Colombia y las FARC inician debate sobre drogas y narcotráfico

Este es el decimoséptimo ciclo de conversaciones entre el gobierno y el grupo armado
El gobierno de Colombia y las FARC aplazan acuerdo
(Reuters) -

El gobierno colombiano y las FARC iniciaron este jueves una nueva ronda de los diálogo de paz que está centrada en las drogas y el narcotráfico, un "complejo problema" que, según la guerrilla, no es exclusivo de Colombia y cuya solución requiere del concurso de la comunidad internacional.

La negociación que desde hace más de año persigue poner fin al conflicto colombiano entra así en una nueva fase, tras los acuerdos parciales logrados sobre la cuestión agraria y la participación política.

Ahora le llega el turno al "problema de las drogas ilícitas".

El gobierno y la guerrilla intentarán lograr consensos en cuestiones como la sustitución de los cultivos de coca, planes integrales de desarrollo en esas zonas, programas de prevención del consumo y salud pública o soluciones para el fenómeno de la producción y comercialización de narcóticos.

Para las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), el narcotráfico no es un "problema exclusivo" del país sudamericano sino un flagelo internacional cuya solución "debe comprometer al conjunto de las naciones", según una declaración leída ante la prensa por su número dos Iván Márquez.

Sin mencionar o asumir en esa declaración responsabilidad alguna de las FARC en el narcotráfico, la guerrilla lamentó que ese problema "ha permeado todo el tejido social colombiano, incluyendo al Estado".

Pero "el fenómeno no es exclusivo de nuestro país. Hoy en día se reconoce que los dineros del narcotráfico y de otras actividades ilegales han contaminado todo los circuitos financieros de la economía mundial", añadió "Iván Márquez", alias de Luciano Marín Arango.

Las FARC subrayaron la diferencia existente entre la hoja de coca, que se consume en el mundo andino para mitigar el hambre o cansancio, y la cocaína y consideraron "ilógico que para acabar con el problema del narcotráfico se deba erradicar una planta que puede brindar beneficios a la humanidad".

El grupo rebelde también reclamó que las medidas punitivas contra el negocio del tráfico de drogas no recaigan en los eslabones más débiles de la cadena como consumidores o campesinos, porque los principales beneficiados de ese negocio ilegal "son los emporios financieros del mundo".

Los guerrilleros denunciaron además que el narcotráfico ha servido "de excusa para el intervencionismo de potencias extranjeras en el conflicto interno colombiano".

Por su parte, el equipo negociador del presidente Juan Manuel Santos afronta esta nueva etapa de los diálogos de paz con el ánimo de llegar a acuerdos con la guerrilla que permitan "una Colombia sin coca".

Así lo dijo este miércoles en Colombia el jefe negociador oficial, el exvicepresidente Humberto de la Calle, que como es habitual no hizo este jueves declaraciones a la prensa a su llegada al Palacio de Convenciones de La Habana.

Una de las novedades de la jornada fue la incorporación a la mesa de diálogo de dos nuevas negociadoras del Gobierno: Paulina Rivero y Nigeria Rentería, que sustituirán a Luis Carlos Villegas, nombrado por Santos embajador de Colombia en Estados Unidos.

El Gobierno colombiano ha acusado tradicionalmente a las FARC de jugar un papel protagonista en todos los eslabones del narcotráfico, pero la guerrilla afirma que su participación en el negocio se limita a cobrar un impuesto a los cultivadores en sus zonas de influencia.

La reanudación del diálogo colombiano se produce pocos días antes de la reunión que mantendrán en Washington el presidente de Colombia con su homólogo de Estados Unidos, Barack Obama, quienes supuestamente tratarán el tema de la paz.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Estados Unidos, a través del Plan Colombia, ha invertido unos 8,000 millones de dólares para la erradicación de cultivos ilegales con aspersiones químicas y para el combate judicial de los implicados en el negocio del narcotráfico.

En el nuevo ciclo de conversaciones de paz —el decimoséptimo desde que se inició el proceso en noviembre de 2012— las partes mantendrán la dinámica de tres jornadas de trabajo seguidas y una de receso, con la previsión de que esta ronda concluya el 8 de diciembre, dijeron fuentes cercanas a los negociadores.

Ahora ve
Las calles de Los Ángeles se pintan de blanco y te decimos la razón
No te pierdas
×