China refuerza la seguridad pública tras el ataque con cuchillos

Casi 30 personas murieron y más de 100 resultaron heridas este sábado en un atentado en una estación de trenes
policía vigila estación de tren China
policía vigila estación de tren China  policía vigila estación de tren China
Autor: Tom Watkins y Ralph Ellis
(Reuters) -

Un día después de que hombres armados con cuchillos mataran a decenas de personas e hirieran a más de 100 en una estación de trenes en la ciudad de Kunming, en el suroeste, las autoridades describieron lo que ocurrió como un ataque terrorista premeditado.

Cuatro de los presuntos 10 atacantes murieron a tiros, mientras que la policía busca al resto, informaron funcionarios a la agencia de noticias Xinhua.

El primer ministro, Li Keqiang, ordenó reforzar la seguridad en sitios públicos. Pero para Chen Guizhen, las medidas llegaron demasiado tarde.

La mujer de 50 años le dijo a Xinhua en el hospital que su esposo, Xiong Wenguang, de 59 años, fue asesinado en el ataque.

"¿Por qué los terroristas son tan crueles?", preguntó Chen, sosteniendo la credencial de identificación de su esposo, aún manchada con sangre.

Los atacantes no advirtieron.

Liu Chen, una estudiante de 19 años de Wuhan, capital de la provincia central china de Hubei, estaba en la estación comprando boletos cuando comenzó el ataque.

"Primero pensé que era alguien que estaba peleando, pero luego vi sangre y que la gente empezó a gritar, así que solo corrí", dijo.

Lu Haiyan señaló que la masacre comenzó mientras ella y un amigo estaban parados en la sala de boletos de la estación de tren.

"De repente, muchas personas comenzaron a correr como locas", escribió en Tencent Weibo, el equivalente chino de Twitter. "Vimos a dos personas que llevaban cuchillos de carnicero grandes, cortando a quien se les pusiera en el camino. Casi me alcanzan por la espalda. Luego perdí contacto (con mi amigo) y vi que había sangre frente a mí".

Por ahora, hay distintas cifras de muertos: en el mismo reporte, Xinhua señaló que al menos 28 personas murieron y 113 resultaron heridas, y que 29 fallecieron y 130 fueron lesionadas. 

Se cree que miembros de un grupo separatista de Xinjiaang, al noroeste de China, llevaron a cabo el ataque, informaron autoridades. El reporte oficial califica al grupo como terrorista.

La policía añadió que además de los cuatro atacantes que murieron, también le dispararon a una mujer sospechosa.

Tras el incidente, publicaciones en Sina Weibo, otra red social similar a Twitter, mostraban imágenes de la policía local patrullando la estación, donde los cuerpos yacían en el piso con sangre. La televisión estatal china mostró a los investigadores poniendo un cuchillo —cuya navaja tenía una longitud de unos 60 centímetros— en una bolsa.

Los ataques masivos con cuchillos tienen precedentes en China. Algunos ocurrieron en 2010 y 2012, pero esos fueron en escuelas y aparentemente no tienen conexiones políticas.

El presidente de China, Xi Jinping, urgió a las autoridades judiciales a "investigar y resolver el caso, y castigar a los terroristas de acuerdo con la ley", informó Xinhua.

La estación de trenes de Kunming es una de las más grandes en el suroeste de China.

Hace dos semanas, 11 "terroristas" murieron en la región de Xinjiang, reportó Xinhua.

Los recientes brotes de violencia han afectado a la región de Xinjiang, un área rica en recursos, donde la llegada de chinos han en las últimas décadas ha elevado las tensiones con los uyghurs, un grupo étnico predominantemente musulmán.

Phil Gast de CNN contribuyó con este reporte.

Ahora ve
Tras ataque en Las Ramblas, Mariano Rajoy pide unión contra el terrorismo
No te pierdas
×