La paciencia disminuye día a día en los familiares del avión desaparecido

El no saber sobre el destino de sus seres queridos pesa sobre las familias de los pasajeros del vuelo 370
"Que el gobierno de Malasia nos informe"
Mariano Castillo
Autor: Mariano Castillo
KUALA LUMPUR (Reuters) -

Una mujer llora mientras los guardias de seguridad la arrastran afuera de la sala de prensa en la que se informa sobre las novedades del desaparecido vuelo 370 de la aerolínea Malaysia Airlines.

Es la madre de uno de los pasajeros y su protesta es una señal de que la paciencia desaparece entre los familiares del avión perdido.

Las familias de los pasajeros han estado lejos del foco de atención, mientras las autoridades malasias realizan una misión para encontrar el avión. El día 12 termina sin respuestas, la frustración se torna evidente.

No saber sobre el destino de sus seres queridos pesa sobre las familias de los pasajero del avión, quienes están desesperados por respuestas.

Tres mujeres, familiares de los pasajeros, protagonizaron una protesta en un hotel de Kuala Lumpur donde se hospeda la prensa mundial. Sus esfuerzos fueron interrumpidos por guardias de seguridad, quienes las sacaron y arrastraron a una de ellas cerca de una multitud de reporteros.

“No me importa lo que haga su gobierno”, gritó una mujer en referencia a los malasios. “Solo quiero a mi hijo de regreso”.

Los flashes de docenas de cámaras iluminaron su rostro mientras hablaba.

Las mujeres se identificaron como la madre de Li Le, un chino de 36 años de edad, quien viajaba en el avión.

“Mi hijo”, dijo llorando. “Solo quiero a mi hijo de regreso”.

Otra mujer, quien llevaba una falda azul y una gorra de color blanco, gafas de sol y una máscara, alzó su brazo derecho mientras demandaba al gobierno malasio mayor información.

“Necesitamos que los medios de todos los países nos ayuden a encontrar a nuestros familiares perdidos y a que encuentren el vuelo 370”, dijo la mujer. “No tenemos información en lo absoluto… Simplemente dicen 'seguimos buscando' del sur del Mar de China hacia Malaca”.

Ella y las otras familias que esperan en Kuala Lumpur dijeron que no están satisfechos con “la inacción del gobierno malasio”.

“Lo que necesitamos es saber la verdad, saber dónde está el avión”, gritó. “Hemos tenido bastante. En el gobierno malasio son mentirosos”.

Los guardias entonces la escoltaron afuera, aparentemente en contra de su voluntad.

Las tres mujeres fueron llevadas a una habitación en el hotel y las autoridades malasias cerraron la puerta.

Familiares esperan en Beijing

La agonía de la espera no solo fue sentida en Kuala Lumpur. Las familias en Beijing, el destino del vuelo, también se reúnen diariamente con oficiales.

Ye Lun, cuyo cuñado viajaba en el avión, dice que todos los días es lo mismo. Él y su grupo abandonan el hotel en la mañana para una reunión y eso es todo. Regresan el hotel para ver las noticias en televisión.

El misterio ha pasado factura a las familias.

Las emociones de mi hermana, esposa de uno de los pasajeros, se han vuelto muy inestables, dijo Ye Lun,

“Cada mañana se siente esperanzada cuando viene a las reuniones. Después ellos simplemente dicen estas cosas confusas y vuelve a perder la esperanza.

“Es así todos los días. Espera que un milagro pase, pero no ocurre. No sé cuando este milagro ocurrirá. Cuántos días nos quedan, no lo sé”.

El cuñado de Ye es un veterano de la ruta Kuala Lumpur-Beijing y un viajero frecuente.

Las familias en Beijing critican la forma en la que la aerolínea ha manejado la situación y hablan de posibles demandas.

El vuelo Air France muestra solidaridad

En un acto de solidaridad, algunas familias de las víctimas del vuelo 447 de Air France, que también desapareció antes de que sus restos fueran encontrados, escribió una carta abierta a los familiares de los pasajeros del vuelo 370.

En la carta expresan asombro sobre los anuncios vagos y contradictorios del gobierno malasio y sugieren que las familias regresen con sus propios gobiernos para presionar a los malasios por información.

La carta fue escrita por un grupo de familiares de las víctimas del vuelo 447, quienes viven en Alemania.

El presidente del grupo, el doctor Bernd Gams, dijo que es necesario que las familias del vuelo 370 permanezcan juntas y presionen a los oficiales para asegurarse de que están obteniendo respuestas.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Gams perdió a una hija en la tragedia del vuelo Air France y dijo que lidiar con el incidente es más fácil a medida que pasa el tiempo.

“Sí, al principio estás completamente paralizado, pero la vida sigue, es necesario”, dijo.

Ahora ve
Organización capta el trato cruel que reciben las vacas en una granja de Florida
No te pierdas
×