Autoridades investigan si cadáveres encontrados en NL son de migrantes

Los cuerpos de seis mujeres y 43 hombres fueron encontrados durante la madrugada en la carretera Reynosa-Monterrey
Cadereyta_nuevo_leon_cadaveres_cuerpos_49
Cadereyta_nuevo_leon_cadaveres_cuerpos_49  Cadereyta_nuevo_leon_cadaveres_cuerpos_49  (Foto: )
  • A+A-
Por: /
| Otra fuente: CNNMéxico
NUEVO LEÓN (CNNMéxico) -

A los 49 cuerpos encontrados la madrugada de este domingo en Nuevo León les cortaron la cabeza y las extremidades para que no pudieran ser identificados, informó el procurador de Justicia del estado, Adrián de la Garza.

“En todos los casos, para complicar la investigación, les cortaron la cabeza y extremidades”, dijo el funcionario en conferencia conjunta con el secretario de Seguridad, Javier del Real Magallanes y el vocero del Consejo de Seguridad estatal, Jorge Domene. 

El procurador explicó que la forma más rápida para identificar a las víctimas sería a través de las huellas dactilares, pero dado que no se cuenta con ellas, lo realizarán por los tatuajes que algunos de los restos presentan y por la extracción de muestras para exámenes de ADN.

Los restos, que corresponden a seis mujeres y a 43 hombres, fueron hallados en el kilómetro 47 de la carretera libre Reynosa-Monterrey, en el norte de México, informó antes de la conferencia el Ministerio Público federal. 

Los cadáveres fueron abandonados a un lado de la carretera, a la entrada a la comunidad de San Juan, en el municipio de Cadereyta, ubicado al oriente de Monterrey.

Las autoridades recibieron el reporte de este hallazgo a las 3:00 horas de este domingo. 

El procurador agregó que en los últimos días no se han reportado desapariciones forzadas en el estado “y menos en esa cantidad”, por lo que no descartan la posibilidad de que algunas de  las víctimas sean  migrantes centroamericanos.

“Probablemente pueden ser inclusive de alguna otra entidad de la república o pudieran ser migrantes, no descartamos ninguna posibilidad", dijo el funcionario.

El incidente ocurre casi una semana después que el general retirado Ricardo César Niño Villarreal tomó protesta como nuevo titular de Seguridad Pública en Cadereyta Jiménez. Niño Villarreal ocupó el cargo que dejó vacío Emeterio Niño Arizpe Téllez el 20 de marzo pasado para contender por la alcaldía del municipio.

Además, esta semana el gobierno federal informó que las fuerzas federales permanecerían en tareas de seguridad en Nuevo León hasta fines de noviembre, cuando termina el gobierno del presidente Felipe Calderón.

"Es un reflejo de los hechos que han venido ocurriendo a lo largo del país, como en Nuevo Laredo y Guadalajara”, dijo el vocero de Seguridad. "Sigue siendo violencia entre bandas del crimen, esto no es un ataque contra la población civil".

Nuevo León, junto con el contiguo estado de Tamaulipas, recibió la intervención de soldados, marinos y policías federales en noviembre de 2010, como parte de la Operación Coordinada Noreste.

La región, estratégica por su ubicación en la frontera con Estados Unidos, ha sido disputada por los grupos del crimen organizado para controlar el trasiego de armas, drogas y personas hacia Estados Unidos.

La violencia se ha incrementado por enfrentamientos entre los grupos narcotraficantes del Golfo y Los Zetas. Este último ha sido señalado por autoridades mexicanas y estadounidenses como el más violento en México y es acusado del ataque al casino Royale de Monterrey, capital de Nuevo León, que cobró la vida de 52 personas en agosto pasado.

Según cifras de la Procuraduría General de la República (PGR), más de 47,500 personas han muerto en el país en hechos vinculados con el crimen organizado desde diciembre de 2006, cuando el gobierno federal implementó la Estrategia Nacional de Seguridad.

Más de 26,000 personas más fueron desplazadas por la violencia solo en 2011, según un reporte del Centro de Monitoreo de Desplazamientos Internos.

Nuevo León y Tamaulipas ocuparon el segundo y el tercer lugar por muertes derivadas del crimen organizado en 2011. Solo en Monterrey, las muertes pasaron de 123 a 399 de 2010 a 2011.

“No quedarán impunes”

La Secretaría de Gobernación (Segob) señaló en un comunicado que hechos de violencia como el hallazgo de cadáveres en una carretera de Cadereyta “no quedarán impunes”.

“La causa primordial de la violencia en México es la disputa entre organizaciones criminales por el control de rutas y mercados delictivos”, refirió el texto de la Secretaría.

En fechas recientes, agregó la Segob, existen indicios de que las organizaciones delictivas comandadas por Joaquín El Chapo Guzmán Loera e Ismael El Mayo Zambada, así como por Heriberto Lazcano Lazcano, El Lazca y Miguel Treviño Morales, El Z 40, han desatado “episodios inhumanos e inadmisibles de violencia irracional en su disputa criminal”.

El gobierno federal contribuirá con las investigaciones para llevar ante la justicia a los responsables de este “repudiable hecho”, añadió. 

Ahora ve