El gobierno de Venezuela está "paralizado", dice el opositor Capriles

El excandidato pidió un plan para resolver los problemas del país y dijo que ningún funcionario puede "calzar" los zapatos de Hugo Chávez
| Otra fuente: CNNMéxico

El excandidato presidencial venezolano y líder opositor, Henrique Capriles, dijo este miércoles que el gobierno de Venezuela está “paralizado”, y que la determinación del Tribunal Supremo para posponer la toma de protesta de Hugo Chávez no despeja la incertidumbre en el país.

“El gobierno en Venezuela está paralizado, completamente parado, esa es la realidad, y lo sabemos todos”, expresó Capriles, al exigir al oficialismo que termine con “las excusas” y se ocupe de gobernar, para cumplir con todas sus promesas de campaña.

“Señor (Nicolás) Maduro, ahora le toca gobernar y darle solución a los problemas de los venezolanos”, dijo Capriles, en referencia al vicepresidente, aunque luego expresó que ni ese funcionario ni ningún otro dirigente “calza los zapatos del líder que dicen defender”.

“Ninguno de estos dirigentes recibió un mandato el 7 de octubre”, mencionó Capriles, en un discurso en el que insistió en que los hombres a cargo del gobierno deben presentar un plan o agenda legislativa, para resolver los problemas del país.

“Le tocará a nuestro pueblo juzgar a un gobierno mentiroso”, opinó Capriles respecto a los reportes oficiales sobre la salud de Chávez, a los que consideró contradictorios.

En el inicio de su discurso, Capriles pidió respeto al oficialismo venezolano, para que detenga “el odio” y las amenazas. “La paralización la tratan de tapar con conflictos”, comentó.

“Nosotros no estamos aquí buscando poner a pelear a los venezolanos, unos con otros”,  indicó respecto al papel de la oposición en el país sudamericano.

El gobernador comentó que la mayoría de los presidentes de América Latina que han contactado, respondieron a los opositores que no acudirán a Venezuela este jueves, porque no “habrá una juramentación”, sino un evento de contenido político en Venezuela.

Más tarde de este miércoles, el vicepresidente Nicolás Maduro hizo un llamado a respetar la resolución del Tribunal Supremo del país, pero además dijo que aquellas “autoridades regionales” que no acaten la decisión llevarían al gobierno a determinar si son reconocidos legalmente.

"Vamos a evaluar si los reconocemos o no, y tendríamos que hablar en consecuencia", dijo el vicepresidente, utilizando “todo el ordenamiento jurídico y democrático” disponible del país.

“Estamos trabajando en esos escenarios para tener respuestas oportunas, pero muy contundentes, porque nosotros no vamos a aceptar que aquí nadie, porque se crea hijo de la burguesía, o porque se crea representante de la burguesía, pase por encima de las leyes”, dijo Maduro acompañado de los ministros del gobierno de Chávez.

Respaldó la determinación del tribunal que calificó como “muy completa” que debe ser acatada por todos los venezolanos “porque es una sentencia de paz y estabilizadora”.

Chávez fue reelegido en los comicios de octubre pasado, para un cuarto periodo presidencial.

Aunque el 10 de enero se inicia un nuevo periodo de gobierno en el país sudamericano, “no es necesaria una nueva toma de posesión”, indicaron los integrantes de la sala constitucional del máximo tribunal.

El presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, indicó el martes pasado que Chávez no se presentaría al acto de juramento en las instalaciones legislativas, por instrucciones médicas.

Cabello anunció una “gran concentración” en Caracas, el 10 de enero, para respaldar al mandatario.

Chávez, de 58 años, se encuentra en una “situación estacionaria" de su convalecencia, después de que lo operaran el 11 de diciembre pasado, en La Habana, Cuba, y sufriera una insuficiencia respiratoria.

Ahora ve
No te pierdas