Las sanciones internacionales ahogan la producción de petróleo en Irán

Las medidas económicas de EU y de Europa han socavado la economía del país, en particular al sector energético, con bajadas históricos
Rouhani ofrece "la amistad" de los iraníes a EU
Autor: John Defterios
(Reuters) -

Los últimos cuatro años de sanciones económicas por parte de Estados Unidos, la Unión Europea y otros socios occidentales han socavado la economía iraní.

El año pasado, el rial iraní se había desplomado perdiendo el 80% de su valor, la inflación se había disparado, la carne de ave y el pan eran escasos, y había gran cantidad de reportes de despidos en el sector manufacturero estatal.

Pero el ejemplo más notable del impacto es el sector energético. La producción de petróleo de Irán se ha desplomado hasta su nivel más bajo desde 1992, llegando a 2.6 millones de barriles diarios durante este verano. De acuerdo con el Statistical Review of World Energy de British Petroleum, la producción alcanzó un máximo de 4.39 millones de barriles antes de las sanciones en 2007.

La producción de exportación que se ha perdido le cuesta a Irán 58,000 millones de dólares al año, con base en un cálculo conservador de un precio de 95 dólares por barril. Es suficiente incentivo para regresar a la mesa de negociaciones.

La industria está salivando ante el potencial regreso de Irán al mercado energético, aunque hay una gran cantidad de terreno diplomático por recorrer.

El presidente de Irán, Hassan Rouhani, ha abierto la puerta al compromiso y el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, está dispuesto a acabar con el estancamiento, aunque solo es el principio.

Con frecuencia escuchamos que tomará años para que el sector energético Irán se recupere, pero regresar a los niveles que existían antes de las sanciones podría ser más fácil de lo que la mayoría piensa.

“Esta es una propuesta de 30 días, regresar al nivel en el que estaban antes de las sanciones”, dijo Fereidun Fesharaki, presidente de FACTS Global Energy. “Ahora, si se quieren lograr volúmenes más altos, tomará muchos, muchos años, construir la capacidad”.

Rouhani no solo está hablando en tono moderado, sino que ha colocado a un individuo con ideas afines en el Ministerio de Energía. Bijan Zamganeh fue secretario del petróleo de 1997 a 2005, periodo al que muchos se refieren como la “era dorada” de la producción en Irán.

Se firmaron importantes contratos con el gigante energético francés Total, el grupo angloholandés Royal Dutch Shell, Statoil, de Noruega, y Gazprom, de Rusia. No ha sucedido mucho desde entonces.

El potencial es muy claro. Irán está situado sobre el 9.4% de las reservas globales probadas de petróleo, lo que lo coloca entre los primeros cinco del mundo. El panorama es aun más prometedor para el gas natural, con 18% de las reservas globales, lo que coloca a Irán en el primer lugar, de acuerdo con la encuesta anual de BP.

El viceprimer ministro de Energía de Irán, Hussain al-Shahristani, dijo que espera que la diplomacia haga su trabajo. Dijo que los mercados energéticos mundiales deberían contar con un ligero levantamiento de las sanciones a lo largo del tiempo, aunque duda que esto tenga un impacto sobre el precio del crudo en 2014.

Sin embargo, se puede ver una gran tormenta en formación, a medida que algunos de los factores más importantes converjan a lo largo de los próximos 12 meses.

El líder petrolero, Arabia Saudita, está construyendo la capacidad de bombear 12.5 millones de barriles diarios. Iraq tiene como meta pasar de 3.5 millones de barriles para fin de este año a 9 millones de barriles para 2020. Estados Unidos, de acuerdo con la Agencia Internacional de Energía, también estará al mismo nivel que Arabia Saudita para finales de la década.

Es por esto que los productores aquí en el Medio Oriente podrían no brincar de felicidad si Irán logra una recuperación sorprendentemente rápida a los mercados en 2014.

“Nadie quiere al petróleo iraní de regreso en el mercado”, dijo el consultor en energía Fesharaki. “Si entraran hoy, la respuesta inmediata sería que los sauditas tendrían que disminuir su producción o que el precio del petróleo bajara. No sería  Ali al Naimi me dijo qie el Reino e energía de Arabia Saudita,no estar brincando de gustode barriles para 2020.verjan a lo largposible continuar como si nada sucediera”.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

A principios de 2012, el ministro de energía de Arabia Saudita, Ali al Naimi, me dijo que quería defender el precio de 100 dólares por barril y ha logrado hacerlo. Como resultado, los productores de la OPEP han estado nadando en superávits, llegando a 1.25 millón de millones en 2012.

Si se llega a un acuerdo en cuanto al desarrollo nuclear de Irán dentro de la IAEA (una gran interrogante en este momento) bajaría el nivel de ansiedad en la región. Los estrategas del petróleo dicen que también comenzaría a reducirse la tarifa de riesgo actual, que ha mantenido al crudo del Mar del Norte como referencia sobre la marca del siglo durante tres años consecutivos, lo que constituye un récord.

Ahora ve
La tormenta en la CDMX llegó a este departamento de una forma inesperada
No te pierdas
×