Los habitantes temen a la violencia en la inestable ciudad de Donetsk

Tras el sangriento enfrentamiento en el aeropuerto de la ciudad, los habitantes temen por su seguridad y la integridad de su país
El temor a la violencia reina en Donetsk
Nick Paton Walsh y Laura Smith-Spark
Autor: Nick Paton Walsh y Laura Smith-Spark
DONETSK, Ucrania (Reuters) -

La mortífera batalla por el control de un aeropuerto en la ciudad ucraniana de Donetsk terminó, pero en las calles reinaba el temor a más violencia el miércoles, mientras un jet volaba a baja altura.

Docenas de separatistas pro-Rusia murieron después de que las fuerzas de seguridad ucranianas tomaran por asalto el aeropuerto internacional de Donetsk el lunes, luego de que los rebeldes tomaran una terminal.

El presidente electo de Ucrania, Petro Poroshenko, prometió este miércoles aplastar la insurrección separatista en el este del país.

"Vivimos una situación de guerra en el este de Ucrania", declaró. "No vamos a permitir por más tiempo que estos terroristas secuestren y maten a la gente".

Las balas dejaron de volar el martes, pero el estruendo de los motores de los aviones militares se sumó a la historia que cuentan los voceros de los separatistas sobre una posible campaña de bombardeos contra la ciudad.

No ha habido indicios de que las autoridades ucranianas planeen hacer algo parecido.

Sin embargo, en la atmósfera flota el temor, la desconfianza y la desinformación; tras el asalto al aeropuerto del lunes —que tal vez haya sido el incidente más letal en varias semanas de inestabilidad—, las preocupaciones en Donetsk han crecido.

El miércoles circularon reportes no confirmados de que había habido disparos no lejos de un edificio de la administración central que los separatistas han ocupado desde hace algunas semanas.

Un portavoz de los separatistas dijo que trataban de derribar un drone (nave robot no tripulada).

Algunas personas interpretaron la campaña de las fuerzas armadas ucranianas contra los rebeldes en el aeropuerto de Donetsk como un indicio de que el presidente recientemente electo, Petro Poroshenko, adoptará una postura más severa.

La presencia de las aeronaves militares tal vez sirvió como recordatorio de la que las fuerzas armadas tienen capacidad para actuar.

El intento de los separatistas por tomar el aeropuerto ocurrió pocas horas después de que Poroshenko proclamara la victoria en las elecciones del domingo.

Donetsk ha estado en el centro del intento de los separatistas por declarar la independencia de la región de Donetsk, acto que se emuló en la vecina región de Luhansk.

Por otro lado, una decena de civiles resultaron heridos este miércoles por esquirlas de proyectiles de artillería disparados contra el centro de Slaviansk, en un ataque a zonas residenciales del que se culparon mutuamente el Ejército ucraniano y las milicias prorrusas.

La Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) aún no ha tenido contacto con los cuatro observadores internacionales que desaparecieron el lunes por la tarde en el este de Donetsk. La última vez que un equipo de la OSCE desapareció en la región, apareció en manos de los militantes del bastión rebelde de Slaviansk.

'Nuestros muchachos'

En Donetsk había señas de los feroces combates del martes. Podía verse sangre y restos humanos a un lado de unos camiones que habían transportado a los separatistas y que habían estallado.

En la morgue de la ciudad hay una pila de cadáveres, entre ellos los restos de una mujer que al parecer quedó decapitada tras una ráfaga de disparos.

Uno de los habitantes (que no quiso mostrar su rostro a la cámara) dijo al equipo de CNN que muchas personas de la región lucharían y que no sabía quién podría poner fin al conflicto, salvo tal vez Rusia.

Cuando le preguntaron si la región oriental podría volver a ser parte de una Ucrania unida, respondió: "Creo que Ucrania quedará destruida".

Otros curiosos dijeron que los muertos eran nashi, que en ruso significa nuestros muchachos, señal del apoyo que el público brinda a los separatistas en su batalla contra las autoridades en Kiev.

La oficina del alcalde de Donetsk anunció que habían muerto 40 personas en el combate en el aeropuerto, entre ellos dos civiles, pero no especificaron cuántos de ellos eran separatistas.

Los separatistas señalaron que habían muerto 35 de sus hombres y más de 60 habían quedado heridos.

OTAN: Indicios de que las tropas rusas se retiran

El gobierno ucraniano y Occidente han acusado a Rusia de respaldar y brindar suministros a los separatistas, acusación que el gobierno ruso niega.

También han expresado sus inquietudes acerca de la acumulación de tropas rusas —la OTAN estima que eran 40,000— cerca de la frontera con Ucrania.

Como indicio de que Rusia tal vez haya atendido a los llamados para retirar esas fuerzas, la OTAN anunció el miércoles que en la zona había "pruebas continuas de que se estaban empacando equipos y suministros o los están preparando para transportarlos".

"Una cantidad reducida de unidades se han retirado ya de la frontera. La actividad que observamos sigue indicando un retiro lento de tropas", dijo un oficial militar de la OTAN.

No obstante, aún hay muchos soldados rusos en la zona fronteriza y son capaces de llevar a cabo operaciones con poca anticipación, dijo. "Se han retirado miles de soldados, pero quedan decenas de miles", agregó.

El Kremlin anunció hace unos 10 días que el presidente de Rusia, Vladimir Putin, ordenó a decenas de miles de soldados rusos que regresaran a sus bases, pero que tomaría tiempo concluir la retirada.

La OTAN supervisa la situación y recibirá de buen grado una retirada rusa completa y verificable, dijo el oficial militar de la OTAN.

Sin embargo, "ninguna retirada borra ni revierte lo ocurrido en los meses recientes. Rusia violó la confianza de la comunidad internacional al invadir Ucrania ilegalmente. La dinámica de la seguridad en Europa cambió fundamentalmente".

Ucrania no pertenece a la OTAN, pero otros antiguos estados soviéticos, como Polonia, sí. Rusia se opone a que Ucrania tome cualquier medida para reforzar sus lazos con la OTAN.

Nick Paton Walsh reportó desde Donetsk y Laura Smith-Spark escribió desde Londres. La periodista Victoria Butenko contribuyó desde Kiev y  Andrew Carey, de CNN, desde Donetsk.

Ahora ve
¿Quieres comprar un celular? Te decimos cómo hacer una compra inteligente
No te pierdas
×