Peña Nieto pide el voto para acabar con "prácticas de la vieja política"

Ante un Estadio Azteca semilleno, el candidato del PRI aseguró que su proyecto está comprometido con la libertad y la transparencia
Tania L. Montalvo
Autor: Tania L. Montalvo | Otra fuente: CNNMéxico
(CNNMéxico) -

Con la promesa de acabar con las "viejas prácticas de la política", el candidato del PRI, Enrique Peña Nieto, cerró su campaña presidencial en el Distrito Federal, ante un Estadio Azteca semilleno.

"Siéntanse orgullosos porque su voto va a cambiar a México; siéntanse orgullosos porque su voto es por el futuro de México, juntos vamos a dejar las prácticas de la vieja política, este es un proyecto comprometido con la democracia, la libertad y la transparencia", dijo el exgobernador del Estado de México.

En el estadio, Peña Nieto prometió "ejercer una presidencia plenamente democrática" y "ser un presidente que gobierne respetando las libertades".

Según integrantes del equipo del candidato, al evento acudieron aproximadamente 100,000 personas, 80,000 estuvieron en gradas y el resto en la zona de cancha. El Estadio Azteca tiene capacidad para 105,000 personas sentadas.

El discurso del candidato duró 25 minutos y lo escucharon simpatizantes que llegaron en cientos de camiones desde distintos estados del país, como Hidalgo, Coahuila y Nuevo León que llegaron a la Ciudad de México desde la madrugada.

"Más de ocho horas de camino y estar aquí desde la madrugada para esto, ni dijo que iba a hacer por nosotros que somos campesinos", dijo Carmen, de Pachuca, mientras sus tres hijos intentaban resguardarse del sol escondiéndose bajo las gradas del Estadio Azteca.

Previo al evento, los asistentes recibieron tortas, refrescos, manzanas, dulces, camisetas, sombreros y banderas.

"Estamos a siete días de ser parte central de un momento histórico para México. Llegamos fuertes y unidos. Llegamos con la seguridad de que vamos a triunfar, estamos a una semana de ganar la Presidencia de la República", dijo.

87 días después de haber iniciado campaña, Peña Nieto se dijo el representante de un cambio y agregó que las otras opciones o "representan más de lo mismo, inseguridad, violencia, desempleo y más pobreza" o "el populismo autoritario que no rinde cuentas y desprecia las instituciones".

Minutos después de que concluyera el evento, ciudadanos realizaron en el Centro Histórico del DF la tercera marcha anti-Peña, que se manifestó del Zócalo al Ángel de la Independencia.

Gobernadores priistas lo apoyan

Al cierre de campaña en el DF, Peña Nieto estuvo acompañado de los gobernadores de entidades como Chihuahua, Natarit, Quéretaro, Estado de México, Yucatán, Coahuila, Tamaulipas, Veracruz, Campeche, Nuevo León, Hidalgo, Aguascalientes y Tlaxcala.

El ambiente en el estadio, que pertenece al grupo Televisa, fue de fiesta en la zona de cancha, donde solo tuvieron acceso los invitados especiales, casi todos relacionados a la política o líderes de organizaciones priistas.

Subidos en las sillas dispuestas en el terreno de juego, varios asistentes le gritaron a Peña Nieto "presidente" e incluso se empujaron para intentar tomar una foto del candidato.

En las gradas, en la parte superior del estadio, los asistentes esperaron por más de dos horas. Pocos seguían el llamado a echar porras al priista y desoyeron el intento de un animador que buscaba organizar "una ola de compromiso por México", como es llamada la coalición que abandera a Peña Nieto, integrada por el PRI y el Partido Verde Ecologista de México .

"Nos dijeron que íbamos a ver bien al candidato. Desde acá ni cómo, ni nos escucha", dijo Martín, de Veracruz.

En cambio, jóvenes que se identificaron como integrantes del club de fans de Peña se dijeron "encantados" con el evento, porque pudieron "comprobar que tendremos al mejor presidente con el mejor discurso".

El Estadio Azteca lució, en el área de palcos, mantas que enlistaban las promesa de campaña del abanderado, como vales de medicina, apoyos para mejorar la vivienda, el crecimiento de los programas oportunidades y seguro popular, becas para estudiantes de preparatoria y universidad, además de detener el alza de precios de alimentos básicos.

Previo a su discurso, qué Peña Nieto leyó, el candidato saludó a la multitud que lo esperaba lanzando abrazos al aire, junto con su esposa, la actriz de televisión, Angelica Rivera y sus hijos, todos vestidos con camisa blanca y chaleco rojo, colores del PRI.

Cómo en su cierre de campaña en Jalisco, el evento contó con una hora previa de espectáculo de la banda sinaloense, El Recodo, que cantó cuando el estadio aún estaba semivacío.

Este es el tercer cierre de campaña en el Distrito Federal de un candidato presidencial.

Josefina Vázquez Mota, del Partido Acción Nacional (PAN), lo hizo en la plaza de toros México ante 45,000 personas. Gabriel Quadri de Nueva Alianza realizó una carrera por algunas de las avenidas principales de la ciudad.

El candidato de la izquierda, Andrés Manuel lopez obrador, realizará el miércoles una marcha del Ángel de la Independencia al zócalo, en la que sus organizadores pretenden reunir a un millón de personas.

En la Ciudad de México, el PRI es actualmente la tercera fuerza política. La capital del país es considerada un bastión de la izquierda, pues ha sido gobernada por el Partido de la Revolución Democrática (PRD) desde 1997.

Ahora ve
Chile celebra elecciones generales con Sebastián Piñera como favorito
No te pierdas
×