Cristina Fernández anuncia la disolución de la Secretaría de Inteligencia

En medio del caso Nisman, la secretaría será sustituida por la Agencia Federal de Inteligencia, sin vínculos con el sistema judicial
cristina fernandez nisman  cristina fernandez nisman
(CNNMéxico)
Autor: (CNNMéxico) | Otra fuente: 1
NULL -

La presidenta argentina, Cristina Fernández, anunció este lunes la disolución de la Secretaría de Inteligencia y la creación de una nueva Agencia Federal de Inteligencia.

La presidenta aseguró que mandaría el proyecto al Parlamento con carácter urgente y que marcará un plazo máximo de 90 días para su tramitación.

La profunda reforma de la Inteligencia argentina, anunciada en medio del escándalo político por la muerte del fiscal Alberto Nisman, comenzará a ser debatida en el Congreso la semana próxima, confirmaron este martes fuentes oficiales.

Nisman apareció muerto en su casa el 18 de enero. El fiscal había interpuesto una denuncia contra Cristina Fernández, el canciller Héctor Timerman y varios dirigentes oficialistas por presuntamente haber orquestado un plan para encubrir a los supuestos responsables iraníes del atentado contra la mutual judía AMIA en 1994, a cambio de intensificar las relaciones comerciales con Irán.

Entre sus competencias, la nueva agencia habrá de investigar sobre terrorismo, tráfico de armas, ciberdelitos, trata de personas, narcotráfico y delitos contra el orden económico y financiero con el fin de garantizar "la seguridad y la integridad" de los argentinos, señaló en rueda de prensa Jorge Capitanich, jefe de Gabinete argentino.

Según el proyecto, "toda relación o actuación de funcionarios o empleados de cualquiera de los poderes públicos vinculadas a las actividades reguladas por la ley" deberán ser dirigidas solo al director o al subdirector de la agencia, lo que elimina el contacto entre jueces, ministros y funcionarios con los agentes de inteligencia. Esta práctica ha sido cuestionada tras la muerte del fiscal Alberto Nisman por los vínculos destapados entre el sistema judicial y los servicios secretos.

La ley prevé que la Agencia Federal de Inteligencia deje de tener control sobre el sistema judicial de escuchas, que pasará a depender del Ministerio Público Fiscal, pero abarcará a la unidad de Inteligencia criminal que ahora depende el ministerio de Seguridad.

Desde la oposición denunciaron el aumento de poder de la Fiscalía, encabezada por Alejandra Gils Carbó, a quien criticaron por "seguir los designios del Gobierno" y no ser "una fiscal independiente", en palabras del senador radical Ernesto Sanz. Además, consideraron la reforma como un intento de desviar la atención sobre el caso Nisman.

El caso Nisman continúa

Diego Lagormasino, colaborador del fiscal argentino Alberto Nisman, ha sido imputado por haberle prestado el arma que lo mató, una Bersa calibre 22, de acuerdo con la agencia AFP. Hasta ahora, el joven informático,  parece ser la última persona en haber visto con vida al fiscal.

El joven informático, declaró a la justicia que llevó el arma al departamento a pedido del propio Nisman. Prestar un arma de fuego es considerado un delito, castigado con entre 1 y 6 años de prisión.

En una entrevista, Lagomarsino contó que el fiscal le pidió el arma porque el ex agente de inteligencia Antonio "Jaime" Stiuso le recomendó –a Nisman- que desconfiara de sus custodios y que se ocupara de la seguridad de sus hijas.

El gobierno levantó sospechas sobre el papel que pudo haber desempeñado Stiuso, removido de la cúpula de la Secretaría de Inteligencia en diciembre pasado. Stiuso trabajaba estrechamente con Nisman desde que el fiscal fue designado en 2004 para investigar el atentado a la AMIA.

Con información de EFE y AFP

Ahora ve
Este zoológico logra criar tigres de una especie en extinción
No te pierdas
×