A un año, el hombre que continúa pidiendo #BringBackOurGirls

A un año del secuestro de 276 niñas por los militantes de Boko Haram, casi todos lo han olvidado, menos Charles Alasholuyi
Un año y las niñas de Nigeria no aparecen
Autor: Bonnie Turner
(Reuters) -

Si algo te importara demasiado, ¿protestarías? ¿Harías un cartel? ¿Te unirías a una marcha? ¿Por cuánto tiempo seguirías haciéndolo, enfrentándote a la indiferencia y la falta de acción?

Cuando más de 200 niñas nigerianas fueron secuestradas hace un año de su escuela por militantes de Boko Haram, millones de personas alrededor del mundo se unieron a una campaña en las redes sociales para rogar por su regreso a casa.

Charles Alasholuyi fue una de esas personas –desde celebridades a líderes mundiales- que alzaron su voz via el hashtag #BringBackOurGirls, uno de los más populares en Twitter en 2014, usado en más de cuatro millones de tuits.

Pero cuando las semanas se convirtieron en meses, no había señal de las niñas perdidas en ningún lugar. La atención puesta en la campaña se desvaneció. La gente dejó de tuitear. Dejaron de marchar. Dejaron de pedirle al gobierno nigeriano que hiciera algo para recuperar a las jóvenes estudiantes.

Parecía que todos habían perdido la esperanza de que las niñas regresaran. Muchos se preguntaron si las niñas seguían vivas. Todos, excepto Alasholuyi.

El profesional de marketing y padre de tres, ha tomado tiempo casi todos los días desde que las niñas desaparecieron para sostener un cartel con el hashtag #BringBackOurGirls, que un colega le tome una foto con él y publicarla en iReport de CNN.

Alasholuyi, quien cree firmemente que “si lastimas a uno, lastimas a todos”, dijo que hace esto para ayudar a dar voz a las familias de estas niñas.

Él admite que su rutina diaria puede ser estresante y frustrante y que espera que un día cercano, sea capaz de dejar de hacerlo.

Pero hasta ahora, no se ha atrevido a dejar su compromiso, diciendo que siente una obligación moral a continuar publicando su foto diaria hasta que las niñas sean regresadas. Él dice que no quiere que nadie se olvide de ellas y de las dificultades a las que se enfrentan sus familias cada día que las niñas están desaparecidas.

Alasholuyi agrega mensajes a los carteles como “más de 200 sueños robados”, “salva a las niñas ahora” y “nuestro gobierno tiene la responsabilidad de protegernos a todos

A lo largo del año pasado, también ha trabajado con organizaciones que están haciendo responsable al gobierno nigeriano, demandando que actúen para encontrar a las niñas. Más recientemente, participó en una marcha de 10 kilómetros a través de Lagos. También se ha reunido con líderes locales para subrayar la necesidad de que las niñas puedan acceder a la educación sin miedo a ser secuestradas.

Alasholuyi también ha apelado a su gobierno –y a otras naciones- a detener la violencia impuesta por Boko Haram, que ha realizado numerosos ataques y secuestros desde el rapto de las niñas Chibok.

"Ayer fue Chibok, antier fue un lugar en el norte y hoy podría ser otro pueblo. Mañana podría ser el mío,” dijo. “¿Por qué no llorar al mundo para que vengan a ayudarnos y asegurarse que la insurgencia de Boko Haram y sus secuestros sin sentido sean cortados de raíz?”

Él dijo a CNN que cree que el recién elegido gobierno, que tomará posesión el 29 de mayo, aumentará sus esfuerzos para localizar a las niñas. Él confía que el presidente electo Muhammadu Buhari y Comandante retirado del Ejército Nigeriano, hará más para combater la amenaza de Boko Haram.

Alasholuyi dice que él cree en milagros y espera que su pasión, compromiso y determinación de ayudar a las niñas Chibok a través de sus fotos diarias, algún día las traiga con bien a casa. 

Ahora ve
Malala estudiará en la Universidad de Oxford
No te pierdas
×