"Hay problemas en México", dice Malala tras la protesta de un mexicano

La joven aseguró que no sintió temor cuando un estudiante mexicano se manifestó durante la recepción de su premio en Noruega
Malala
Malala, Nobel, ceremonia, entrega  Malala
(Reuters) -

Para Malala Yousafzai, la irrupción de un estudiante mexicano durante la entrega del Premio Nobel de la Paz este miércoles “no tuvo nada de atemorizador”.

La joven de 17 años de edad, reconocida junto al activista Kaliash Satyarthi por su lucha a favor de la infancia, reconoció durante una conferencia de prensa este jueves que el incidente tuvo un mensaje por los “problemas” en México y otras partes del mundo.

"Hay problemas en México, también hay problemas en Estados Unidos y Noruega (...). Es verdaderamente importante que los niños hagan escuchar su voz", dijo la nobel de la Paz más joven de la historia.

Malala recibía el miércoles su reconocimiento en Oslo, la capital de Noruega, cuando el estudiante mexicano Adán Cortés, de 21 años, apareció en el escenario con una bandera de México. Le dijo unas palabras a Malala antes de ser retirado por los elementos de seguridad del evento.

Tras varias horas de detención, Cortés recibió una multa equivalente a unos 2,000 dólares, la cual ya fue pagada.

Malala, ¿primera ministra?

Malala reiteró este jueves en Oslo que dentro de 20 años se ve como primera ministra de su país.

"Quiero ayudar a mi país, quiero que mi país avance y soy verdaderamente patriota. Por eso decidí que me dedicaré a la política y, a lo mejor, algún día la gente votará por mí, conseguiré la mayoría y seré primera ministra", declaró Malala.

"Es posible ser primera ministra con 35 años, no antes, por lo tanto dentro de muchos años", afirmó en rueda de prensa junto a la jefa de gobierno noruega, Erna Solberg.

Malala, quien sobrevivió milagrosamente a un atentado de los talibanes el 9 de octubre de 2012, se siente inspirada por Benazir Bhutto, primera ministra de Pakistán en dos ocasiones (1988-1990 y 1993-1996) y asesinada en 2007.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"Ella es un ejemplo (...) que transmite el mensaje de que las mujeres pueden progresar, porque en algunas comunidades se supone que las mujeres no pueden progresar y ser primera ministra", dijo la adolescente, que reside en Gran Bretaña.

Un símbolo mundial de la lucha por la educación de las niñas, Malala es blanco de críticas en su país, donde a veces se le acusa de ser un títere de Occidente que traiciona los valores musulmanes.

Ahora ve
Lina es el auténtico automóvil del futuro por ser biodegradable
No te pierdas
×