Alemania y Francia proponen a Rusia un nuevo plan de paz para Ucrania

Angela Merkel y François Hollande viajaron a Moscú para buscar una solución diplomática que convenga a todos los involucrados
Ucrania conflicto guerra
Ucrania conflicto guerra  Ucrania conflicto guerra
Autor: Laura Smith-Spark
(Reuters) -

La canciller alemana, Angela Merkel, y el presidente francés, François Hollande, se reunieron este viernes con su homólogo ruso, Vladimir Putin, para discutir una nueva propuesta para las negociaciones de paz para poner fin al amargo conflicto en el este de Ucrania.

Las dos reuniones celebradas fueron "cara a cara" con el presidente Putin, sin expertos o miembros de las delegaciones presentes, informó la agencia rusa de noticias ITAR-Tass, citando al secretario de prensa de Putin, Dmitry Peskov.

La nueva medida diplomática llega mientras el conflicto en el este de Ucrania se intensifica y pesa gravemente sobre los civiles.

Antes de partir rumbo a Moscú, Merkel dijo en Berlín que esperaba lograr un alto al fuego, pero que las posibilidades no eran ciertas.

Agregó que estaba "segura de que no hay una solución militar al conflicto" y que junto con Hollande "trabajarían contra esta intensificación con todas nuestras fuerzas para detener este horror" cuando se reúnan con Putin.

Merkel dejó en claro que no llegaría a un acuerdo con Rusia en el que se pase por alto a la dirigencia de Ucrania y agregó: "no decidiré nada que pase sobre nadie". La solución debe coincidir con el acuerdo de paz anterior al que se llegó en Minsk, Bielorrusia, en septiembre de 2014, agregó.

Rusia, Ucrania y los líderes separatistas firmaron ese pacto, pero siguieron peleando y el pacto quedó hecho trizas. No se sabe aún cuál es la diferencia entre la nueva propuesta y el acuerdo de Minsk.

Hollande dijo el jueves que la propuesta de nuevas negociaciones se "basaría en la integridad territorial de Ucrania".

Ambos esperan que la propuesta sea aceptable para todas las partes del conflicto, señaló, aunque agregó que "la opción de la negociación, la diplomacia, no puede extenderse indefinidamente".

Dimitri Peskov, portavoz de Putin, dijo que la reunión del mandatario ruso, Merkel y Hollande "es un paso positivo para resolver la crisis ucraniana".

Los líderes occidentales y el gobierno ucraniano acusan a Rusia de incitar al conflicto proveyendo armas y entrenando a los separatistas prorrusos que combaten a las fuerzas ucranianas en las regiones de Donetsk y Luhansk, así como enviando soldados rusos a luchar al otro lado de la frontera. El gobierno ruso niega las acusaciones.

Los civiles están en riesgo

En el marco de las maniobras diplomáticas, el viernes se recibieron reportes desde Ucrania que indican que se contempla evacuar a más civiles de las actuales zonas de conflicto. Se ha culpado a ambas partes del conflicto de los bombardeos en zonas civiles.

La autoproclamada República Popular de Donetsk anunció en su sitio web que había ofrecido al gobierno ucraniano la oportunidad de que los civiles abandonaran la ciudad de Debaltseve, al noreste, en donde han estado cayendo bombas desde hace varios días.

Debaltseve está bajo el control del gobierno y la Policía se ha dedicado a evacuar a los civiles desde hace unos días, esfuerzos que se han visto obstaculizados por los bombardeos sobre la vía principal que sale de la ciudad.

Según la oficina de prensa de la operación contraterrorismo de Ucrania, se han reducido los bombardeos en la zona desde el jueves. Sin embargo, aún no se sabe cuántos civiles quedan en Debaltseve.

En la declaración más reciente del gobierno se señaló que los preparativos para evacuar a la gente de las zonas de riesgo en las regiones de Donetsk y Luhansk "continuaban".

La oficina de prensa de la autoproclamada República Popular de Donetsk señaló que la evacuación de civiles había empezado en la ciudad de Chernukhino, en Luhansk, y que continuaría hasta la tarde.

Los civiles se ven cada vez más afectados por la violencia: al menos 224 han muerto y hubo más de 540 heridos en las tres semanas finales de enero, según informes del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos.

Kerry pide que retiren las armas

El secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, insistió el jueves, durante una visita a Kiev, que correspondía a Rusia resolver la crisis en el país vecino.

Pidió al gobierno ruso que tome tres medidas que considera que permitirían llegar a una solución diplomática "que es evidente para todos".

Las medidas son: retirar el armamento pesado para que no puedan alcanzar a la población civil; retirar a los soldados extranjeros y el equipo pesado de Ucrania, y cerrar la frontera con Ucrania.

Kerry dijo que nadie quería un conflicto con Rusia, pero "no podemos ignorar" los tanques, el armamento pesado y los soldados que cruzan la frontera desde Rusia hacia Ucrania.

Los líderes rusos deben estar ciegos si siguen negando que las fuerzas de su país han cruzado la frontera, agregó el primer ministro de Ucrania, Arseniy Yatsenyuk.

"Si los necesitan, les doy mis anteojos", dijo. "Está muy claro que (las) fuerzas armadas rusas están en el terreno", dijo. "No estamos peleando contra supuestos rebeldes o guerrillas. Estamos peleando contra las tropas regulares de Rusia".

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Peskov dijo a CNN que los comentarios que Kerry hizo en Ucrania "simplemente muestran la falta de voluntad y la incapacidad de Estados Unidos para participar en la solución de la crisis ucraniana".

Agregó que "en cuanto a los tanques rusos que supuestamente cruzaron la frontera entre Rusia y Ucrania, hemos hablado de esto antes: no hay tanques ni ejércitos rusos en Ucrania, esas acusaciones no son ciertas".

Ahora ve
¿Roban animales de zoológico venezolano para comérselos?
No te pierdas
×