El sobrino del activista chino Chen Guangcheng irá a prisión por daños

Chen Kegui fue condenado a tres años de cárcel por "daño intencional"; su tío dice que el caso es la continuación de su persecución
Chen Kegui
Chen Kegui  Chen Kegui  (Foto: )
/
| Otra fuente: CNN
BEIJING (Reuters) -

El prominente activista de derechos humanos Chen Guangcheng dijo a CNN este viernes que la condena contra su sobrino en China fue un castigo por que él huyó del arresto domiciliario y se trasladó a Estados Unidos. 

El Tribunal Popular del condado de Yinan, en la provincia de Shandong, sentenció a Chen Kegui a más de tres años de prisión por "daño intencional" durante un enfrentamiento con funcionarios locales en su casa, informó su padre, Chen Guangfu.

Fue detenido a principios de mayo en Linyi, una ciudad de Shandong donde vive gran parte de la familia, poco después de que su tío escapó tras más de 18 meses de arresto domiciliario y huyó a Beijing.

La familia ha dicho que Chen Kegui hirió a algunos funcionarios con un cuchillo de cocina en defensa propia, cuando irrumpieron en su casa en medio de la noche y atacaron a su familia. El padre de Chen dijo a CNN que "el veredicto fue injusto" y se siente "muy decepcionado" al respecto. 

"Kegui solo se estaba defendiendo", dijo. "Ellos irrumpieron en nuestra casa y empezaron a golpearnos y nos querían llevar".

Chen Guangcheng, en una entrevista con Richard Roth en CNN, en Nueva York, dijo que las autoridades en China quieren perpetuar el miedo.  

"Con respecto a Chen Kegui, la forma en que han manejado su caso... de hecho es solo la continuación de mi propio caso", dijo el activista. "Con este fallo, Chen Kegui se está haciendo un chivo expiatorio por mi situación. Porque antes de esto  intentaron provocarme varias veces, pero no caí en su trampa".

Las autoridades de China se comprometieron a garantizar la seguridad de su familia y a abrir una investigación sobre "el daño a mi familia que sufrimos a través de un trato ilegal durante años en Shandong", dijo Chen Guangcheng.

Su llegad a EU el  19 de mayo, junto con su esposa e hijos, puso fin a una tormenta diplomática entre Beijing y Washington, que estalló después de huir de su arresto domiciliario en Linyi a finales de abril, escondiéndose en el interior de la Embajada estadounidense en Beijing durante una semana.

En un video publicado en línea después de su fuga, Chen fue el premier chino en hablar de Wen Jiabao, detallando los abusos grotescos —incluyendo repetidos golpes— que él y su familia habían sufrido a manos de las autoridades locales durante su cautiverio.

Chen Guangcheng dijo en entrevista que China no tiene otra opción más que cambiar, pero se mostró escéptico.

"Basado en la información que ahora tengo, especialmente a la luz del caso de Chen Kegui, creo que el nuevo liderazgo no ofrece ninguna razón para que la gente ponga ninguna fe en ellos", dijo el activista, quien estudia derecho en la Universidad de Nueva York.

Amnistía Internacional ha llamado a la condena de Chen Kegui como "terrible" y como venganza por el escape de su tío.

"Los defensores de Amnistía trabajaron con Chen, un verdadero héroe, en su lucha por los derechos de los pobres y las mujeres en China para exigir su libertad cuando se le negó. Ahora, vamos a mantener esta lucha para exigir la libertad de Chen Kegui." Dijo en un comunicado Suzanne Nossel, directora ejecutiva de Amnistía Internacional de Estados Unidos.

Nicholas Bequelin, un investigador de Human Rights Watch de Hong Kong, dijo en su cuenta de Twitter que "el juicio de Chen Kegui no cumple las normas mínimas de un juicio justo bajo estándares nacionales e internacionales."

Chen Guangfu informó que su hijo le ha dicho que está "en buena forma". Él dijo que la familia fue notificada del juicio de su hijo tan solo 15 minutos antes de que comenzara.

El repentino juicio viernes también fue una sorpresa para los abogados de Chen Kegui, quien dijo que estaban al tanto de que lo ocurrido cuando recibieron las llamadas de los medios de comunicación, dijo Ding Xikui uno de los abogados.

Chen Kegui estuvo representada no por un abogado designado por el tribunal, de acuerdo con un funcionario de la oficina de investigación de la corte que se identificó sólo como Li.

Su padre hizo una explicación ligeramente diferente.

Según él, las autoridades locales habían prometido a la familia que tenía libertad para contratar a los abogados de Chen Kegui. Sin embargo cuando la familia llegó con los abogados, el tribunal local los rechazó y designó a dos abogados, Song Kuiyuan y Wang Haijun, para hacerse cargo del caso.

Chen Guangfu, hermano mayor del activista, dijo el mes pasado que no se le había permitido ver a su hijo encarcelado desde su arresto.

"Nunca ha habido justicia en este caso - ignoran los hechos y se niegan a permitir a la asignación de los abogados de Kegui de acuerdo con la ley", dijo entonces. "Todo esto es su venganza contra  Guangcheng por su escape, así que no tengo ninguna esperanza de un juicio justo".

Dayu Zhang y Connie Young, contribuyeron con este reporte  

Ahora ve
No te pierdas