Militares rescatan a 165 migrantes secuestrados en Tamaulipas

151 de los liberados son extranjeros y 14 mexicanos; fueron localizados el 4 de junio, informó Gobernación
  • A+A-
Autor: Mauricio Torres | Otra fuente: CNNMéxico

Un total de 165 migrantes de varias nacionalidades que permanecían secuestrados en Tamaulipas, en el noreste de México, fueron rescatados por el Ejército el pasado 4 de junio, informó este jueves el gobierno federal. 

Las personas fueron ubicadas gracias a una denuncia anónima, que llevó a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) a enviar un grupo de militares a un domicilio del municipio de Gustavo Díaz Ordaz, dijo a la prensa el subsecretario de Normatividad de Medios de la Secretaría de Gobernación (Segob), Eduardo Sánchez Hernández. 

En el lugar, los militares encontraron a un hombre armado que trató de escapar y, tras revisar el inmueble, hallaron a los migrantes, agregó el funcionario. Las víctimas llevaban entre dos y tres semanas secuestradas, de acuerdo con las autoridades.

"Los efectivos del Ejército mexicano encontraron en este domicilio a un grupo de 165 personas de diferentes nacionalidades, entre ellas siete niñas y niños, las cuales manifestaron que se hallaban secuestradas por el individuo armado y que fueron privadas de su libertad en condiciones precarias”, dijo Sánchez Hernández. 

De los migrantes localizados, 151 son extranjeros y los 14 restantes mexicanos. Pretendían cruzar la frontera de México hacia Estados Unidos antes de ser secuestrados. 

Entre los extranjeros hay 77 salvadoreños, 50 guatemaltecos, 23 hondureños y un indio, quienes recibieron atención médica y serán llevados a instalaciones del Instituto Nacional de Migración (INM) en la Ciudad de México. 

El presunto secuestrador, que fue detenido por los militares, fue identificado como Juan Cortez Arrez, un hombre de 20 años. Según el subsecretario, el Ejército lo entregó al Ministerio Público para que sea investigado. 

Sánchez Hernández no identificó a qué grupo delictivo pertenece el sospechoso y se negó a responder preguntas de la prensa.

Tamaulipas, uno de los estados más violentos del país, ha sido escenario de otros secuestros y asesinatos masivos de migrantes. 

En agosto de 2010, los cadáveres de 72 personas (58 hombres y 14 mujeres) fueron encontrados en una fosa clandestina en un paraje del municipio de San Fernando, Tamaulipas. De ellos, 60 fueron identificados, informó la entonces procuradora Marisela Morales en septiembre de 2012, cuando compareció ante el Senado.

Morales aseguró que no todos los cuerpos hallados eran de migrantes, como inicialmente dijeron las autoridades al realizar el hallazgo. Meses después, en abril de 2011, el número de cuerpos hallados en distintas fosas clandestinas en San Fernando llegó hasta 120.

Los delincuentes secuestran a los migrantes para obtener recursos exigiendo un rescate a las familias o incluso para reclutarlos.

Ante esa situación, activistas y gobiernos de América Latina han urgido a México a desplegar acciones que garanticen la seguridad de los migrantes que llegan a su territorio.

Ahora ve