"Faldas sí, copetes no", el grito de apoyo tras el triunfo de Vázquez Mota

Los festejos tras el triunfo de la candidata virtual del PAN a la presidencia fueron arengas también contra el abanderado del PRI
vazquez mota eleccion interna pan
vazquez mota eleccion interna pan  vazquez mota eleccion interna pan  (Foto: )
  • A+A-
Autor: Tania L. Montalvo | Otra fuente: CNNMéxico

La noche en que Josefina Vázquez Mota se convirtió en la virtual candidata del Partido Acción Nacional (PAN) a la Presidencia de la República dejó claro que su principal adversario está en el Partido Revolucionario Institucional (PRI) y su precandidato único, Enrique Peña Nieto.

El exgobernador del Estado de México “representa el autoritarismo y lo peor de la práctica antidemocrática (…) el regreso hacia la corrupción como sistema y la impunidad como condena”, según la diputada con licencia.

“Faldas sí, copetes no”, gritaron sus seguidores desde que la Comisión Nacional de Elecciones del PAN dio a conocer que había una tendencia irreversible a favor de Vázquez Mota.

La falda de la diputada con licencia contra el copete del exgobernador del Estado de México es la analogía que su equipo de campaña también definió como una carrera “en la que se superarán piedritas y piedrotas”, tal como ocurrió a las afueras del Comité Municipal de Huixquilucan, Estado de México; en donde Vázquez Mota emitió su voto para esta elección panista.

Para ellos resultó imposible no comparar la contienda presidencial con el camino enlodado y sin pavimentar que la ahora virtual candidata cruzó a las 10:00 horas (local) del domingo para votar.

“Usted es nuestra futura presidenta, la presidenta de México. Mucha suerte contra el PRI”, le dijeron algunos militantes activos del PAN que también se formaron en esa casilla de votación del Estado de México.

La exsecretaria de Educación Pública repartió saludos y posó para quienes se acercaron por una fotografía no sin antes pedir prudencia y respeto por el proceso interno de su partido, y evitar actos proselitistas en tiempos de votación.

Sin embargo, el voto de Vázquez Mota en Huixquilucan sí fue una oportunidad para hacer campaña. El diputado local en el Estado de México, Gustavo Parra, aprovechó para repartir playeras y pulseras con su nombre para impulsar su precandidatura al Senado de la República, que también renueva sus escaños en las elecciones del próximo 1 de julio.

“Cuidado con las piedras Josefina”, le dijo el precandidato minutos después de que ella confirmara su confianza en que la contienda panista no necesitaría de segundas vueltas para tener candidato presidencial.

“Felicidades presidenta”

Una hora después de que cerrarán las casillas en el centro del país, en su casa de precampaña ya había abrazos y felicitaciones por el éxito obtenido.

A las 17:45, se escucharon los gritos de “Sí se pudo” y “Josefina presidenta” en cuanto ella llegó para analizar los primeros resultados de las encuestas de salida.

Vázquez Mota se unió a la celebración en la “casa ganadora”, llamada así porque ahí mismo el expresidente Vicente Fox y el ahora presidente Felipe Calderón planearon sus campañas políticas para ganar la Presidencia en 2000 y 2006, respectivamente.

Dos horas antes de que el triunfo de Vázquez Mota fuera oficial, comenzaron a hacerse pruebas de sonido para la celebración, se encendieron las luces azules y las pantallas gigantes.

El lema “Mi gallo es gallina y se llama Josefina” estaba impreso en muchas de las playeras de los militantes panistas que comenzaron a llenar el patio de la casa de precampaña.

Josefina Vázquez Mota resultó ganadora con el 55% del total de votos emitidos. Seguida por Ernesto Cordero con el 38% y por Santiago Creel con un alejado 6%.

Según la diputada con licencia —y quien fuera la coordinadora del PAN en la Cámara de Diputados—, ganó en 22 entidades federativas, incluso en estados en los que las encuestas no la favorecían, como en Guanajuato. Entonces definió su triunfo con una cita del cantautor Joaquín Sabina: “que ser valiente no salga tan caro, que ser cobarde no valga la pena”.

La noche del triunfo, la precandidata panista emitió dos mensajes de 20 y 35 minutos cada uno. Ambos llenos de agradecimientos a los militantes de su partido, a su familia, a panistas destacados, a su equipo de campaña, y haciendo énfasis en las mujeres del PAN, a las que llamó guerreras.

“Pina va a Los Pinos”, “¿Qué es lo que quiere la gente?, una mujer presidente”; gritaron sus seguidores entre aplausos y sonrisas de su ahora candidata.

La porra que más risa causó en Vázquez Mota fue la que inició la excandidata a gobernadora de Hidalgo, Xóchitl Gálvez y que decía: “Ya llegó ya está aquí la que va a chingar al PRI”.

Vázquez Motaprovechó sus discursos para limar asperezas con Ernesto Cordero y Santiago Creel.

“Quiero decirle a Ernesto Cordero que ya lo estoy esperando y estoy esperando a todo su equipo. Quiero decirle también a Santiago Creel que necesitamos de su talento y su capacidad de operación política. Vayamos los tres juntos a caminar por México, vayamos a agradecerle a los panistas, vayamos los tres juntos a decir lo que tenemos que hacer para  ganarle a (Enrique) Peña Nieto y a (Andrés Manuel) López Obrador”, del Partido de la Revolución Democrática (PRD).

Josefina Vázquez Mota dijo que ya se le olvidaron los desencuentros con sus compañeros panistas, los intercambios y acusaciones y ahora pidió enfocarse en la campaña política que viene, con la que buscará demostrar su lealtad al presidente Calderón.

La jornada de Josefina Vázquez Mota terminó casi catorce horas después de que emitió su voto en la contienda panista, no sin antes decir que aceptaría en su campaña a todos los panistas del país y sumar a la candidata del PAN a la Jefatura de Gobierno del Distrito Federal, Isabel Miranda de Wallace, a la contienda para conquistar Los Pinos y Palacio Nacional.

Ahora ve