La violencia, problema estructural más allá de la estrategia de Calderón

El Estado mexicano ha mostrado instituciones débiles e incapacidad para defender a los ciudadanos, según especialistas
La violencia rebasa la estrategia de Calderón
| Otra fuente: CNNMéxico

A un año del ataque al Casino Royale en Monterrey, Nuevo León, la impunidad y la violencia rebasan al Estado mexicano, que no ha podido garantizar justicia a los ciudadanos y ha mostrado instituciones débiles, coincidieron especialistas en el programa México Opina, transmitido por CNN en Español.

"Hoy los delitos que se cometen no se castigan, los que deberían estar en la cárcel no están y lo que están ya son testigos protegidos", dijo el catedrático de criminología en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Pedro Peñaloza.

La violencia que se percibe en México es un problema de incapacidad del gobierno para impartir justicia. "No es posible que el alcalde (Fernando Larrazabal) hoy vaya ser diputado, cuando debió ser investigado por lo ocurrido en el Casino", denunció Peñaloza.

La muerte de 52 personas en el Casino Royale provocó que ciudadanos de Monterrey y representantes de partidos políticos exigieran la renuncia del alcalde del municipio, Fernando Larrazabal, después de que apareciera un supuesto video donde su hermano, Jonás Larrazabal, recibía dinero al interior de un casino.

El político del Partido Acción Nacional (PAN) resultó electo diputado federal en las pasadas elecciones del 1 de julio y desempañará su cargo por tres años. Su hermano fue liberado y exonerado por la justicia estatal en octubre del 2011.

Al participar en la mesa de análisis, Jorge Chabat, investigador del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), opinó que el impacto de la opinión pública en el tema del casino orilló al gobierno a dar respuesta inmediata al caso y concentrarse en encontrar a los responsables.

"El casino Royale es un caso emblemático porque el gobierno tenía que responder a aquellos grupos de ciudadanos que ejercen presión en el ámbito mediático y político", dijo Chabat.

Actualmente, hay 18 responsables identificados en el ataque al casino de Monterrey, presuntos integrantes del grupo delictivo de Los Zetas.

Chabat consideró que el fenómeno de la violencia sigue rebasando las medidas implementadas por el Estado, "es un problema estructural, ojalá fuera la estrategia contra la inseguridad del presidente Felipe Calderón pero vas más allá (…) es una violencia que rebasa el contexto del combate al crimen organizado".

En este sentido, Peñaloza aseguró que se están cometiendo delitos, homicidios y solo se investiga el 0.8% y no pasa nada, "es una crisis, es un problema de fondo que necesita resolverse ya".

En Monterrey, capital de Nuevo León, y los municipios de la zona metropolitana Apodaca y Guadalupe, registraron la mitad de los 1,113 fallecimientos vinculados con la rivalidad delincuencial en la entidad entre 2010 y 2011, según la Procuraduría General de la República (PGR).

El número de muertes por homicidio en México se incrementó en 2011, al registrarse 27,199 homicidios, de acuerdo con información preliminar del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI). El dato representa casi 1,500 muertes más que el año anterior.

Para la periodista Nadia Sanders, un problema serio es que la población que estaba exenta de ataques por los conflictos entre grupos de la delincuencia, ya empiezan a ser blanco frecuente de la violencia. "Hoy la clase media, hermanas, madres, abuelas, son parte de los ataques de los cárteles, eso es lo que a la población le indigna".

Señaló que hay que voltear a ver a la sociedad y sus reclamos y los movimientos surgen por esos motivos. "No se nos debe olvidar atender a las víctimas y prevenir que no vuelvan a suceder casos cómo los migrantes en Tamaulipas o víctimas de otro casino en Monterrey".

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

En noviembre de 2010, el gobierno mexicano lanzó la Operación Coordinada Noreste para combatir a la delincuencia en Nuevo León y Tamaulipas. En ese mes, las autoridades aumentaron la presencia de soldados, marinos y policía en ambas entidades.

Alrededor de 47,515 personas han muerto a causa de enfrentamientos por rivalidad delincuencial, de acuerdo con cifras del gobierno federal, en lo que va del sexenio de Calderón.

Ahora ve
Doce de los 40 aspirantes a ser candidatos independientes a la presidencia
No te pierdas
×