Tres hombres son condenados por planear un ataque terrorista en Londres

Querían instalar mochilas con bombas en áreas concurridas de la capital británica y esperaban que el ataque fuese mayor al de julio de 2005
  • A+A-
(Reuters) -

Tres hombres fueron hallados culpables de planear un ataque que, esperaban, fuera mayor que el del 7 de julio de 2005 en Londres, dijeron este jueves fiscales británicos.

Ashik Ali, Ifran Khalid e Ifran Naseer, todos de Birmingham, Inglaterra, fueron condenados por la Corte Woolwich Crown por 12 cargos, al cometer actos de preparación para un ataque terrorista.

Los tres hombres planearon instalar ocho mochilas con bombas en áreas concurridas, y habían viajado a un campo de entrenamiento terrorista en Pakistán para recibir preparación de expertos, según las acusaciones vertidas en la corte durante el proceso de 14 semanas de duración.

“Si no hubieran sido detenidos, las consecuencias hubieran sido catastróficas”, dijo Karen Jones, la especialista en contraterrorismo del Servicio de Fiscalía de la Corona. “Estos hombres tenían aspiraciones peligrosas”.

Sus blancos específicos aún son desconocidos, pero “el potencial del daño y la pérdida de vidas de su complot no debería ser subestimado”, dijo Jones. “La evidencia que ofrecimos a la corte mostró a los acusados discutiendo con asombro y admiración los ataques del 11S y el 7/7. Estos terroristas querían hacer algo más grande, hablando de cómo el 7/7 había ‘salido un poco mal’”.

La policía de West Midlands informó que Naseer, de 31 años, habló de “derramar tanta sangre” que sería suficiente para ocasionar “pesadillas por el resto de sus vidas”. “Los tres hombres se hicieron pasar como coleccionistas para obras de caridad en sus comunidades con el fin de recaudar dinero para sus planes, detalló la policía.

Naseer también fue hallado culpable de ayudar a hombres más jóvenes a viajar al campo de entrenamiento terrorista después de que él, Khalid y Ali —estos últimos de 27 años— regresaron de Pakistán, según dijo.

“El vínculo con los campos de entrenamiento demuestra la dimensión internacional de la amenaza que continuamos enfrentando”, dijo el asistente del jefe de policía de West Midlands, Marcus Beale. “Los números involucrados en el terrorismo son pequeños, pero el impacto potencial que podrían tener si son exitosos es enorme”.

Los hombres serán sentenciados a fines de este año. El juez les dijo que esperaran condenas de por vida con términos mínimos sustanciales, según un comunicado de la policía.

Las explosiones del 7 de julio de 2005, ocurridas en autobuses e instalaciones del metro, mataron a 52 personas e hirieron a más de 700.

Con información de Laura Smith-Spark, Jonathan Wald, Claudia Rebaza y Stephanie Halasz.

Ahora ve