"Cassez es una cobarde, sabe lo que hizo", reclaman tras su liberación

La ciudadana francesa salió del Centro de Readaptación de Tepepan en la Ciudad de México tras un amparo otorgado por la Suprema Corte
liberación cassez
liberacion cassez- protestas, llanto  liberación cassez  (Foto: )
Autor: Arturo Ascención | Otra fuente: CNNMéxico

Frente a la puerta azul del Centro de Readaptación de Tepepan, minutos después de que la ciudadana Florence Cassez quedara en libertad por orden de la Suprema Corte de Justicia, un par de mujeres lloraron y gritaron que en México “la justicia no sirve para nada”.

La señora Michelle Valadez y su cuñada, quien no quiso dar su nombre, se manifestaron frente a las instalaciones donde Cassez permaneció presa durante siete años condenada de secuestro.

“A mi esposo lo mataron, ¿no te acuerdas de quién es Ignacio?”, gritó Michelle al abogado de Cassez, Agustín Acosta, cuando llegó a visitar a su cliente, un par de horas antes de que abandonara el Centro de Readaptación.      

“¡Cassez es una maldita asesina, una maldita secuestradora!”, continuó la mujer, acompañada por su cuñada, al tiempo en que Acosta le decía a los medios que era un “día histórico”.

"La Suprema Corte marcó un precedente, pero también hizo una cosa, liberó a una inocente", comentó entre empujones de los periodistas, que lo seguían para obtener un testimonio.

Acosta no respondió en algún momento a los gritos de las dos mujeres, que contaron la razón de su protesta. Michelle dijo que la banda de Los Zodiaco secuestró en el 2005 a su esposo, Ignacio Abel Figueroa, para después mutilarlo y asesinarlo.  

En ese crimen, aseguró Michelle, participó Florence Cassez. “Mis hijos (tres niñas, de 15, 12 y 7 años) se quedaron sin padre", declaró a los medios. Ella dijo que Israel Vallarta, expareja de Cassez y presunto integrante de la banda de Los Zodiaco, se comunicó con ella para pedirle 2 millones de dólares.

Aunque dieron una cantidad, no el total que les pidieron, los secuestradores mataron a Ignacio, de acuerdo con su relato.   

Durante la tarde llegaron vehículos de la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal, con elementos armados, a las afueras del Centro de Readaptación Femenil. Permanecieron frente a una de las puertas, mientras los fotógrafos esperaban captar el momento exacto de la salida de Cassez.

Poco antes de las 18:00 horas (local), el abogado Acosta apareció en la puerta principal del penal y dijo que Cassez estaba “muy emocionada” y en buen estado de salud. “Me dijo gracias, ya llegamos aquí”, relató el defensor de la ciudadana francesa.

Mientras seguía hablando, un convoy de vehículos de la policía y del sistema penitenciario salió por una puerta lateral del Centro y, con ellos, Florence Cassez.

Cuando los ruidos de las sirenas se desvanecieron, y la ciudadana francesa se alejó del lugar, Michelle y su cuñada insistieron en que había ocurrido una burla a la justicia.

“Le diría a Florance Cassez que es una cobarde, que cómo se atrevió a pedir que la liberaran, si ella sabe lo que hizo, ella es una persona mala que debe pagar por lo que hizo. Dejó a tres niñas sin padre  y a una familia destruida, que nunca se va a recuperar de esa pérdida”, comentó Michelle a CNNMéxico.

Agregó que seguirá luchando porque se haga justicia, y pidió ayuda al presidente, Enrique Peña Nieto, para que no predomine la impunidad. “No me voy a quedar callada”, expresó, al tiempo en que pidió a otras víctimas de secuestro permanecer unidas y “hacer lo que tengan que hacer”.

Ahora ve
No te pierdas