Al Qaeda mata a rehén estadounidense durante una operación de rescate

Durante una redada de las fuerzas de rescate de EU, los militantes de al Qaeda asesinaron al estadounidense y a un cautivo sudafricano
somers
somers rehen al qaeda  somers
(Reuters) -

Militantes de al Qaeda asesinaron a dos rehenes occidentales en Yemen, un periodista gráfico estadounidense y un sudafricano de un grupo de ayuda, durante una redada llevada a cabo por las fuerzas estadounidenses, dijo el secretario de Defensa Chuck Hagel este sábado.

El presidente Barack Obama ordenó la misión el viernes para salvar el estadounidense Lucas Somers, porque "no había razones de peso para creer que la vida del señor Somers estaba en peligro inminente", dijo Hagel.

Un funcionario estadounidense dijo que durante el ataque, uno de los terroristas corrió dentro del recinto y disparó a los rehenes.

Un video de Somers rogando por su vida fue publicado a principios de esta semana por al Qaeda en la Península Arábiga (AQAP). Estados Unidos tenía tres días para cumplir con las exigencias especificadas del grupo terrorista, un periodo que se agotaba.

Durante la redada, los militantes de AQAP también mataron al rehén sudafricano Pierre Korkie, de acuerdo con su empleador, el grupo de ayuda Gift to Givers.

Korkie iba a ser liberado el domingo, dijo el grupo en un comunicado, un hecho que puede haber pasado por alto por la Casa Blanca.

Un alto funcionario del Departamento de Estado dijo a CNN que la administración Obama evaluó que había dos personas en el lugar, pero no sabía si uno era sudafricano o que estuvieran en curso negociaciones para su liberación.

Korkie y su esposa, Yolande, fueron secuestrados en mayo del año pasado, pero AQAP posteriormente la liberó. El viernes, un equipo de líderes locales estaba finalizando los arreglos para la reunión de Korkie y su esposa e hijos, decía el comunicado.

Gift to Givers dijo recientemente a su esposa que "la espera casi ha terminado".

"Tres días antes dijimos que Pierre estaría en casa para Navidad", apuntó el grupo "Desde luego no quisimos en la manera que ha sucedido".

La decisión de Obama

El presidente condenó los asesinatos de AQAP y explicó su decisión de autorizar el intento de rescate.

"A principios de esta semana, un video difundido por sus captores terroristas anunció que Lucas sería asesinado dentro de las 72 horas", dijo el comunicado. "También autoricé el rescate de cualesquiera otros rehenes en cautiverio en el mismo lugar que Lucas", dijo en un comunicado.

El secretario de Estado, John Kerry, dijo que una recomendación para autorizar la operación había sido hecha al presidente.

Obama ofreció sus condolencias a la familia de Somers.

"También ofrezco mis pensamientos y oraciones a la familia de un rehén no ciudadano estadounidense quien también fue asesinado por los terroristas durante la operación de rescate", indica el comunicado. "Su desesperación y la tristeza en este momento están más allá de las palabras".

“Perdieron el elemento sorpresa”

La operación tuvo lugar el viernes por la tarde, según dijo a CNN un funcionario estadounidense.

El jueves, el Departamento de Defensa se dio cuenta de que había suficiente información de inteligencia nueva sobre la ubicación de los rehenes para organizar una misión de rescate, dijo el funcionario.

Un alto funcionario del Departamento de Defensa que viajó con Hagel a Afganistán dijo que la operación se aceleró porque no había indicios de que Somers sería asesinado el sábado por la mañana.

Obama y Hagel fueron informados al día siguiente.

Dos aviones Osprey transportaron un equipo de alrededor de tres docenas de marinos SEAL, principalmente del SEAL Team Six, y un equipo médico de combate cerca de la ubicación de los cautivos. No había fuerzas yemeníes con los comandos estadounidenses.

El oficial que viaja con Hagel dijo que una vez que los elementos desembarcaron, el equipo tuvo que caminar unos 10 kilómetros al lugar.

Fueron descubiertos a unos 100 metros donde estaban detenidos Korkie y Somers, de acuerdo con dicho funcionario. La parte principal del asalto duró entre 5 y 10 minutos.

"Perdieron el elemento sorpresa en el último momento cuando se acercaron a la ubicación" dijo el funcionario.

No estaba claro dónde estaban los secuestradores cuando comenzó el tiroteo, pero el funcionario dijo que Estados Unidos tenía la certeza de que alguien corrió hacia el interior del recinto y disparó a Korkie y Somers después de la batalla.

El funcionario no especificó cómo podían estar tan seguros de ese detalle.

Un intento anterior

Este fue el segundo intento de las fuerzas estadounidenses de liberar a Somers. En el primer intento en noviembre pasado las fuerzas especiales estadounidenses y yemeníes, equipadas con visores nocturnos, embarcaron en la misión a unos pocos kilómetros de una cueva donde al Qaeda en la península Arábiga tenía secuestrados a varios rehenes.

Se produjo un tiroteo, y las fuerzas especiales mataron a los siete secuestradores y liberaron a ocho rehenes. Pero los terroristas habían separado a Somers y cuatro rehenes del grupo, y se les trasladó a otro lugar dos días antes de la operación.

Esta semana, al Qaeda en la península Arábiga publicó un vídeo amenazando con matar a Somers y mostrando al periodista gráfico estadounidense rogando por su vida.

Un portavoz leyó un comunicado diciendo Somers moriría si Washington no cumplía con las demandas del grupo terrorista. El portavoz no dijo cuál eran estas demandas pero aseguró que el gobierno de Estados Unidos sabía lo que eran.

Dieron a los funcionarios estadounidenses tres días para cumplir, pero el tiempo se agotó.

Familia suplicó por su vida

Somers apareció en el video identificándose y pidiendo ayuda.

"Mi nombre es Lucas Somers. Tengo 33 años. Nací en Inglaterra, pero tengo la ciudadanía estadounidense y he vivido en Estados Unidos durante la mayor parte de mi vida", dijo.

El hermano y la madre de Somers publicaron un video de respuesta en YouTube en el que rogaron a los terroristas que no le mataran.

Su hermano, Jordan Somers, pidió a los terroristas que no criticaran a Somers o su familia por el intento de rescate anterior.

"Él no es responsable de las acciones del gobierno de Estados Unidos. Por favor, comprendan que no teníamos ningún conocimiento previo del intento de rescate a Lucas", dijo Jordan Somers.

El rehén estadounidense estaba bien vestido en el video de los terroristas y parecía limpio y saludable. Esto no escapó a su madre.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Paula Somers les dio las gracias por cuidar bien de él en el vídeo de respuesta de la familia, pero también pidió que le devolvieran a su hijo con vida.

"Por favor, muestren misericordia y déjennos ver a nuestro Lucas de nuevo. Él es todo lo que tenemos", dijo.

Ahora ve
Algunas empresas 'hicieron su agosto' por el eclipse, pero también hay pérdidas
No te pierdas
×