Kim Jong Un potencia la retórica de su padre sobre la amenaza nuclear

La comunidad internacional vive la incertidumbre ante el comportamiento cada vez más incendiario de Corea del Norte
Corea del Norte amenaza con un ataque nuclear
Elise Labott
Autor: Elise Labott
(Reuters) -

Corea del Norte amenazó con lanzar un ataque nuclear preventivo en contra de Estados Unidos; los funcionarios estadounidenses están confundidos porque el régimen ha intensificado sus amenazas y su discurso.

Esto ha llevado a creer que el líder de Corea del Norte, Kim Jong Un, es más impredecible, más peligroso y más difícil de descifrar que su difunto padre, Kim Jong Il.

“El nuevo líder está actuando en formas más extremas que su padre, quien era más frío y calculador”, dijo un alto funcionario del gobierno estadounidense. “Kim Jong Il era más consciente de la forma de revertir estas intensificaciones”.

“No recuerdo que haya llegado tan lejos en cuanto al ritmo o alcance de su retórica. Amenazar con lanzar armas nucleares directamente en contra de Estados Unidos y Corea del Sur confirma lo que muchas personas han estado diciendo: que estamos lidiando con un personaje diferente”, agregó el funcionario.

Si comparamos a Kim Jong Il, quien murió en diciembre pasado, con un jugador de ajedrez, su hijo sería más parecido a un boxeador. “Nadie conoce sus planes, nadie sabe lo que piensa o lo que planea hacer ni por qué los norcoreanos están intensificando su retórica”, dijo el funcionario.

Otro alto funcionario del gobierno dijo que la juventud de Kim y su educación en el extranjero indicaron a muchos observadores norcoreanos que estaría más dispuesto a relacionarse con Occidente. “Desafortunadamente, está siguiendo muy de cerca el ejemplo de su padre y su abuelo”, dijo el funcionario. “Es difícil ser optimistas”. Su abuelo, Kim Il Sung, fue el líder fundador de Corea del Norte.

Los funcionarios dijeron que las recientes amenazas, aunadas a la prueba nuclear que Corea del Norte llevó a cabo el mes pasado y el lanzamiento de un cohete de largo alcance hacia el espacio, en diciembre, provocaron que tanto Estados Unidos como Corea del Sur se prepararan para la posibilidad de una respuesta violenta de Pyongyang ante las duras sanciones que la ONU aprobó el jueves.

Los funcionarios señalaron el hundimiento de un submarino surcoreano en 2010 y el bombardeo de una isla en Corea del Sur. “Es peligroso creer que estas amenazas no son más que retórica y propaganda”, dijo el segundo funcionario. “No se pueden predecir”.

De cara a la votación en la ONU, Corea del Norte arreció su retórica incendiaria. Un vocero del ministerio del Exterior norcoreano insinuó que Estados Unidos “está decidido a iniciar una guerra nuclear”.

Como resultado, Corea del Norte “ejercitará su derecho a ejecutar un ataque nuclear preventivo para destruir los bastiones de los agresores y defender los intereses supremos del país”, señaló la nación asiática a través de un comunicado que se transmitió por la agencia noticiosa estatal norcoreana.

A pesar de las fuertes declaraciones, los analistas dicen que Corea del Norte está muy lejos de tener la tecnología necesaria para montar una ojiva nuclear en un misil y apuntarlo con precisión contra un blanco. Además, los analistas dicen que Corea del Norte probablemente no está buscando un conflicto militar directo con Estados Unidos.

El comportamiento de Corea del Norte es más extraño aún porque la nueva presidente de Corea del Sur, Park Geun-hye, asumió el cargo la semana pasada e hizo un llamado a abrir un nuevo diálogo con el Norte. Aunque se comprometió a asumir una postura defensiva firme y a responder a las provocaciones de Corea del Norte, Park llamó a aliviar las tensiones que crecieron bajo el gobierno de su predecesor.

“Si durante cinco años estuvieron tan molestos con el anterior presidente, Lee Myung-bak, no tiene sentido que arriesguen los próximos cinco años al poner trabas cuando la nueva líder de Corea del Sur acaba de asumir el mando”, dijo el primer funcionario. “Es bastante preocupante”.

Los funcionarios señalan que China, el principal aliado de Corea del Norte, ha demostrado una frustración sin precedentes con el comportamiento de Pyongyang. En una declaración pública inusual, un alto funcionario del Partido Comunista chino insinuó que China abandonaría a Corea del Norte y apoyaría la unificación con Corea del Sur.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

“Estamos en territorio inexplorado. Algo está pasando en China”, dijo uno de los funcionarios. “Que el Norte esté actuando de esta forma en este momento tiene a todos preguntándose qué ocurre, pero nadie tiene la respuesta correcta porque el país es bastante opaco. Estamos tratando de encontrar un precedente que explique esto”.

La peor explicación posible, dijo el funcionario, “es que los norcoreanos no tienen un plan. Es en un caso así cuando las probabilidades de equivocarse son más altas”.

Ahora ve
Periodista hispana vivió en carne propia la intolerancia de integrante del KKK
No te pierdas
×