Hechos violentos agrietan el proceso de paz entre el gobierno y las FARC

La guerrilla apuesta por dar tiempo al proceso de paz mientras que la parte oficial denuncia la práctica de mecanismos de presión
  • A+A-
Por:
/
| Otra fuente: CNNMéxico
(CNNMéxico) -

El diálogo entre el gobierno colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) se han cargado de tensión en la segunda ronda de conversaciones entre ambas partes en la ciudad de La Habana, Cuba, por las condiciones establecidas por cada uno y los hechos violentos desde el fin del alto el fuego.

Las ofensivas y los combates en Colombia se cobraron este viernes la vida de al menos nueve guerrilleros y tres policías, según informó la agencia EFE citando a la Policía Nacional. En una operación conjunta de las Fuerzas Militares y la Policía Nacional, Jacobo Arango, máximo cabecilla del bloque noroccidental de las FARC, fue abatido este jueves, según confirmó el ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón, a través de un comunicado.

Humberto de la Calle, el exvicepresidente colombiano y jefe de la delegación gubernamental en las charlas de paz, rechazó este jueves la validez de la llamada Ley 002 de las FARC, que de acuerdo al gobierno, pretende legitimar la extorsión como un modo de financiamiento.

De acuerdo con el político negociador, es una contradicción decir que no se recurrirá al secuestro mientras continúan las extorsiones a ciudadanos colombianos. Días antes de que se reanudaran las pláticas de paz el jueves, las FARC mantenían a dos policías secuestrados en el Cauca, en el suroeste del país, después de la liberación de los tres ingenieros de la petrolera canadiense Gran Tierra, que habían hecho cautivos un día antes, informó CNN en Español.

Juan Manuel Santos, presidente de Colombia, dijo durante un acto público este jueves que, “si las FARC creen que a través de los secuestros van a tratar de presionar al gobierno para lo que ellos aspiran, y es un cese al fuego, se equivocan”, según un comunicado del gobierno colombiano.

Representantes de las FARC defendieron este viernes defender el diálogo y dar tiempo al proceso para evitar “perpetuar la injusticia y la guerra sin otra opción”. En un comunicado leído en el marco de las charlas de paz que se reiniciaron el martes en el Palacio de Convenciones de La Habana, la guerrilla rechazó la actitud del gobierno colombiano hacia las propuestas que ha planteado el grupo militar, como el cese al fuego bilateral, según la agencia EFE. Las FARC indicaron en otro comunicado este miércoles que se reservaban "el derecho de tomar prisioneros de guerra".

En noviembre comenzaron los diálogos de paz sobre el conflicto de medio siglo entre el gobierno colombiano y las FARC. Las pláticas, que empezaron en la capital de Noruega antes de pasar a La Habana, se han caracterizado por el disenso. Desde un principio, el presidente Santos dijo que las conversaciones no limitarían las operaciones militares mientras que las FARC anunciaron un cese al fuego unilateral de dos meses, que expiró el 20 de enero. 

Ahora ve