Greenpeace rechaza acusación de Rusia sobre hallazgo de drogas en un buque

El grupo ambientalista indicó que la acusación es una "simple mentira" para desviar la atención sobre el encarcelamiento de sus activistas
Greenpeace viola normas internacionales
Autor: Laura Smith-Spark y Alla Eshchenko
(Reuters) -

Investigadores rusos informaron este miércoles que encontraron drogas en un barco de Greenpeace cuya tripulación fue detenida en el Ártico, el mes pasado ‒una acusación que el grupo ambientalista rechazó de inmediato.

El Comité de Investigación ruso dijo que los expertos estaban buscando el "origen y fin" de las drogas incautadas, que describieron como "probablemente” opio y morfina.

Greenpeace señaló que la afirmación de que las autoridades rusas habían encontrado drogas en el buque "es una fabricación, una mentira, pura y simple".

"Asumimos que este anuncio está diseñado para desviar la atención de la creciente indignación mundial sobre el encarcelamiento de los detenidos", expresaron en una declaración escrita.

Algunas de las 30 personas que se encontraban a bordo del Arctic Sunrise podrían enfrentar cargos adicionales, anunció el Comité de Investigación.

Los 28 activistas de Greenpeace y dos periodistas que fueron arrestados en el barco mientras protestaban ya enfrentan cargos de piratería. Los 30 se declararon no culpables ante el tribunal la semana pasada.

Los activistas son originarios de Rusia, EU, Argentina, Gran Bretaña, Canadá, Italia, Ucrania, Nueva Zelandia, Holanda, Dinamarca, Australia, Brasil, República Checa, Polonia, Turquía, Finlandia, Suecia y Francia.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El grupo ambientalista ha condenado reiteradamente la detención de sus militantes, diciendo que estaban participando en una protesta pacífica en contra de la "destrucción lenta pero inexorable del Ártico".

Las autoridades rusas hicieron los arrestos después de que dos de los activistas dejaran el Arctic Sunrise y trataran de subir a una plataforma petrolera propiedad del gigante ruso de energía Gazprom, en el mar de Barents.

Ahora ve
Las calles de Los Ángeles se pintan de blanco y te decimos la razón
No te pierdas
×