Dos caricaturistas son condenados por insultar al presidente de Turquía

Los moneros publicaron en agosto de 2014 un dibujo en el que el mandatario turco dice "Podríamos al menos haber matado un periodista"
Erdogan, conferencia, Peshmerga  Erdogan
Autor: Zeynep Bilginsoy y Ivan Watson
(Reuters) -

Una corte en Turquía sentenció esta semana a dos caricaturistas a 11 meses y 20 días en prisión por insultar al presidente turco Recep Tayyip Erdogan. Poco después la corte cambió la sentencia de prisión por una multa de 7,000 liras turcas cada uno (40,700 pesos mexicanos aproximadamente).

Los caricaturistas Bahadir Baruter y Ozer Aydogan dibujan para la revista semanal satírica Penguen. La irreverente revista, fundada en 2002, cuenta con un promedio de 65,000 lectores semanalmente y se burla regularmente de los políticos turcos —es similar en muchos sentidos a la revista francesa Charlie Hebdo.

Una demanda por difamación fue interpuesta contra la portada de agosto de Penguen en la que una caricatura que ilustra a Erdogan es recibida en el palacio presidencial por un servidor público. Erdogan le dice, “Pero está tan seco. Podríamos al menos haber matado un periodista”.

En un comunicado para la prensa, el equipo de Penguen explicó que un ciudadano que se describió a sí mismo como un partidario de Erdogan “envió un correo electrónico al Centro de Información de la Oficina del Primer Ministro. […] De acuerdo con el aviso, el empleado (en el dibujo) ‘hizo una señal gay con sus dedos’”.

El fiscal de Turquía eventualmente lanzó una investigación, alegando que tanto las burbujas de conversación como el “dibujo de la mano” insultaban a Erdogan.

Mientras que la corte falló a favor de Erdogan este miércoles, una explicación completa del veredicto será publicada en los próximos diez días. Hasta ahora no queda claro si el juez consideró que las burbujas de conversación, o el “gesto gay de la mano” o ambos son un insulto.

La decisión viene en medio de un incremento de casos criminales contra periodistas, estudiantes y figuras públicas por “difamación contra un funcionario público”. En 2014, Turquía obtuvo el primer lugar en una lista de los peores encarceladores de periodistas en el mundo por el grupo Reporteros Sin Fronteras y Freedom House consideró el estado de su prensa como “No libre”.

El comisionado para derechos humanos del Consejo de Europa, Nis Muižnieks, expresó su preocupación con el fallo contra Penguen, así como el aumento en casos criminales contra gente acusada de insultar a Erdogan.

“La sentencia está equivocada y, junto con el patrón de enjuiciamientos criminales, nada un mensaje aterrador a los profesionales de medios y a todos aquellos que quieran ejercer su derecho a la libre expresión”, dijo Muižnieks.

Ann Harrison, del grupo de libertad de prensa PEN International, dijo a CNN, “Hemos pedido por largo tiempo la descriminalización de la difamación, particularmente de funcionarios estatales, ya que criminalizar la crítica a las autoridades sofoca severamente el reporte y el debate público”.

Harrison apuntó que los mandatos especiales de Naciones Unidas (ONU), la Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa (OSCE) y la Organización de Estados Americanos (OEA), han pedido la abolición de las leyes criminales por difamación.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Penguen anunció que apelará la decisión. La revista también publicó desafiantemente una nueva caricatura burlándose del caso.

“Continuaremos dibujando nuestras caricaturas”, anunció Penguen en un comunicado. “Esperamos que este caso sea el último ejemplo del esfuerzo de intimidación contra la libertad de pensamiento”.

Ahora ve
Guajardo, Freeland y Lighthizer estarán ausentes en la quinta ronda del TLCAN
No te pierdas
×