Tres mexicanos se declaran culpables por asesinar a un agente de EU

Los acusados podrían ser condenados a cadena perpetua por el homicidio e intento de homicidio de dos diplomáticos estadounidenses en México
foto
Jaime Zapata  foto
| Otra fuente: CNNMéxico

Tres presuntos integrantes del grupo criminal Los Zetas se declararon culpables por el asesinato de un agente especial y el intento de homicidio de otro funcionario del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés) en territorio mexicano, informó este jueves el Departamento de Justicia de Estados Unidos. En tanto, un cuarto acusado aceptó su colaboración con los sospechosos tras el ataque.

Todos podrían recibir una sentencia de cadena perpetua, pero aún no hay fecha para la condena.

Jaime Zapata y Victor Avila, quienes trabajaban para la embajada de EU en México, recibieron disparos de un grupo armado en una carretera del estado de San Luis Potosí en febrero de 2011. Zapata falleció y Avila resultó gravemente herido.

Entre los acusados está Julián Zapata Espinoza, de 32 años, quien se declaró culpable este mismo jueves ante un juez en Washington. Presuntamente él dirigía al grupo que agredió a los agentes, de acuerdo con un comunicado publicado en el sitio de internet del Departamento de Justicia.

Rubén Darío Venegas, de 25 años, y José Ismael Nava Villagrán, de 30, admitieron su colaboración en el asesinato de Zapata y el intento de homicidio de Ávila en 2011 y 2012, respectivamente, pero el gobierno estadounidense dio a conocer su declaratoria hasta este jueves. 

Estos tres sospechosos confesaron que son miembros de Los Zetas, una organización criminal mexicana dedicada al tráfico de drogas, extorsión, secuestro, entre otros delitos.

Un cuarto acusado, Francisco Carbajal, de 38 años, se declaró culpable de ayudar a los presuntos zetas después del ataque. 

"Espero que el anuncio de la declaración de culpabilidad por parte de los miembros del cártel haga justicia en alguna medida a las víctimas y sus familias", dijo el asistente del fiscal general, Mythili Raman.

Los dos agentes de la ICE viajaban a bordo de una camioneta blindada cuando fueron atacados por el grupo en una emboscada. Los acusados fueron detenidos días después por las autoridades mexicanas y extraditados a Estados Unidos.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Según el testimonio de Zapata Espinoza, él ordenó a los funcionarios estadounidenses detenerse y salir de su vehículo, pero Zapata y Avila se negaron e intentaron identificarse como funcionarios diplomáticos. Después intentaron escapar y los zetas les dispararon.

En febrero pasado, familiares de Jaime Zapata interpusieron una demanda contra 20 acusados, incluido el gobierno estadounidense y los compradores de las armas utilizadas en el ataque, por reparación de daños por casi 75 millones de dólares. 

Ahora ve
La vida y la muerte de la princesa Diana sacudieron a la realeza británica
No te pierdas
×