Benedicto XVI despide a miles de católicos con su último ángelus público

El pontífice que se retirará el próximo jueves dijo que llevará una vida de oración y meditación "para poder seguir sirviendo a la Iglesia"
Benedicto XVI, en su último Ángelus público
Ben Brumfield y Ben Wedeman
Autor: Ben Brumfield y Ben Wedeman
CIUDAD DEL VATICANO (Reuters) -

El papa Benedicto XVI realizó su última oración pública este domingo ante miles de personas reunidas en la plaza de San Pedro, en el Vaticano.

"Gracias por su afecto", dijo el Papa a la multitud desde la ventana de su departamento con vista a la plaza.

Como de costumbre, después de un breve sermón cantó el ángelus con la multitud. 

El Papa habló sobre la Transfiguración de Cristo, uno de los momentos clave de Jesús en la Tierra, cuando —de acuerdo con la Iglesia— llevó a tres discípulos a rezar a una montaña. Durante sus oraciones, Jesús se transformó y se llenó de luz. 

La multitud interrumpió al pontífice con una ovación cuando dijo que Dios quería que él hiciera lo mismo.  

"El señor me llama a ir a la cima, a dedicarme una vez más a la oración y a la meditación", dijo. "Pero eso no significa que abandonaré a la Iglesia". 

Los espectadores llenaron la plaza y los alrededores, ondearon banderas de varias partes del mundo y mostraron pancartas con palabras de agradecimiento para el líder católico.

A principios de mes, Benedicto XVI sorprendió al mundo con el anuncio de su renuncia. Este jueves será su último día al frente de la Iglesia.

En días recientes, la prensa italiana ha generado polémica por los reportes de una supuesta investigación interna que encontró casos de prostitución de seminaristas y un grupo de presión de sacerdotes homosexuales, lo que ha generado especulación sobre un próximo escándalo.

Este sábado, el Vaticano rechazó de manera enérgica esos informes. 

El secretario de Estado del Vaticano, Tarcisio Bertone, calificó como "deplorable" el surgimiento de estas "historias con frecuencia no verificadas, no comprobables y completamente falsas", en un momento en que los cardenales se preparan para elegir al nuevo líder de la Iglesia católica. 

Benedicto, el primer pontífice en renunciar en casi seis siglos, dijo que se retiraba por su "avanzada edad". Tiene 85 años.

Poco después de su anuncio hace más de dos semanas, un rumor distinto corrió en la prensa italiana: que el pontífice salía de la Iglesia por una operación para reemplazar la batería de su marcapasos, información que después negó su vocero, Federico Lombardi.

John Allen, analista del Vaticano de CNN, explicó que la reciente información en los medios, sin fuentes y especulativa, debe ser tratada con pinzas.

Hace varios años, Benedicto dijo que estaría dispuesto a renunciar si tenía problemas de salud, precisó Allen.

Tradicionalmente, cada domingo, el Papa realiza su oración del ángelus de manera pública. Pero este domingo no será su última aparición pública, pues tendrá una audiencia general este miércoles, de acuerdo con el Vaticano.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

También llevará a cabo un encuentro de bienvenida con cardenales este jueves antes de retirarse esa misma tarde, informó el Vaticano en su sitio web. 

Leer: Las razones de Benedicto XVI para renunciar al pontificado

Ahora ve
Las calles de Los Ángeles se pintan de blanco y te decimos la razón
No te pierdas
×