Obama muestra un humor sin "escalones" en la Cena de Corresponsales

El incidente de Jay-Z y Beyoncé en Cuba, la tensión en el Congreso y la miniserie 'La Biblia' fueron blancos de las bromas del presidente
Obama rinde homenaje a víctimas de Texas
Breenna Hare
Autor: Breenna Hare
(Reuters) -

El presidente Barack Obama parecía tener una broma para cada uno de los asistentes a la Cena de Corresponsales de la Casa Blanca, incluyendo él mismo.

El mandatario estadounidense subió al podio este sábado mientras en el audio se escuchaba la canción All I Do Is Win ('Todo lo que hago es ganar') de DJ Khaled, y se dirigió a la audiencia: “Rush Limbaugh (el comentarista político conservador) advirtió sobre esto: es el segundo periodo, 'baby'”.

Sus consejeros estaban “un poco preocupados por la entrada al ritmo de rap” y sugirieron que el inicio de su discurso con bromas sobre él mismo podrían hacerlo “bajar un escalón”. Pero el presidente respondió: “después de cuatro años y medio, ¿cuántos escalones quedan?”.

Y las bromas siguieron: "En estos días me miro al espejo y debo admitir: no soy el joven corpulento musulmán socialista que solía ser", dijo, ni sus " errores de novato", uno de ellos un comentario sobre la procuradora general de California, Kamala Harris. En un evento en el Comité Nacional Demócrata de ese estado, Obama dijo sobre Harris que esta era "la procurador más guapa".

"Como podrán imaginarse, me metí en problemas cuando llegué a casa", comentó Obama. "¿Quién se habría imaginado que el secretario Eric Holder fuera tan sensible?".

Obama continuó bromeando durante su aparición en la gala organizada por la Asociación de Corresponsales de la Casa Blanca, a la que cada año acuden reporteros, editores, dueños de medios de comunicación, políticos y celebridades.

También habló de su anotación de basquetbol durante la jornada de los huevos de Pascua en la Casa Blanca y del altercado por el viaje de los artistas Jay-Z y Beyoncé a Cuba.

“Tal vez he perdido un escalón, pero hay cosas que están fuera de mi control”, dijo. “Por ejemplo, toda esta controversia sobre Jay-Z y Cuba. Es increíble. Yo tengo 99 problemas y ahora Jay-Z es uno”.

Mientras que estaba tratando de ventilar sus frustraciones, el presidente reconoció que existe tensión en el Congreso. “Es simple, necesitamos progresar en asuntos importantes”, dijo. “El secuestro (de asuntos), los republicanos se enamoran de eso. Y ahora no pueden hablar de lo mucho que lo odian, es como estar atrapado en un álbum de Taylor Swift”, dijo refiriéndose a la cantante de música country para adolescentes.

La prensa también estuvo incluida en el espectáculo de comedia de Obama. Directivos del canal History Channel, cuya representación de Satanás en la miniserie televisiva La Biblia causó que algunos espectadores vieran familiaridad con el presidente, no estuvieron entre los asistentes probablemente debido al incidente, dijo Obama.

“Por supuesto que eso no evitó que Fox News apareciera, ellos de hecho pensaron que la comparación no era justa para Satanás”, se mofó. Sobre CNN, admitió que admiraba el “compromiso para cubrir todos los lados de la noticia, solo por si alguno de ellos resulta ser preciso”.

Y aunque mantuvo a la audiencia entre risas, el presidente no dejó pasar la oportunidad de referirse a las tragedias que han ocurrido en las últimas semanas.

“Estos han sido días difíciles para muchos de nuestros ciudadanos”, dijo al cierre de su discurso. “Mientras nos reunimos esta noche, nuestros pensamientos no están lejos de la gente de Boston, la gente de West, Texas, y las familias del centro, quienes están lidiando con inundaciones terribles, dijo.

Sin embargo, gracias a los esfuerzos de todos los que han participado en estas tragedias “aun cuando el día parece más oscuro, hemos visto el brillo de la humanidad al máximo”, agregó.

El acto —realizado para recaudar dinero para becas escolares— tuvo como anfitrión al comediante de la cadena TBS, Conan O’Brien, quien había indicado en febrero que los asistentes podrían esperar “(dos) minutos de bromas y 40 minutos sobre la reforma de pensiones”. O’Brien ya había acudido a la Cena de Corresponsales en 1995.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Entre las celebridades asistentes estuvieron los actores Kerry Washington, Michael Douglas, Sofía Vergara, Michael J. Fox y Kevin Spacey, además de los cantantes Katy Perry y Psy.

La cena, que recauda dinero para becas escolares, se realizó por primera vez en 1920 como un intento para incrementar la comunicación entre el presidente y la prensa. Hasta antes de 1962 solo asitían hombres, y eso cambió cuando el mandatario John F. Kennedy amenazó con no asistir si no se invitaban también a las mujeres.

Ahora ve
“El TLCAN es beneficioso para todos”, dice el presidente de Coparmex
No te pierdas
×