Si la historia sirve de guía: Corea del Norte alista una provocación

En los últimos 60 años, los líderes norcoreanos han generado tensión en la época de elecciones de Estados Unidos, según un estudio, aunque con Kim Jong Un las cosas han cambiado.
Cambio de estrategia  Algunos analistas ven un cambio en las provocaciones de Corea del Norte, de acciones simbólicas a pruebas militares, desde que Kim Jong Un tomó el poder  (Foto: Cortesía)
Por: DUGALD MCCONNELL y BRIAN TODD
(CNN) -

Si la historia sirve de guía, los actos de provocación de Corea del Norte se pueden esperar en la época de elecciones en Estados Unidos, según un nuevo estudio.

En los últimos 60 años, los líderes de Corea del Norte han tratado de incitar tensiones en la época de elecciones estadounidenses, especialmente en los últimos años, de acuerdo con un estudio realizado por el Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales.

Por ejemplo, Corea del Norte realizó una prueba de misiles y luego un ensayo nuclear poco después de que el presidente Barack Obama fue elegido.

"Hacer una prueba sería una manera de tratar de intimidar al presidente entrante", dijo Victor Cha, uno de los autores del estudio. "Corea del Norte elige ventanas particulares para llamar la atención máxima del mundo y la de Estados Unidos, en particular.

Recomendamos: ¿Qué tal lejos pretende llegar Corea del Norte con sus ensayos nucleares?

Sin embargo, algunos analistas ven un cambio en las provocaciones de Corea del Norte -de acciones simbólicas a pruebas militares- desde que Kim Jong Un tomó el poder luego de la muerte de su padre en 2011. Estos analistas ven una disminución en provocaciones mortales que son principalmente simbólicas, como el bombardeo de 2010 a la isla surcoreana de Yeonpyeong, o el hundimiento de 2010 del buque de guerra surcoreano Cheonan con un torpedo.

Sólo uno ha ocurrido recientemente, la colocación de minas terrestres en la zona desmilitarizada, que hirió a dos soldados de Corea del Norte el año pasado.

"No hay nada más agresivo que lo que vimos bajo el mandato de su padre", dijo Ken Gause, que analiza a los líderes de Corea del Norte para la CNA Corp.

"Kim Jong Un, con la excepción de la crisis de agosto del año pasado, se ha restringido prácticamente a sus provocaciones, como las pruebas de misiles, pruebas nucleares y los ataques cibernéticos".

Cualquier provocación implica un mayor riesgo en estos días, según los analistas, por dos razones. En primer lugar, el gobierno de Corea del Sur después de 2010 hizo más fácil para los comandantes militares responder a una provocación sin esperar a los políticos a considerar una respuesta.

Lee: Corea del Norte dispara tres misiles desde su costa durante la reunión del G20

"Ellos son más propensos a tomar represalias antes que en el pasado, sino que también son más propensos a responder de manera exponencial", dijo el exanalista de la CIA Bruce Klingner, ahora con la Fundación Heritage.

Y en segundo lugar, dijo Klingner, la creciente capacidad nuclear de Corea del Norte podría dar a sus líderes una sensación de impunidad. "Ellos pueden sentirse más envalentonados para hacer ataques reales", dijo.

Estados Unidos parece tener poca influencia para detener el programa nuclear del país. "No creo que podamos resolverlo diplomáticamente, eso está claro. Cada administración en los últimos 20 años ha intentado un acercamiento diplomático, y los norcoreanos han evitado cada uno", dijo Michael Green de la CSIS.

Corea del Norte realiza poderosa prueba nuclear de 10 kilotones
Ahora ve
Así fue el escape del alcalde opositor venezolano Antonio Ledezma
No te pierdas
×