Reos federales ponen en crisis a los sistemas carcelarios estatales

La fuga de 30 reos en el penal de Apodaca y la masacre de 44 reos revelaron el problema de que reos federales estén en prisiones estatales
  • A+A-
Por: /
| Otra fuente: CNNMéxico
CIUDAD DE MÉXICO (CNNMéxico) -

La fuga de 30 reos y la masacre de 44 más en el penal de Apodaca, en el estado de Nuevo León, sacaron a la luz actos de corrupción por parte de autoridades y el problema de tener a reos involucrados con el crimen organizado en penales estatales sin condiciones de máxima seguridad.

De los 230,943 reos que tiene el sistema penitenciario en todo el país, 47,816 son del fuero federal y el 38% de éstos se encuentran en prisiones federales. El resto convive en centros de reclusión estatales, de acuerdo con la Secretaría de Seguridad Pública federal (SSP).

A dos días de la fuga masiva, el presidente Felipe Calderón expuso que las cárceles de México tenían un rezago más de 20 años, por lo que se estaban construyendo nuevos penales en el país.

El Subsecretario del Sistema Penitenciario Federal, José Patricio Patiño Arias, dijo en entrevista radiofónica que al inicio del sexenio había seis prisiones federales que albergaban a sólo el 6.4% de los reos federales (un total de 49,217).

En los últimos años se construyeron seis más y al final de 2012 se espera concluir otros ocho penales federales y ampliaciones en otros complejos penitenciarios para subsanar el déficit de reos en los penales federales.

Los penales federales que operaban al inicio de la administración son: El Antiplano (Almoloya, en el Estado de México), el de Occidente (en Jalisco), el Noreste (en Tamaulipas), el Noroeste (Nayarit) y el de Islas Marías, además del Centro Federal de Readaptación Psicosocial en Morelos.

Se construyeron nuevos penales en Villa Aldama, Veracruz; Guasave, Sinaloa; Huimanguillo, Tabasco; Guadalupe Victoria, Durango. Mientras que los de Monclova, en Coahuila, y Papantla, en Veracruz, serán inaugurados este mes.

Para diciembre de este año, se espera que estén operaciones nuevos penales en Sonora, Durango, Guanajuato, Michoacán, Morelos, Oaxaca, Chiapas y Coahuila, informó esta semana el subsecretario del sistema Penitenciario Federal.

El secretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna, inauguró dos penales, como ampliación de espacios en el ya existente Complejo Penitenciario Federal Noroeste, en Nayarit, que albergarán a 2 mil reos en condiciones de máxima seguridad.

En la actual administración han sido trasladados a penales federales 15 mil 119  reos de las entidades federativas y se espera que al concluir 2012, los casi 45,000 reos federales se encuentren en penales para ellos.

Además, debido al rezago penitenciario, se creó la Academia Nacional Penitenciaria, de la que ya han egresado 3,500 oficiales, informó la SSP.

Sin embargo, el problema del sistema penitenciario en México no se limita a la presencia de reos federales en las cárceles de los estados. El secretario García Luna dijo en entrevista de radio que el problema de la fuga del penal de Apodaca se debe a la corrupción y no a la convivencia de reos de delitos federales en penales estatales.

Las autoridades del gobierno de Nuevo León consignaron a 29 funcionarios, entre ellos, al director del penal de Apodaca, Gerónimo Miguel Andrés, y al subdirector del Penal, además de 27 celadores. Ambos ya habían sido sometidos a investigación por la fuga de tres reos en noviembre pasado, pero permanecieron en el puesto.

Motines y fugas

Los motines, fugas y crímenes dentro de los penales se concentran en los estados con mayor número de muertes por rivalidad entre grupos del crimen organizado.

En una búsqueda de reportes de medios locales en los estados, se advierte que Chihuahua es el estado con mayor número de motines desde diciembre de 2006 a la fecha, cuando el gobierno federal dio inicio a la estrategia de seguridad nacional contra el crimen organizado.

En los penales de ese estado, principalmente en el de Ciudad Juárez, se han registrado seis motines desde entonces. Juárez es el municipio con mayor número de muertes violentas en México, de acuerdo con cifras de la Procuraduría General de la República.

Le sigue el penal de Bordo-Neza en el Estado de México con 12 motines en los últimos cinco años, y Durango, con 11 motines. El centro de readaptación social de Gómez Palacio, Durango, no sólo ha presentado motines sino la colusión de sus autoridaes con el crimen organizado.

En 2010 la directora del penal, Margarita Rojas Rodríguez, fue consignada por permitir que los reos salieran por la noche al municipio de Torreón, del vecino estado de Coahuila, para cometer actos de extorsión que derivaron en la masacre de 17 personas en una fiesta de cumpleaños en La Quinta Italia.

El Cereso 2 de Gómez Palacio, Durango, ha tenido seis directores en los últimos tres años.

Hanako Taniguchi y Nadia Sanders contribuyeron a este reporte

Ahora ve