La policía israelí desaloja un campamento de manifestantes palestinos

El campamento fue instalado el viernes pasado, en protesta contra la construcción de asentamientos israelíes
  • A+A-
Por: Kareem Khadder y Greg Botelho
Autor: Kareem Khadder y Greg Botelho
RIBERA OCCIDENTAL (CNN) -

Cientos de policías israelíes irrumpieron la madrugada de este domingo en un campamento palestino improvisado en la Ribera Occidental del Jordán y detuvieron a docenas de activistas para interrogarlos. Luego los liberaron. 

Este operativo es el último de una serie de incidentes en el conflicto por la instalación de asentamientos israelíes en la Ribera Occidental del Jordán.

El campamento, que los manifestantes llamaron Bab Alshams, fue instalado este jueves en un área de 12 kilómetros cuadrados que Israel denominó E1.

En semanas recientes, Israel ha destacado su intención de construir asentamientos en el área. Algunos líderes internacionales y palestinos han criticado el plan; estos últimos señalan que el avance dividiría en dos la Ribera Occidental, alejándola de la capital palestina propuesta en el este de Jersualén.

Al mediodía de este viernes, las autoridades israelíes dieron a los manifestantes 24 horas para salir del lugar, según el vocero de la policía israelí Micky Rosenfeld. La suprema corte de Israel emitió una orden para la evacuación de los activistas la noche de este sábado.

“Los avisos (de desalojo) fueron entregados a los activistas”, dijo Rosenfeld.

Poco después de la medianoche, más de 500 policías llegaron a Bab Alshams para cumplir con la orden de evacuación. Más de 60 manifestantes fueron detenidos.

Para las 5:00 horas del domingo (local), todos los detenidos habían sido liberados, dijo el activista Abir Kopty.

Seis manifestantes resultaron heridos tras recibir puñetazos de los policías en el rostro, según el Comité de Coordinación de Lucha Popular, organizadores del campamento de protesta Bab Alshams.

“A pesar de que fueron desalojados, nuestra fuerza era evidente, pues la policía necesitó cientos y cientos de oficiales de unidades especiales”, dijeron los organizadores. “No es el final de la lucha popular y continuará con toda su fuerza”.

El vocero de la policía israelí Micky Rosenfeld negó que hubiera heridos durante el operativo. “La gente fue retirada cuidadosamente una por una”, dijo.

El campamento de protesta —conformado por activistas que cantaban en medio de sus tiendas— fue instalado tras los planes recientemente anunciados por Israel para construir 3,000 unidades habitacionales en el este de Jerusalén y la Ribera Occidental. La construcción en E1 sería una expansión de Ma’ale Adumim, uno de los asentamientos israelíes más grandes en la Ribera Occidental, que actualmente alberga a casi 40,000 personas.

La expansión de asentamientos israelíes en la Ribera Occidental, que ahora suman 137 con casi 325,000 residentes, según el grupo de monitoreo Peace Now, ha recibido una condena internacional.

Varios países, incluidos Gran Bretaña, Dinamarca, Francia, España, Suecia, Australia y Egipto han hecho llegar al embajador de Israel sus críticas por la decisión, anunciada el año pasado con el fin de continuar con los asentamientos.

El jefe negociador palestino, Saeb Erakat, dijo que el asentamiento afectará cualquier esperanza de una “solución de dos Estados”, que permitiría a Israel y a una independiente nación palestina convivir en paz.

Con información de Kareem Khadder y Greg Botelho

Ahora ve