La presión en redes sociales derroca al titular de la Profeco

El presidente de México ordenó que Humberto Benítez Treviño dejara el cargo, por el escándalo de su hija en un restaurante del DF
| Otra fuente: CNNMéxico

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, ordenó este miércoles la remoción del titular de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), Humberto Benítez Treviño, casi 20 días después de que su hija se convirtiera en uno de los principales temas de las redes sociales, con críticas porque supuestamente amenazó con lograr la clausura de un restaurante.

Aunque una investigación que hizo la Secretaría de la Función Pública (SFP) determinó que Benítez Treviño no tuvo responsabilidad directa en el caso, el mandatario mexicano consideró que lo ocurrido afectó la imagen de la Profeco, indicó el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong.

"Además de cumplir nuestras funciones en el marco de la ley estamos obligados a desempeñarnos con ética y absoluto profesionalismo", agregó. "Con esta decisión, el presidente de la República envía un mensaje claro a todos los servidores públicos".

El objetivo es “evitar que se vulnere la autoridad y eficacia de la Profeco ante prácticas que atentan contra los derechos de los consumidores del país”, dijo el secretario de Gobernación.

Benítez Treviño indicó este miércoles en un comunicado de despedida que “el juicio de la opinión pública” afectó la imagen de Profeco, y la de su persona, además de repercutir en su familia.

“(Benítez Treviño) ratificó una vez más, que no tuvo injerencia en los hechos sucedidos el pasado 26 de abril en la colonia Roma”, y refrendó “su absoluta lealtad” al presidente Peña Nieto, según el texto que aparece en Profeco.gob.mx.

 En otro punto del mensaje, agradeció al mandatario mexicano la oportunidad de colaborar como procurador federal del Consumidor, y “manifestó su profundo reconocimiento al apoyo solidario e incondicional del secretario de Economía”, Ildefonso Guajardo.

"Subrayó que como procurador Federal del Consumidor siempre actuó con honradez personal e institucional, con lealtad, imparcialidad, rectitud y patriotismo”, según el comunicado.

El pasado 26 de abril, Andrea Benítez, hija del titular de la Profeco amenazó con clausurar el restaurante Maximo Bistrot, de la Ciudad de México, porque no le asignaron la mesa que quería, aunque no había hecho una reservación, de acuerdo con lo que reportó el diario Reforma.

Un par de horas después de que la hija del funcionario se fuera del lugar, llegaron inspectores de la Profeco y comenzaron a colocar sellos en el restaurante, aunque los clientes seguían ahí.

En el proceso de colocación de sellos, uno de los inspectores empujó a un comensal, lo que provocó que el resto de los clientes se molestaran, y comenzaran a grabar lo que ocurría. Entonces los trabajadores de la Profeco suspendieron el trabajo de clausura, y se retiraron del lugar, para subir a una camioneta.

Pero el caso creció en las redes sociales. Los usuarios convirtieron en tendencia la etiqueta #LadyProfeco, para hacer cientos de críticas a la hija del funcionario, que bloqueó su cuenta de Twitter, aunque antes se disculpó.

“Me siento muy apenada por lo que pasó”, escribió.

Su padre, Benítez Treviño, también pidió perdón. "Ofrezco una sincera disculpa a quien haya sido afectado por el inapropiado comportamiento de mi hija Andrea", indicó en un comunicado.

El 9 de mayo pasado, la Secretaría de la Función Pública (SFP) anunció la suspensión de cuatro funcionarios de la Profeco que estuvieron involucrados en la revisión del restaurante Máximo Bistrot.

Según la SFP, que abrió una investigación luego de que se dio a conocer el caso, se tomó declaración de 13 funcionarios, incluyendo a Benítez, y se acreditó que hubo funcionarios de la procuraduría que “actuaron de manera inmediata, sin cumplir con los requisitos mínimos de urgencia para la atención de una denuncia anónima”.

Benítez Treviño dijo entonces que acataría “en todos sus términos” la determinación de la SFP, porque para la Profeco “el cumplimiento de la ley es el único privilegio que hay”

También mencionó en una conferencia de prensa que nunca había considerado renunciar, después de lo que ocurrió con su hija, porque él no ordenó verificar o clausurar el restaurante.

La historia de #LadyProfeco llegó a la prensa internacional. Un artículo del diario New York Times indicó: “Andrea Benítez simplemente hizo lo que muchos mexicanos ricos y con conexiones siempre han hecho: usó sus influencias”.

“Benítez y su padre se han convertido en el blanco de una amplia y rápida campaña de medios sociales, con miles de tuits condenándolos”, agregó el reporte.

CNNMéxico se comunicó al restaurante Maximo Bistrot para solicitar su opinión sobre el despido de Benítez, pero el personal del local que respondió la llamada desconocía la decisión, por lo que prefirió no emitir opinión alguna.

La Profeco es parte del gabinete ampliado de la administración de Peña Nieto.

Ahora ve
No te pierdas