Entre gritos de fraude, Calderón tiene su último festejo de Independencia

El presidente mexicano conmemoró por sexta vez la gesta independentista, tres meses antes de entregar el poder a Peña Nieto
Todo listo para las fiestas patrias en México
Tania L. Montalvo
Autor: Tania L. Montalvo | Otra fuente: CNNMéxico
(CNNMéxico) -

El grito de "fraude, fraude" llegó hasta el balcón de Palacio Nacional en cuanto la banda de guerra dejó de tocar para dar paso a la última ceremonia conmemorativa de la Independencia que encabezaría el presidente, Felipe Calderón.

Pese a la lluvia, un grupo de jóvenes esperó por al menos tres horas bajo el asta bandera del Zócalo de la Ciudad de México, la plaza más importante de la capital mexicana, para protestar ante el grito de "¡Viva México!" del mandatario que dejará el gobierno en diciembre próximo. 

En el evento que duró apenas 15 minutos el rostro del presidente fue iluminado por un láser verde dirigido desde la multitud que se manifestó también en contra de la entrega del poder al priista Enrique Peña Nieto.

Acompañado de su esposa, Margarita Zavala, y de sus tres hijos, Calderón lanzó "vivas" para los héroes de la Independencia y tocó la campana de Palacio Nacional para emular a Miguel Hidalgo y Costilla, quien hace hace 202 años inició la lucha independentista de México.

Las vocerías del gobierno del Distrito Federal y de la Secretaría de Seguridad Pública capitalina dijeron a CNNMéxico que desconocían la cifra exacta de las personas que estuvieron manifestándose en contra del presidente. 

Seis años antes, había presidido la misma ceremonia mientras Andrés Manuel López Obrador —quien en 2006 perdió la elección y desconoció el triunfo de Calderón por una diferencia del 0.56% de los votos— realizaba su propio festejo en una protesta contra un supuesto fraude electoral.

Tras el Grito de este sábado, un espectáculo musical se unió a la pirotecnia. Entonces, a los gritos de "fraude" se sumó el de "asesino", una consigna de manifestación por las más de 45,000 personas que han muerto en hechos violentos vinculados con el crimen organizado y la Estrategia Nacional de Seguridad que lanzó Calderón cuando llegó al poder.

Y a la par de los fuegos artificiales, entre la Catedral iluminada de verde, blanco y rojo, una manta con la palabra "fraude" se extendió en el Zócalo, pese a los intentos del Estado Mayor Presidencial, la guardia del mandatario, de quitarla.

Media hora después ya no había protestas. En el patio central de Palacio Nacional, el mandatario mexicano y su familia, secretarios de Estado, legisladores panistas e invitados especiales disfrutaron de un espectáculo de bailes tradicionales mexicanos y un buffet de platillos típicos.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

A esa fiesta el presidente electo, Enrique Peña Nieto, no llegó. Tampoco integrantes de su equipo de transición. Solo Jesús Murillo Karam, quien tras la elección fue coordinador jurídico y responsable de la defensa del triunfo del priista, y acudió a la celebración de la Independencia como presidente de la Cámara de Diputados.

Al final, como una forma de despedirse y dar paso a su sucesor, Calderón repartió entre sus invitados especiales diversos objetos con un solo mensaje: gracias México.

Ahora ve
Nueva tecnología permite que las fotografías cobren vida
No te pierdas
×