Sentencias por disturbios de 2012 en Port Said causan protestas violentas

Unas dos personas murieron y 15 resultaron heridas en manifestaciones en contra de los veredictos por las protestas de 2012 en un estadio
Se complica la crisis económica en Egipto
Salma Abdelaziz
Autor: Salma Abdelaziz
(Reuters) -

Al menos dos personas murieron y 15 resultaron heridas este sábado en El Cairo luego de que varios egipcios de ciudades rivales tomaron las calles para protestar en contra de los veredictos de una corte sobre disturbios fatales en un partido de futbol en 2012. 

El vocero del Ministerio de Salud, Ahmed Osman, dijo que dos personas murieron en medio de la violencia a las afueras del hotel Semiramis Intercontinental en el centro de la capital de Egipto. Otras cinco resultaron heridas por el enfrentamiento en el hotel, indicó. 

Además, 10 sufrieron la inhalación de humo tras un incendio que destruyó el edificio de tres pisos de la Asociación de Futbol de Egipto en una lujosa zona de El Cairo. Al lado, un exclusivo club para policías también fue incendiado.

Los disturbios estallaron después de que un tribunal confirmó las condenas a muerte dictadas con anterioridad a los 21 acusados en el caso del partido en Port Said, y más de 20 personas fueron sentenciadas a prisión, informaron medios estatales.

El alboroto en febrero de 2012 dejó 74 personas muertas y unas 1,000 heridas después de que el equipo local, Al-Masry, derrotó al visitante de El Cairo, el club Al Ahly.

La mayoría de las víctimas en el estadio provenían de El Cairo. Los fanáticos se enfrentaron con piedras, sillas, cuchillos y espadas. 

De las personas condenadas a prisión, cinco recibieron sentencias de cadena perpetua y a otras 10 se les impusieron 15 años de prisión, informó la agencia estatal EgyNews.

Entre los que recibieron una sentencia de 15 años estaba el general de la Policía Essam Samak, un exjefe de seguridad en Port Said, y un oficial adjunto de la policía, Mohamed Saad, según la prensa estatal. Siete policías más fueron absueltos.

Otras sentencias a prisión fueron menores y el tribunal aclaró que 28 personas estuvieron involucradas en las condenas, dijo EgyNews.

Los abogados de los 73 acusados, entre quienes también había trabajadores del club Al-Masry, pueden presentar una apelación. Hubo cierta confusión inicial en medios de comunicación egipcios durante los veredictos finales.

Los fanáticos incondicionales

Un comunicado en la página oficial del club Ahly respaldó la decisión del tribunal de El Cairo, pero señaló que la lucha por la justicia no había terminado.

"El veredicto del tribunal fue justo para los seguidores del equipo Ahly. Apoyamos la decisión de la Fiscalía de apelar las absoluciones de 28 y vamos a seguir apoyando a las familias de las víctimas de Port Said", dijo. "No vamos a ceder hasta que se haga justicia a todos sus hijos".

Sin embargo, las penas menores para los policías acusados de participar en la violencia hicieron que algunos egipcios se enfurecieran.

Testigos presenciales en la sede la Asociación de Fútbol dijeron a CNN que los aficionados de Ultra Ahly, indignados por los veredictos, incendiaron el edificio mientras marchaban hacia la plaza Tahrir, el punto habitual de las manifestaciones en la capital.

Los ultras son fanáticos incondicionales del futbol que también han participado en las protestas políticas.

Más temprano, alrededor de 1,000 seguidores del Ahly que estaban en el club de futbol de El Cairo estallaron de júbilo y lanzaron fuegos artificiales para celebrar, mientras los jueces, sentados en la academia de policía en Nuevo Cairo, un suburbio de la capital, daban su fallo.

Viejos resentimientos

En Port Said, una volátil ciudad en el noreste de Egipto, cerca de la península del Sinaí, el humo negro se elevaba hacia el cielo por los neumáticos incendiados.

Las llantas sirven como topes de goma para evitar daños a los buques que golpean contra los muelles. Sin ellos, el anclando en el puerto es más difícil.

Manifestantes de Port Said también protestaron contra el gobierno de la nación y el presidente Mohamed Morsi. Algunos se quejaron de que la justicia en Port Said fue sacrificada para aplacar a El Cairo.

Su ira refleja un profundo resentimiento contra la capital. Muchos residentes creen que del exceso de dinero de los impuestos cobrados en el puerto no se devuelve lo suficiente para las arcas municipales.

Port Said ha sido sacudida por violentas protestas en los últimos días mientras la fecha para el veredicto se acercaba. Los choques mortales estallaron después de que las 21 condenas a muerte fueron entregadas en enero.

La tensa relación entre Port Said y El Cairo se remonta a unos 60 años.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Muchos residentes de Port Said sienten que las fuerzas de seguridad egipcias no hicieron la adecuada defensa de la ciudad durante la serie de guerras con Israel, que comenzaron con la creación del Estado judío en 1948 y terminaron después de las luchas árabe-israelíes de 1973.

Ian Lee, Adam Makary, Nada Wassef, Laura Smith-Spark y Ben Brumfield contribuyeron a este reporte.

Ahora ve
Cientos exigen transparencia en el uso de recursos para los damnificados del 19S
No te pierdas
×