DF, bastión de la izquierda en México

La ciudad de México ha sido gobernada por el PRD desde 1997, y es la entidad donde la izquierda tiene mayor presencia
candidatos a jefe de gobierno del DF
candidatos a jefe de gobierno del DF  candidatos a jefe de gobierno del DF
/
| Otra fuente: CNNMéxico
(CNNMéxico) -

La segunda entidad en el país con más electores —7 millones 135,000— además de elegir presidente decidirá quiénes serán sus gobernantes para los próximos seis años.

En la Ciudad de México, sede de los poderes de la nación, los capitalinos saldrán a las urnas este 1 de julio para votar por los 66 integrantes de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal, los titulares de las 16 delegaciones políticas y su próximo Jefe de Gobierno.

Una muestra de la importancia política de la entidad es que todos sus gobernantes electos han sido candidatos o precandidatos a la presidencia: Cuauhtémoc Cárdenas, en 2000; Andrés Manuel López Obrador, en 2006 y 2012, y Marcelo Ebrard, aspirante a la presidencia en 2011.

Con una historia de 15 años de gobiernos perredistas, quienes aspiran a suceder al Jefe de Gobierno del DF, Marcelo Ebrard, saben que la tarea no es sencilla para derrocar al aspirante del Movimiento Progresista, Miguel Ángel Mancera, quien fue procurador capitalino en la actual administración.

La priista Beatriz Paredes Rangel intenta que su partido deje de ser la tercera fuerza política de la capital del país, y acusa al perredismo del Distrito Federal de haber gobernado privilegiando la corrupción y el "clientelismo".

La aspirante del Partido Acción Nacional (PAN), Isabel Miranda de Wallace, es una candidata ciudadana que se ha destacado por la lucha contra la delincuencia tras el secuestro y asesinato de su hijo. La candidata le ha apostado al mensaje de que es una candidata ciudadana que ha luchado contra las malas prácticas de autoridades locales para combatir la inseguridad.

En el Distrito Federal se han implementado algunas políticas públicas que después fueron adoptadas por otras entidades como otorgar apoyos mensuales a adultos mayores o repartir útiles escolares.

Además, es la primera entidad federativa que despenalizó la interrupción del embarazo antes de las 12 semanas de gestación, aprobó los matrimonios entre personas del mismo sexo y que estos pudieran adoptar.

Pero hay dos temas que además de ser los de más preocupación para los capitalinos, según estudios de opinión del trimestre pasado, concentran muchas de las propuestas de los candidatos a jefe de Gobierno.

El primero es el transporte público y el congestionamiento vial. En los últimos gobiernos se han construido cuatro líneas de metrobús, una línea del Transporte Colectivo Metro, dos tramos de los segundos pisos sobre periférico y la Supervía Poniente, que conecta esa zona de la ciudad con el centro y sur de la capital.

PRI y PAN, además de acusar opacidad en los contratos para financiar esas obras, argumentan que se ha colapsado a la entidad con obras mal planeadas.

Rosario Guerra, de Nueva Alianza, ha calificado de “esclavitud” el tiempo que se invierte en los traslados en la ciudad. Tanto ella como sus adversarias, han propuesto mejorar la calidad de vida de los capitalinos mejorando el transporte público y no privilegiando las obras viales.

Otro de los problemas de la Ciudad de México es el abasto de agua, a cargo del Sistema Cutzamala, que se alimenta de dos presas ubicadas en Michoacán y cinco más en el Estado de México, y que según la Comisión Nacional del Agua, su capacidad de distribución “está en crisis” por el crecimiento desmedido de la población en la capital.

Miguel Ángel Mancera propone invertir en un plan hídrico para la capital 180,000 millones de pesos; Isabel Miranda de Wallace, la construcción de un acueducto y la compra de tecnología extranjera para evitar las fugas; Beatriz Paredes, reducir la extracción de agua del subsuelo e invertir en el sistema de tratamiento de aguas residuales; mientras que Rosario Guerra propone un plan para cuidar los acuíferos de la capital.

La Ciudad de México es de las entidades con el porcentaje más alto de participación política en el país. En 2006, el 67% votó por el PRD, mientras que en la elección intermedia de 2009, fue el 41.2%.

Ahora ve
Testigo relata momentos de terror en La Rambla, Barcelona
No te pierdas
×