El vuelo 214 de Asiana Airlines iba más lento de lo recomendado

Los especialistas buscan las respuestas a las causas del incidente en las decisiones que tomaron los pilotos al aproximarse a la pista
  • A+A-
Autor: Michael Pearson, Holly Yan y Mike M. Ahlers
(CNN) -

El vuelo 214 de Asiana Airlines se desplazaba más lento de lo recomendado mientras se acercaba al Aeropuerto Internacional de San Francisco, justo antes de estrellarse el sábado, dijo este lunes Deborah Hersman, la presidenta del Consejo de Seguridad en Transporte (NTSB, por sus siglas en inglés).

El Boeing 777 viajaba a 106 nudos (196 kilómetros por hora) al momento del impacto y a 16 segundos antes de estrellarse, a 60 metros de altura, el avión viajada a 118 nudos (218 kilómetros por hora). La velocidad recomendada de aproximación a la pista de aterrizaje es de 137 nudos (252 kilómetros por hora), dijo Hersman en una conferencia de prensa.

Los sistemas del avión alertaron a la tripulación del vuelo, cuatro segundos antes de que se estrellara, que la aeronave estaba en posición de aterrizaje, dijo Hersman.

Según Arthur Rosenberg, piloto, ingeniero y socio de la firma neoyorkina Soberman&Rosenberg, el alerta es cuando "la palanca de mando se mueve". Rosenberg se especializa en litigación de accidentes aéreos. “[La señal] estaba diciendo básicamente, ‘Oye idiota, despiértate y haz algo… ahora!”, agregó.

Ese ‘algo’ que se esperaba que la tripulación hiciera era bajar la nariz del avión y aumentar la velocidad, dijo Rosenberg. Sin embargo, el avión ya estaba cerca del piso y no podía descender más. La tripulación aparentemente incrementó el poder de los motores a 50% de su capacidad, tres segundos antes del impacto, dijo Hersman. 

Un segundo y medio antes de estrellarse, la tripulación del avión trató de hacer un go-around, que significa que querían evitar el aterrizaje tratando de elevarse nuevamente y posteriormente intentar aterrizar de nuevo. Sin embargo, no lo hicieron. “No había suficiente espacio para la maniobra”, dijo Rosenberg.

Los investigadores encontraron restos del avión desde el rompeolas hasta el lugar en donde se encontraba el fuselaje del avión a cientos de metros de distancia en la pista, agregó Hersman. El pavimento estaba marcado por el choque, también se observaba el sistema de aterrizaje, los motores y el fuselaje, dijo Hersman.

La parte inferior de la cola del avión estaba en las rocas, cerca al rompeolas y “una parte significativa de la cola” estaba en el agua, dijo Hersman. Otras partes de la aeronave estaban visibles en el mar. En el recorrido que dejó el avión en el pavimento lejos del rompeolas, se pudieron observar los estabilizadores horizontales, un estabilizador vertical y una porción de la tapa de la nariz del avión, agregó.

El equipo de la torre de control de tráfico aéreo no encontró evidencia alguna de comunicación de voz, ni de ninguna alerta de la tripulación de presentar problemas antes del accidente, dijo Hersman. Sin embargo, los investigadores encontraron en la cabina de navegación que los pilotos tenían los cuadros correctos de contacto con el aeropuerto, dijo.

La NTSB trata de determinar si el cansancio o alguna enfermedad pudieron ser la razón de la falta de comunicación, dijo.

Una revisión preliminar del radar de la Administración Federal de Aviación (FAA, por sus siglas en inglés) indicó que “no se detectó alguna anormalidad en la curva durante el descenso” de la aeronave, dijo. Esto es para responder a los reportes de prensa que indicaban que la curva del avión fue más pronunciada que lo debido ser al iniciar el aterrizaje. 

Los investigadores que analizan el accidente fatal del vuelo 214 de Asiana Airlines se están centrando en la tripulación y el avión para tratar de entender por qué la aeronave golpeó el final de la pista antes de estrellarse, dijo este lunes la presidenta de la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte.

"Ciertamente estamos buscando en la tripulación y la forma en que operaron, cómo se entrenaron, en su experiencia," dijo Deborah Hersman a CNN.

"También estamos viendo la aeronave. Estamos buscando para ver si el equipo estaba usando automatización o volaba en piloto automático, o volaban de forma manual el avión", dijo.

Al igual que muchos aviones modernos, el Boeing 777 es capaz de aterrizar de forma automática, pero no estaba claro si la tripulación tenía en sus manos el intento de aterrizaje de este sábado, o si estaba operando el piloto, que Asiana afirma que es la primera vez en que aterrizaba con los controles de este tipo de aeronave en San Francisco.

El vuelo, con 307 personas a bordo, partió de Shanghai, China, y se detuvo en Seúl, Corea del Sur. Se estaba preparando para aterrizar este sábado en San Francisco, pero la parte trasera del avión se estrelló contra el borde de la pista y se desprendió la cola. La mayoría de los pasajeros pudieron escapar antes de que el avión estallara en llamas y humo. 

Dos personas murieron, aunque el Departamento de Bomberos de San Francisco dijo que una de ellas pudo haber sido atropellada por un vehículo de emergencia, según el forense del condado de San Mateo, Robert Foucrault.

Las víctimas, los adolescentes Ye Mengyuan y Wang Linjia, estaban entre 35 estudiantes chinos que viajaban a California para asistir a un campamento de verano de la iglesia West Valley Christian School, dijo la escuela en su sitio web.

La vocera de la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte, Kelly Nantel, dijo que la agencia estaba al tanto de los informes de que una de las chicas podría haber muerto tras ser atropellada en la pista, pero no tenían más detalles.

El Departamento de Bomberos de San Francisco no ha respondido a la petición de comentarios realizada por CNN.

El registro de vuelo

Lee Kang-kuk, el piloto que estaba en el asiento del capitán en el vuelo 215, había volado desde Seúl a San Francisco varias veces entre 1999 y 2004, dijo la aerolínea.

Pero el sábado marcó su primera hora de aterrizaje de un Boeing 777 en el aeropuerto de esa ciudad de California y fue la novena vez que había volado este modelo de aeronave, con 43 horas en los controles, dijo la aerolínea. Tiene cerca de 10,000 horas como piloto, dijo Asiana.

Hersman minimizó la importancia de la experiencia del piloto en el incidente. "No es inusual para el equipo cambiar los tipos de aeronaves", dijo. Y con las tripulaciones aéreas que vuelan por todo el mundo, no es raro que los pilotos arriben a aeropuertos desconocidos por primera vez.

Dijo que es importante para los dos pilotos a cargo de la aeronave trabajar en estrecha colaboración durante la fase de aterrizaje "muy arriesgada", y dijo que los investigadores no tienen evidencia de problemas de comunicación en la cabina, lo cual es parte de la indagatoria.

María Schiavo, exinspectora general del Departamento de Transporte de Estados Unidos, dijo que un video y otros datos relacionados con el accidente indican que la tripulación "perdió la conciencia situacional" mientras se aproximaba al aeropuerto, algo de lo que Hersman se refirió que ocurrió a una velocidad significativamente inferior a los 137 nudos de velocidad necesarios.

"Estaban bajos y lentos, y eso es un problema", dijo Schiavo.

Los cuatro pilotos han sido entrevistados por las autoridades de Estados Unidos y los investigadores de Corea del Sur, dijo Choi Jeong-ho, el jefe de la Oficina Política de la Aviación de Corea del Sur. 

"No podemos revelar lo que se ha dicho ya que es una investigación en curso", dijo Choi.

Hersman explicó que en la mayoría de los accidentes aéreos los investigadores rara vez encuentran una explicación de lo que salió mal.

"En la mayor parte de nuestras investigaciones nos encontramos con que no es solo una cosa, que en realidad es una combinación de factores que llevan a un accidente", dijo.

Mientras que el clima ha sido descartado como un factor, otros elementos están siendo investigados e incluyen si la construcción en el aeropuerto puede haber jugado un papel, dijo Hersman este domingo.

Trabajar para extender una zona de seguridad en la pista requiere el cierre temporal de un sistema diseñado para ayudar a los pilotos de los aviones a aterrizar con seguridad, dijo.

La grabación de voces

Los pilotos aparentemente trataron de acelerar siete segundos antes de la colisión, de acuerdo con los registros de datos de voz en la cabina.

Un aviso de pérdida de vuelo sonó tres segundos después, advirtiendo a los pilotos del avión que estaba a punto de perder su capacidad de permanecer en el aire.

Entonces —solo 1.5 segundos antes de que el avión se estrellara— la tripulación decidió suspender el aterrizaje y tratar de tirar hacia arriba para otro intento, dijo Hersman.

Ya era demasiado tarde.

Espantoso accidente

Sin ningún aviso de la cabina, dijeron los sobrevivientes, la parte trasera del avión se estrelló contra la pared junto al mar que está en el extremo inicial de la pista. El impacto cortó la cola del avión e impulsó al resto del cuerpo a girar sobre su vientre.

Un video amateur obtenido por CCN en exclusiva muestra al avión estrellarse y girar hacia la izquierda antes de detenerse

Además de las dos muertes, 182 personas fueron hospitalizadas con lesiones que van desde rasguños graves hasta parálisis.

"Tenemos suerte de que no haya habido una mayor pérdida de vidas", dijo el jefe de bomberos de San Francisco, Joanne Hayes-White.

Muchos de los heridos dijeron que estaban sentados en la parte trasera del avión, dijo la doctora Margaret Knudson, jefe de cirugía del Hospital General de San Francisco. Varios sufrieron heridas abdominales y fracturas de columna, algunos de los cuales incluyen parálisis y traumatismos de cabeza.

Sin embargo, 123 de las 307 personas a bordo quedaron ilesas. Benjamin Levy estaba entre ellos: "Honestamente, yo estaba esperando a que el avión empezara a voltearse de un tirón, en cuyo caso creo que mucha gente no habría tenido una oportunidad", dijo Levy.

"Si nos hubiéramos volteado, ninguno de nosotros estaría aquí para hablar de eso", dijo.

Revisiones preliminares de la autoridad aeronáutica estadounidense indican que no hubo “una curva descendente anormal detectada” en el aterrizaje, indicó la presidenta de la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte de EU, Deborah Hersman, este lunes.

Una revisión preliminar de las máquinas indica que ambas operaban al momento del accidente, detalló Hersman.

Asiana Airlines podría terminar pagando cientos de millones de dólares a las víctimas del accidente, según un experto en legislación aeronáutica citado por CNNMoney.

“No creo que haya una denuncia ahí que valga menos de un millón. Muchas serán multimillonarias”, dijo Arthur Wolk, uno de los máximos abogados especializados en accidentes aéreos.

El choque es el primer accidente fatal en Estados Unidos en casi cuatro años.

Dan Simon, Dana Ford, Thom Patterson y Aaron Cooper colaboraron en este reporte.

 

Ahora ve