Joseph Blatter, un 'reinado' de 17 años bajo la sombra de la corrupción

El suizo fue acusado de corrupción y malversación de fondos desde la primera vez que ocupó la presidencia de la FIFA
blatter fifa
Blatter fifa  blatter fifa
(Reuters) -

Joseph Blatter pasó 40 años en la Federación Internacional de Futbol (FIFA) antes de entregar la corona este martes, en medio de un escándalo por corrupción en el organismo que dirigió durante 17 años.

El viernes pasado, Blatter ganó su reelección hasta 2019 luego de que el príncipe Alí bin al Hussein de Jordania renunciara a la contienda en el último minuto, en medio de la polémica que generó la detención de 14 de sus altos funcionarios por cargos de corrupción. Sin embargo, terminó por ceder a la presión y a las críticas de los órganos deportivos internacionales.

Así, el hombre que se paseó con los mismos honores de un jefe de Estado durante 17 años y convirtió a la FIFA en una máquina, terminó su reinado en Zúrich.

Blatter fue elegido en 1998 como presidente de la FIFA para suceder al brasileño Joao Havelange. En ese proceso, fue acusado por el británico David Yallop en el libro Cómo han amañado el partido, de recurrir a prácticas corruptas para hacerse con el puesto.

Lee: Renuncia de Blatter, un 'gol' para la transparencia: críticos

En 2002 consiguió su primera reelección ante el camerunés Issa Hayatou, pese a las críticas de varios miembros del Comité Ejecutivo por la manipulación de cuentas y las irregularidades financieras.

En 2007 se presentó como candidato único a las elecciones, pero en 2011 su reelección volvió a ser tema de discordia. Su entonces rival, el catarí Mohammed bin Hamman, tuvo que retirarse unos días antes de la votación por un presunto caso de corrupción.

Lee: Mano derecha de Joseph Blatter pagó sobornos: NYT

Demasiadas tormentas

Joseph Blatter se autoproclamó "el capitán en la tormenta" en aquellas elecciones. Su frase "¿Crisis, qué crisis?" se convirtió en una de las más recordadas en el proceso. Sin embargo, las tormentas siguieron llegando y se volvió más difícil sortearlas.

Uno de los principales problemas a los que se enfrentó fue la atribución de las sedes de los Mundiales de 2018 y 2022 a Rusia y Qatar respectivamente.

Video: ¿La FIFA, una dictadura perfecta?

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El investigador que realizó la evaluación de limpieza en el proceso, el estadounidense Michael Garcia, dimitió en diciembre luego de que el organismo estuviera en contra de sus conclusiones. 

Su reelección el viernes parecía traer a Blatter mucho trabajo por delante, pero este martes la tormenta le arrancó la corona. Y con la frase: "Aprecio a la FIFA más que nada y solo quiero hacer lo mejor para el futbol y para la FIFA como institución", informó que convocará a nuevas elecciones para un nuevo presidente, donde ya no contenderá, y ponerle punto final a su vida en la institución, donde estuvo desde 1975. 

Ahora ve
“No existe un solo elemento de prueba de que yo haya recibido dinero”: Lozoya
No te pierdas
×