Un ataque con granadas a un casino de Monterrey causa al menos 53 muertos

Hombres a bordo de vehículos arrojaron tres granadas contra el casino Royale, en la capital del estado de Nuevo León
casino royale  (Foto: Notimex)
| Otra fuente: CNNMéxico
MONTERREY (CNNMéxico) -

Al menos 53 personas murieron este jueves en un ataque con granadas a un casino en Monterrey, capital del estado norteño de Nuevo León, informó gobernador de Nuevo León, Rodrigo Medina.

El funcionario dijo que la cifra aún no es definitiva y que todavía hay restos dentro del establecimiento.

El procurador estatal, Adrián de la Garza, declaró a periodistas que puede haber más víctimas dentro del inmueble.

Señaló que la versión de que los atacantes rociaron gasolina en las máquinas del casino es una de las líneas de investigación.

Momentos antes, el comandante Ángel Flores, de la Cruz Verde local, explicó a CNNMéxico que una gran cantidad de humo quedó dentro del lugar, donde permanecieron atrapadas decenas de personas.

"Es muy difícil que una persona llegue a estar con vida", dijo entonces el comandante.

Comentó que él mismo sacó a tres personas sin vida, dos de ellas muertas por asfixia y una más por quemaduras.

El hecho ocurrió alrededor de las 16:00 (hora local), cuando personas a bordo de vehículos llegaron al lugar y arrojaron granadas contra el edificio, de acuerdo con la policía local.

Decenas de personas quedaron encerradas en el casino Royale debido a los escombros que causaron las explosiones.

Los cadáveres fueron trasladados al Servicio Médico Forense (Semefo) del Hospital Universitario, en Monterrey, donde se instalará una ventanilla especial para atender a los familiares de las víctimas y "facilitar la entrega de cuerpos en la medida de los posible", según De la Garza. 

El funcionario señaló que cinco o seis sujetos entraron al establecimiento y "aparentemente lo que utilizaron para incendiar el lugar es gasolina, pero vamos a reservarnos (esta línea de investigación) hasta que no tengamos pruebas periciales que fundamenten el dicho". 

A pregunta expresa de si había en el interior armas, no lo confirmó ni descartó. "Estamos desarrollando diligencias", respondió. 

El procurador dijo que en este momento tanto la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI) como elementos de la Procuraduría General de la República (PGR) trabajan de manera conjunta para recabar testimonios y pruebas, y realizan interrogatorios. 

La procuraduría estatal asignó un grupo especial en el Semefo, según el funcionario, quien también confirmó que hubo un número indeterminado de personas que alcanzaron a huir del lugar.

Con ayuda de una retroexcavadora, personal de rescate intentó derribar el muro de la fachada del casino para liberar el humo dentro del edificio.

Algunas personas que se encontraban dentro del establecimiento salieron por la parte trasera, a través de cuerdas, hacia un estacionamiento contiguo.

Agentes del Ejército y de las policías estatal y municipal rodearon la zona.

Familiares esperan noticias

Alrededor de cinco familias llegaron al lugar a la espera de información de parte de las autoridades.

Una de las personas afuera del casino era Antonia Zamarripa. Su hija, Mayra Liliana González Zamarripa, de 25 años, le llamó desesperada después de las 16:00 para decirle que el edificio se estaba quemando. La llamada se cortó.

Hasta ahora, ninguna de las víctimas ha sido identificada.

Gustavo Madrazo también acudió al lugar, en el poniente de Monterrey. En el casino se encontraban su esposa, Martha, y su cuñada, Miriam González, de quienes no ha tenido noticia.

Las familias esperan que los peritos de la AEI y del Semefo les den acceso a los cadáveres para poder identificarlos.

Hasta ahora, ningún representante de la empresa que administra el casino se ha presentado en la zona.

Ataques anteriores

Nuevo León, en el noreste de México, ha registrado varios ataques con granada en lo que va del año. El 13 de agosto, cuatro civiles resultaron heridos cuando un grupo armado lanzó dos granadas contra el penal del municipio de Apodaca.

El estado, así como sus vecinos Coahuila y Tamaulipas, es escenario de una serie de enfrentamientos entre grupos del crimen organizado como el cártel del Golfo y Los Zetas, que se disputan el control de rutas para enviar drogas a Estados Unidos.

En noviembre de 2010, el gobierno federal lanzó la Operación Coordinada Noreste, que implica el envío de más fuerzas de seguridad a la zona para enfrentar a la delincuencia.

Nota del editor: La Dirección General de Protección Civil informó el 25 de agosto que una de las víctimas estaba embarazada, por lo que el número de víctimas era de 53. El gobernador de Nuevo León informó al día siguiente que el número oficial de cuerpos hallados fue de 52.

Newsletter
Ahora ve
México y Estados Unidos coinciden ‘al menos’ en el tema sobre la inmigración
No te pierdas