Zapatistas se movilizan en Chiapas en el inicio de la nueva era maya

Indígenas de cinco regiones marcharon en silencio en algunas localidades para reivindicar su movimiento y hacer una declaración
  • A+A-
| Otra fuente: CNNMéxico

Miles de indígenas del Ejercito Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) procedentes de cinco regiones de Chiapas, sedes de sus centros de gobierno, marcharon en silencio en las cabeceras municipales de Ocosingo y San Cristóbal de las Casas, en Chiapas, en el marco del 14 Baktun, o el inicio de la nueva era maya.

Unos 6,000 indígenas de la selva Lacandona llegaron esta madrugada a la cabecera municipal de Ocosingo en una marcha silenciosa que recorrió el poblado y llegó hasta la sede de la presidencia municipal del gobierno constitucional, en medio de la llovizna.

Al llegar, colocaron un templete provisional, en donde pasaron cada uno de los aproximadamente 6,000 indígenas levantando la mano para mostrar la vigencia de su movimiento, entre ellas, la demanda de trabajo, tierra, salud, así como el reconocimiento constitucional a los derechos y cultura indígena.

Los zapatistas también llegaron hasta los municipios Las Margaritas, Comitán, Altamirano y San Cristóbal de las Casas, donde, junto con Ocosingo, el 1 de enero de 1994 declararon la guerra al gobierno mexicano. En voz de su líder político, el Subcomandante insurgente Marcos, en ese momento dieron a conocer la primera declaración de la Selva Lacandona, donde explicaron el motivo de su lucha y sus demandas.

Luego de 12 días de enfrentamientos armados, el  entonces presidente Carlos Salinas de Gortari —presionado por las manifestaciones de la sociedad civil y la comunidad internacional— ordenó el cese al fuego y decretó una Ley de Amnistía.

Entonces inició un proceso de diálogo que fue roto cuando el gobierno federal negó el reconocimiento constitucional de los derechos y cultura indígena. A partir de ese momento, luego de que se declarara roto el diálogo por el incumplimiento de los Acuerdos de San Andrés, el EZLN inició en sus comunidades la construcción de una autonomía de facto.

El brazo armado del EZLN dejó en manos de las comunidades civiles zapatistas la construcción de gobiernos autónomos; mientras que grupos y organizaciones de todo el país y del mundo se integraron a lo que se llamó La Otra Campaña.

A partir de entonces una nueva generación de zapatistas comenzó a llegar a los cargos de dirección del grupo armado. Jóvenes que nacieron después del alzamiento, se formaron en la resistencia y se educaron en las escuelas autónomas. También desarrollaron su centros de salud, cooperativas y otros procesos que se enmarcan en la construcción de gobiernos y comunidades autónomas.

Ahora ve