Las calles de Ferguson arden tras la decisión no acusatoria del jurado

El condado de St. Louis registró saqueos y quema de autos, luego que el jurado decidió no culpar a Darren Wilson por muerte de Michael Brown
Protestas en EU tras la decisión en el caso Brown
/
| Otra fuente: CNNMéxico
(CNNMéxico) -

Así es como se veía Ferguson este martes por la mañana.

Cristales rotos de las tiendas saqueadas cubría el asfalto. Casquillos de tiradores desconocidos cubrían el suelo. Y más de una docena de edificios, incluyendo tiendas de propiedad de los residentes locales, habían sido incendiados.

Mientras los manifestantes lanzaron botellas, baterías y piedras a la policía, los agentes antidisturbios respondieron disparando gases lacrimógenos.

"Esto no es Iraq. Esto es Estados Unidos", gritaba Demetric Whitlock a una línea de policías en Sur Florissant Road, frente al Departamento de Policía de Ferguson.

Cuando un gran jurado decidió el lunes no acusar al policía Darren Wilson de la muerte a tiros en agosto del joven negro Michael Brown, de 18 años, la noticia provocó nuevos enfrentamientos entre manifestantes y la policía en esta ciudad de Missouri.

Si bien la mayoría de los manifestantes protestaron pacíficamente en las calles, algunos rompieron las ventanas de una patrulla de la policía e trataron de incendiar otra.

Una fila entera de negocios en West Florissant Avenue, una avenida principal, estaba envuelta en llamas. Había tanto fuego que los bomberos no podían controlarlos.

En medio de los saqueos e incendios, algunos manifestantes exigieron a los medios dejar de informar sobre los acontecimientos. La reportera de CNN Sara Sidner fue golpeada en la cabeza con una piedra.

Muchos propietarios de negocios volvieron a sus tiendas para ver sus medios de vida hechos ruinas. Los saqueadores irrumpieron en una tienda de belleza y se robaron pelucas, dejando las cabezas de maniquíes tiradas a mitad de la calle.

Y en la cercana Dellwood, algunas personas incendiaron una fila de coches de un concesionario y prendieron fuego a varios negocios.

"Los empleados antifuego no se sienten seguros de salir a apagar incendios a causa de los disparos y los saqueos que tienen lugar", dijo el alcalde Dellwood Reggie Jones. "Así que ellos se niegan, básicamente, a salir y controlar estos incendios".

Respuesta de la policía

En medio del caos, la policía hizo 29 arrestos. Ningún agente sufrió lesiones graves, dijo el jefe de Policía del condado de St. Louis, Jon Belmar, y según lo que sabía, la policía no causó lesiones graves tampoco.

Pero Belmar dijo que escuchó al menos 100 disparos en la noche. El capitán de la Patrulla de Caminos Estatal de Missouri, Ron Johnson, dijo que la policía no disparó ninguna bala.

El martes por la mañana, el gobernador Jay Nixon ordenó a más miembros de la Guardia Nacional de Missouri acudir a Ferguson.

"La Guardia está proporcionando seguridad al Departamento de Policía de Ferguson, que despachará más agentes del orden adicionales para proteger al público", dijo la oficina de Nixon.

Pero no está claro cuánto durará la confrontación entre los manifestantes y la policía.

"La gente aquí tiene un rencor real contra la policía", dijo Whitlock. "No va a desaparecer".

En todo el país

La indignación por la decisión del gran jurado se extendió mucho más allá de Ferguson. Los manifestantes se reunieron en Nueva York, Seattle y Washington, donde algunos se manifestaron en la calle frente a la Casa Blanca.

Más de 120 vigilias y encuentros se organizaron en todo el país, incluyendo algunos programados para este martes. Se llevarán a cabo en las ciudades grandes y pequeñas, desde Los Ángeles hasta Bangor, Maine.

“No es la respuesta”

La violencia es exactamente a lo que se declaró en contra el padre de Michael Brown como reacción. Antes de la decisión del gran jurado la noche del lunes imploró a los manifestantes a permanecer tranquilos sin importar la decisión del jurado.

"El daño a los demás o destrucción de la propiedad no es la respuesta", dijo Michael Brown padre. "No importa lo que decida el gran jurado, no quiero que la muerte de mi hijo sea en vano. Quiero que conduzca a un cambio increíble, un cambio positivo. Cambio que haga a la región de St. Louis mejor para todos".

Las palabras de Brown fueron repetidas por el presidente Barack Obama, quien también llamó a la calma.

Se trata de una "reacción comprensible" que algunos estadounidenses estarán de acuerdo y otros se sentirán enojados por la decisión de no procesar a Wilson, dijo Obama en un discurso en vivo la noche del lunes.

"En primer lugar, somos una nación construida sobre el imperio de la ley, así que tenemos que aceptar la decisión que haya tomado el gran jurado", dijo Obama.

“Revisión exhaustiva”

Wilson, un policía blanco, disparó y mató a Brown, un adolescente negro desarmado, el 9 de agosto.

La muerte de Brown encendió un debate nacional racial y la aplicación de la ley. En ninguna parte la tensión fue más evidente que en la ciudad predominantemente negra de Ferguson, que tiene una mayoría blanca en el departamento de policía y el gobierno de la ciudad.

Aunque los hechos básicos del caso —que Brown estaba desarmado cuando Wilson le disparó— no estaban bajo cuestionamiento, los hechos del momento fatal son muy disputados.

Y el testimonio del gran jurado divulgado la noche del lunes ofreció una pequeña aclaración.

Wilson dio su versión de los hechos, que en parte contradecía a la de otros testigos.

Después de una "revisión exhaustiva", los miembros del jurado deliberaron durante dos días para llegar a su decisión, dijo el fiscal del condado de St. Louis, Robert McCulloch. Dijo que los miembros del jurado son "los únicos que han escuchado toda la evidencia".

El gran jurado estuvo conformado por nueve blancos y tres negros. Se reunió 25 veces y escuchó 70 horas de testimonios de 60 testigos y tres peritos médicos.

A diferencia de un jurado en un caso penal, que argumenta a alguien si los miembros del jurado están convencidos de la culpabilidad "más allá de una duda razonable", un gran jurado decide si existe "causa probable" para acusar a alguien de un delito, sobre la base de testimonios y pruebas presentadas.

En Missouri, una decisión del jurado no tienen que ser unánime para acusar, siempre que nueve de los 12 están de acuerdo en un cargo.

El gran jurado podría haber emitido una acusación formal en cualquiera de estos cuatro cargos: asesinato en primer grado, asesinato en segundo grado, homicidio voluntario y homicidio involuntario.

También podría haber añadido un cargo de la acción criminal armada, dijeron las autoridades.

Pero los miembros del jurado decidieron no acusar a Wilson en ningún cargo.

"La evidencia física y científica examinada por el gran jurado, junto con las declaraciones de los testigos, apoyadas y justificadas por la evidencia física, cuenta la historia exacta y trágica de lo que pasó", dijo McCulloch.

“Segunda decisión dividida”

En una declaración de sus abogados, Wilson expresó su agradecimiento a los que se han "mantenido a su lado" desde el incidente con Brown.

"Los agentes del orden deben con frecuencia tomar decisiones difíciles en una fracción de segundo", dijo en el comunicado. "El oficial Wilson siguió su formación y la ley".

Familia devastada

Pero el padre de Brown está "devastado” de que Wilson no enfrente cargos, dijo un vocero de Michael Brown padre.

"Si bien entendemos que muchos otros comparten nuestro dolor, le pedimos canalizar su frustración de manera que hagan un cambio positivo", dijo la familia en un comunicado. "Tenemos que trabajar juntos para arreglar el sistema que permitió que esto sucediera".

La familia hizo un llamado a los agentes de policía en todo el país a llevar cámaras corporales.

"Vamos no sólo hacer ruido", dijo que la familia, "vamos a hacer una diferencia".

Investigaciones federales

Entonces, ¿qué pasa después?

El Departamento de Justicia de Estados Unidos está llevando a cabo dos investigaciones de derechos civiles en el caso: una sobre si Wilson violó los derechos civiles de Brown, y otra sobre el historial general del departamento de policía con las minorías.

Las investigaciones es probable que requieran gran cantidad de tiempo, como ocurrió en casos en el pasado.

En Ferguson, residentes preocupados por el saldo de la violencia la noche del lunes.

Una de las víctimas era la Óptica Fergusono. Temprano en el día, el gerente Tim Marrah había apagado la señal que había estado exhibiendo desde agosto: "Somos una familia".

No tenía ninguna protección contra los vándalos. Un escaparate se hizo pedazos y apenas se mantenía de pie.

Manifestantes pacíficos fueron impactados por la violencia que ha empañado la ciudad. "Esto es una locura. Quiero decir, esto no genera nada", dijo un residente a CNN.

Ella se preocupó por cómo las víctimas podrían recoger los pedazos. "No van a reconstruir. Esto sólo va a ser un pueblo fantasma muy pronto".

Sara Sidner, Dana Ford, Rachel Clarke, Ralph Ellis, Dave Alsup, Steve Almasy y Evan Perez contribuyeron con este reporte.  

Ahora ve
Charlie Rose, señalado de acoso sexual
No te pierdas
×