.

La prensa española fue particularmente dura con el presidente de la Generalitat: mientras que el diario El Mundo tituló “Mas entra a la historia”, en la edición de este lunes del diario El País se leía “El plan de Mas se hunde en las urnas”.

El diario promonarquía ABC tituló "Mas pierde su plebiscito", y destacó el "espectacular descalabro de CiU con su quimera soberanista"; en tanto que el diario catalán La Vanguardia tituló  en su portada "Duro castigo a Mas", y destacó que el presidente se queda con una "mayoría muy debilitada" y "muy lejos del respaldo que pidió".

Cataluña, de 7.5 millones de habitantes, es una de las regiones más ricas de España, pero también está muy golpeada por la crisis con un fuerte endeudamiento que le ha obligado a pedir ayuda al Estado español al tener cerrada la financiación en los mercados.

El pasado 11 de septiembre, 1.5 millones de personas —el 20% de los habitantes de la región que produce el 19% de la riqueza española— salieron a las calles de Barcelona para exigir su independencia.

Los independentistas argumentan que Cataluña envía más impuestos a Madrid de lo que recibe de vuelta.

Ahora ve