El médico que ayudó a encontrar a Osama bin Laden enfrenta nuevos cargos

Está acusado de asesinato por la muerte de un niño a quien operó de apendicitis y murió por más tarde por complicaciones
Las fotos de la muerte de bin Laden
Autor: Jill Dougherty
(Reuters) -

Un médico pakistaní acusado de ayudar a Estados Unidos a encontrar a Osama bin Laden fue acusado de asesinato por una cirugía que supuestamente no estaba autorizado para realizar, informaron las autoridades este viernes.

Shakil Afridi, quien está en prisión en espera de un nuevo juicio en conexión con el asesinato de bin Laden, fue acusado de realizar en 2006 una operación por apentidicitis a un niño que murió por complicaciones, de acuerdo con una denuncia penal presentada por la madre en Pakistán.

El nuevo cargo contra Afridi ocurre unos meses después de que el comisionado judicial de Pakistán revocó su condena por su rol en el asesinato de bin Laden, que incluyó, entre otras cosas, llevar a cabo una falsa campaña de vacunación. El médico había sido condenado a 33 años de prisión.

Afridi ha estado encarcelado mientras espera su nuevo juicio por los cargos relacionados con la muerte de bin Laden.

La madre del niño, Naseeb Gulla, acusó al médico de llevar a cabo la cirugía equivocada, de acuerdo con la denuncia interpuesta en la Agencia Khuber, una de las ocho zonas tribales de Pakistán.

El Departamento de Estado de Estados Unidos expresó su preocupación por el nuevo cargo contra Afridi.

“La ayuda del médico Afridi para confirmar la ubicación de bin Laden fue un servicio al mundo entero y ciertamente para Pakistán, que ha perdido seres queridos y ha sufrido en las manos de al Qaeda”, dijo la vocera del departamento de Estado, Jennifer Psaki.

“Llamamos a las autoridades apropiadas a asegurarse de que el médico Afridi tenga un juicio justo por este cargo nuevo”.

Las autoridades de Pakistán acusan a Afridi de trabajar con la CIA para llevar a cabo una campaña de vacunación falsa en Abottabad a fin de tratar de verificar el paradero de bin Laden. Las fuerzas especiales de Estados Unidos mataron al líder de al Qaeda en Abbottabad en mayo del 2011.

Los esfuerzos de vacunación, de acuerdo con las denuncias, estaban destinados a recolectar el ADN de bin Laden para que la CIA pudiera compararlo con las muestras que tenía del ADN de su familia, aunque nadie del complejo donde vivía bin Laden aceptó ser vacunado.

El reporte asegura que Afridi recibió 75,800 dólares (983,000 pesos) para realizar la campaña de vacunación.

En el 2012, un alto funcionario de Estados Unidos le dijo a CNN que Afridi trabajó con Estados Unidos antes de la redada a bin Laden, pero que nunca se le pidió espiar en Pakistán sino solo ubicar a terroristas de al Qaeda que representaran una amenaza para ese país y Estados Unidos.

Tras el encarcelamiento de Afridi, la entonces secretaria de Estado de Estados Unidos, Hillary Clinton, y su entonces secretario de Defensa, Leon Panetta, pidieron su liberación. Clinton dijo que Afridi “fue un instrumento para acabar con uno de los asesinos más notorios del mundo”.

Ahora ve
El Festival Internacional de las Luces ilumina el Centro Histórico de la CDMX
No te pierdas
×